Compartir
Publicidad

Cash For Clunkers o C.A.R.S., el Plan Renove de Estados Unidos

Cash For Clunkers o C.A.R.S., el Plan Renove de Estados Unidos
21 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El Tío Sam ha publicado las condiciones de su nuevo programa de ayudas a la compra de vehículos. Se apuntan a la tendencia de Europa y Japón de incentivar la compra de coches nuevos, con vistas a mejorar la eficiencia energética. Las siglas de C.A.R.S. son Car Allowance Rebate System.

El plan comienza retroactivamente el 1 de julio y acabará en noviembre o cuando se acaben los fondos. Se destinan 1.000 millones de dólares en créditos para la compra de coches nuevos o alquiler a cinco años mínimo (leasing). Hay que entregar un vehículo a cambio para achatarrarlo, que tiene que cumplir una serie de condiciones.

El gobierno de Barack Obama quiere que miles de americanos manden al desguace su montón de chatarra y compren un modelo que gaste menos y sea más seguro, ya sea de fabricación americana o no. Las ayudas son para turismos, SUV/pick-up y camiones pequeños (trucks). Hay hasta 4.500 dólares de incentivo por barba.

El coche viejo tiene que tener un consumo igual o superior a 18 mpg (13,07 l/100 km), 16 mpg (14,7 l/100 km) si se trata de un SUV o pick-up. Además tiene que tener menos de 25 años, que pueda moverse solito, papeles en regla y que se acredite propiedad durante un año. Los camiones pequeños y demás trastos no exigen una INeficiencia concreta.

Gama hibrida Chevrolet 2009

En el caso de compra de turismos, si mejora el consumo en 4 mpg dan 3.500 dólares, pero si la mejora es de 10 mpg se reciben 4.500 dólares. En el caso de los SUV/pick-up, 2 mpg de mejora para 3.500 dólares y 5 mpg de mejora para los 4.500 dólares. Si se tiene un pick-up anterior al año 2000 hay 1.000 dólares de ayuda directos.

Los vehículos achatarrados deben quedar totalmente fuera de combate, es decir, que no puedan volver a usarse como automóviles en ningún lugar. Se pueden rescatar piezas para usarlas de recambio siempre y cuando el motor y la transmisión pasen a la historia. La NHTSA vigilará los posibles fraudes y tramitará las ayudas.

2009 Dodge Avenger

Los fabricantes de automóviles no tienen que poner ni un centavo, y están obligados a no cobrar de más ni a restar promociones en vigor. Sin embargo, Chrysler ya se ha ofrecido a doblar el importe de la ayuda, y es de esperar que General Motors (20 modelos 2009 rinden más de 30 mpg) y Ford hagan lo propio o parecido.

De momento los que tienen más facilidad para llevarse el gato al agua son los japoneses, coreanos y europeos, que ya tienen en el mercado americano bastante oferta de coches eficientes y a precios competitivos. El precio del coche nuevo no podrá exceder los 45.000 dólares de precio de venta al público.

Ford Fusion Hybrid

Estados Unidos necesita mover su industria del automóvil, que ha estado más que nunca cerca de desaparecer. Por otra parte necesita reducir su bestial dependencia energética, ya que es uno de los talones de Aquiles de su economía. Este programa ayudará lo suyo, pero tiene que complementarse con otras medidas.

Fuente | Univision, C.A.R.S., Automotive Consumers Council

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio