¿Te gusta conducir? Lexus quiere ser la BMW de la era eléctrica y por eso ha desarrollado un cambio manual para su deportivo cero emisiones

¿Te gusta conducir? Lexus quiere ser la BMW de la era eléctrica y por eso ha desarrollado un cambio manual para su deportivo cero emisiones
7 comentarios

Nos guste o no, el coche eléctrico es el futuro de la automoción. El cambio es inevitable. Y cuando se trata de coches eléctricos, la resistencia es inútil. En ese sentido, Lexus ha publicado su hoja de ruta para la electrificación, y en ella hay algunos guiños para los que nos gusta conducir.

El Lexus Electrified Sport es por supuesto el más evidente, pero el verdadero guiño lo encontramos en el desarrollo de un cambio manual, con pedal de embrague incluido, para ese futuro deportivo eléctrico.

Ya hemos visto algún que otro eléctrico con “cambio manual”, pero eran show cars en su mayoría, como el Ford Mustang Lithium. Lexus, sin embargo, va en serio y quiere llevarlo a producción.

El sistema utiliza un pomo de cambio al uso, un tacómetro y un pedal de embrague. Aunque lo llamemos embrague, para entendernos, no es realmente un pedal de embrague ya que no está conectado a un ningún embrague. Por supuesto, un coche eléctrico tampoco tendría una caja de cambios con engranajes y sincronizadores.

Recrear lo que le falta a los eléctricos: sensaciones

Toyota GR Cambio Manual

Así, en lugar de instalar una verdadera caja de cambios manual mecánica asociada a un motor eléctrico, esta tecnología utiliza una palanca de cambios y un pedal de embrague desconectados que emplean controladores hápticos para crear sensaciones y generadores de sonido en el habitáculo para crear una experiencia total, aunque fuera no se oiga nada. Al final, todo se simula mediante software.

Takashi Watanabe, ingeniero jefe de Lexus Electrified, lo describe como un "mapa de fuerzas de conducción simulada con posiciones de pedal y cambio para reproducir la sensación de una transmisión manual".

Lexus Electrified Sport Cambio Manual

Es tan realista aseguran que el conductor se enfrenta incluso a la posibilidad de calar el coche o que se vaya hacia atrás al arrancar en pendiente. Y como el sistema se rige por unos y ceros, cada conductor puede elegir la "desmultiplicación" que más le guste o necesite sin tener que desmontar y abrir una caja de cambios.

¿Desarrollos más cortos para una mayor aceleración en un tramo de curvas? Se selecciona ese gestión. ¿Desarrollos más largos para la Autobahn? Se vuelve a cambiar la gestión, y voilá tenemos un coche pensado para una velocidad máxima y no tanto para la aceleración.

Watanabe reveló esta tecnología ante el Lexus Electrified Sport, un coche que se rumorea que será el sucesor eléctrico del Lexus LFA. De momento, la transmisión se ha instalado en un Lexus UX300e para realizar pruebas. Y viendo el vídeo, nadie diría que es un coche eléctrico.

¿Qué gana Lexus desarrollando un cambio manual para un eléctrico? No tiene ninguna función y no es necesario para que el coche funcione. Oficialmente, es devolver el placer de conducción en la era del coche eléctrico, un tipo de coche que por su naturaleza no genera las mismas sensaciones que se obtienen conduciendo un deportivo al uso, como el ruido, las vibraciones o el sentirse implicado en la conducción.

Es el tipo de coches que solía hacer BMW y unas características que se apreciaban en casi todos los modelos de la gama. Son también unas características que cada vez menos parecen preocuparle a la clientela. Veremos si Lexus acierta en ese camino.

En cuanto al concepto car Lexus Electrified Sport es la visión de Lexus de un "futuro coche deportivo con un sistema de propulsión eléctrico"... y con cambio manual.

Se habla de una aceleración similar a la de los mejores Tesla, con un 0-100 km/h alrededor de dos segundos, pero el aspecto más atractivo de ese coche es su diseño. Sencillamente magnífico.

Temas