Publicidad

El Renault City K-ZE, el coche eléctrico de los 7.000 euros en China, llegará a Europa y podría hacerlo bajo la firma Dacia

El Renault City K-ZE, el coche eléctrico de los 7.000 euros en China, llegará a Europa y podría hacerlo bajo la firma Dacia
21 comentarios

Publicidad

Publicidad

Renault actualizará el City K-ZE, su modelo eléctrico que comercializa en China por un precio equivalente a 7.200 euros, a fin de añadir una variante del modelo low cost adaptada al mercado europeo.

Así lo confirmó a Autocar Gilles Normand, jefe del área de vehículos eléctricos de Renault, quien dejó abierta la posibilidad de que esta "versión especial" se englobe dentro del abanico de la gama Dacia, propiedad del fabricante francés.

De confirmarse este hecho, sería el primer vehículo cero emisiones de la firma rumana, lo que le ayudaría a acercarse al objetivo de emisiones de CO₂ que exigirá Europa desde 2020 y que por el momento no cumple.

Normand ha ratificado lo que dejó entrever a principios de mes Emmanuel Bouvier, director comercial de eléctricos en Renault, cuando también anunció que la marca del rombo está trabajando en un coche eléctrico compacto más grande que el Renault ZOE, que competirá con el Volkswagen ID.3 e, incluso, podría plantar cara al Tesla Model 3.

Asimismo, el anuncio de Gilles Normand parece confirmar implícitamente que la ofensiva eléctrica del Grupo Renault no se verá alterada tras el despido fulminante a comienzos de mes de Thierry Bolloré, el hasta entonces director general de la marca. Un movimiento que se sumó al cambio de CEO en Nissan, socio de la alianza junto con Renault y Mitsubishi, y que parecía poner en entredicho los planes de futuro, pero que finalmente todo hace indicar no interferirá en la hoja de ruta.

Un Renault City K-ZE mejorado para Europa

Renault Zoe Cargando

Respecto al precio del Renault City K-ZE europeo, por el momento se desconoce a que precio se comercializará, si bien Bolloré habló en su momento de unas 10.000 libras (11.500 euros al cambio actual), pero sin especificar nada acerca de versiones o acabados.

En cualquier caso, la fabricación de todas las variantes se seguirá llevando a cabo en la planta china de Shiyan, propiedad del socio local de Renault Dongfeng, a fin de reducir costes de producción y poder lanzarlo a un precio ajustado en Europa, donde competirá dentro del segmento A contra modelos como el SEAT Mii eléctrico o el smart EQ forfour.

Cabe recordar que el Renault City K-ZE es la versión eléctrica del Renault Kwid y se vende en exclusiva China para uso urbano. Se trata de un modelo de 3,74 m de largo equipado con un motor eléctrico de 33 kW (45 CV) y 125 Nm, asociado a una batería de iones de litio de 30 kWh (26,8 kWh útiles), la cual concede una autonomía de 271 km (ciclo NEDC).

Unas prestaciones que, según la mencionada publicación británica, se mejorarán en la edición que desembarcará en Europa, al igual que los sistemas de seguridad y los niveles de equipamiento, aunque por el momento no se ha especificado ningún dato al respecto.

El carsharing de trasfondo

A pesar de que la fiebre SUV sigue latente tal y como demostraron los datos de 2018, el vicepresidente de ventas de Renault, Olivier Murguet, confía en que el segmento de los coches urbanos seguirá teniendo su clientela en los años venideros, especialmente los conductores jóvenes, aunque alejados del formato tradicional de compra.

"Los jóvenes alquilarán este tipo de coche y es por eso que creemos que, cuando el eléctrico del segmento A llegue al mercado en Europa, podría tener un gran éxito en carsharing", explicó Murguet. Un área en la que Renault ya tiene experiencia tanto en Francia como en España, concretamente en Madrid, donde gestiona junto con Ferrovial Zity, un servicio de coches compartidos que opera con 658 unidades del Renault ZOE.

En Motorpasión | Doce coches eléctricos que llegarán antes de 2020: autonomía, precios y marcas

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir