Compartir
Publicidad
Mitsubishi Eclipse Cross, a prueba: un SUV cómodo y agradable, a caballo entre el ASX y el Outlander
Pruebas de coches

Mitsubishi Eclipse Cross, a prueba: un SUV cómodo y agradable, a caballo entre el ASX y el Outlander

Publicidad
Publicidad

Durante el pasado Salón de Ginebra el fabricante japonés Mitsubishi presentaba un nuevo SUV, el llamado Mitsubishi Eclipse Cross, que revive un nombre mítico de la casa (para enfado de los más puristas) pero lo convierte en un todocamino con líneas de coupé. Un producto a la moda, vaya.

El nuevo Mitsubischi Eclipse Cross, posicionado a medio camino entre el ASX y el Outlander, llega a nuestro país con el objetivo de ser un éxito en ventas, desde 21.800 euros. Las primeras unidades aterrizan en concesionarios a principios de enero, aunque nosotros ya lo hemos podido probar para contarte los detalles.

Con 4,40 metros de largo, este todocamino basado en la plataforma del Outlander es sólo 5 centímetros más grande que el ASX, pero esto cobra sentido al tener en cuenta que el próximo ASX será más pequeño, abriendo hueco así para que el Eclipse Cross se situe perfectamente entre los otros dos SUV de la oferta de Mitsubishi.

Mitsubishi Eclipse Cross, prueba contacto
Mitsubishi Eclipse Cross, prueba contacto

El que podría ser el último producto 100% Mitsubishi tras la alianza con Renault-Nissan (efectiva desde hace un par de meses, aunque anunciada en octubre de 2016), pretende alcanzar unas ventas en España de 3.000 unidades para el año 2018.

De momento el Eclipse Cross está disponible únicamente con una motorización de gasolina, el 1.5 litros DOHC de cuatro cilindros y 163 CV, tanto 4x2 y manual como 4x4 y automático. Dentro de un año, aproximadamente, llegará el 2.2 DI-D turbodiésel (automático y 4x4 exclusivamente), del que no sabemos potencia pero sí par máximo: 400 Nm.

Ya en 2019 podría aparecer una variante 'electrificada', que probablemente sea un híbrido convencional, aunque la plataforma está preparada también para un híbrido enchufable. De momento es un misterio.

Mitsubishi Eclipse Cross, prueba contacto
Mitsubishi Eclipse Cross, prueba contacto

Un diseño que enamora, o todo lo contrario

Cada vez es más habitual que ciertas marcas apuesten por arriesgar en términos de diseño, con productos que, o bien te enamoran a primera vista, o no acaban de convencerte en absoluto. El Eclipse Cross, con sus interesantes y curiosas líneas, entra dentro de esta categoría.

Su frontal, con la identidad de la marca por bandera, deja paso a un lateral en el que llaman la atención la línea de techo y un pilar trasero muy inclinado hacia delante. La trasera es quizá lo más controvertido, por la luneta partida y los prominentes pilotos. De nuevo, o te encanta, o no te gusta nada.

El habitáculo, aunque sigue la línea de otros modelos, con un diseño sencillo pero atractivo, goza de un aspecto agradable y materiales que también lo son, como por ejemplo los recubrimientos del salpicadero o la zona superior de las puertas, de plástico blando y gomoso. Los guarnecidos de las puertas traseras también están bastante más cuidados que en el ASX, por ejemplo.

Mitsubishi Eclipse Cross, prueba contacto
Mitsubishi Eclipse Cross, prueba contacto

Lo mejor de todo es la habitabilidad, ya que como sus hermanos de gama, el Eclipse Cross ofrece un gran espacio interior. En la parte trasera hay muchísimo espacio para las rodillas y, al menos para personas de 1,80 metros de altura, también hay un buen espacio para la cabeza, aunque menos generoso.

La plaza central, pese a ser estrecha, no tiene un voluminoso túnel de transmisión que nos incomode y además cuenta con reposacabezas. En cualquier caso, la banqueta se desliza longitudinalmente hasta 20 centímetros, y los asientos tienen una reclinación de entre 16 y 32 grados. Los asientos, además, se abaten en relación 40:60.

En este modelo Mitsubishi ha apostado por un sistema multimedia con conectividad para smartphone (Apple Car Play, Android Auto y Mirror Link), y de hecho ni siquiera se ofrece un navegador integrado. Según la marca, la solución es que el cliente utilice el sistema de su teléfono (Google Maps, Waze, etc...).

Mitsubishi Eclipse Cross, prueba contacto
Mitsubishi Eclipse Cross, prueba contacto

En cuanto a lo que no nos gusta tanto, destacar las molduras de plástico que flanquean la consola central, cuya calidad no es especialmente sobresaliente, el mando de control táctil (que parece heredado directamente del de Lexus -ver foto-) o la pantalla flotante del salpicadero, que para muchos puede resultar una pega por no estar integrada (algo también bastante de moda en muchos otros modelos) o por no ser escamoteable.

A pesar de este par de cosas, el del Eclipse Cross nos parece un interior más que correcto, y desde luego más apetecible que el del Outlander, por ejemplo, con el que comparte el volante o el módulo de mandos de la climatización (que en este caso está en una posición más baja).

Por último, el maletero ofrece un volumen de carga de entre 341 y 448 litros, en función de la posición de la banqueta trasera. Además, cuenta con un doble fondo donde encontramos el kit antipinchazos (no hay rueda de repuesto). La capacidad máxima con asientos abatidos no se especifica.

Mitsubishi Eclipse Cross, prueba contacto
Mitsubishi Eclipse Cross, prueba contacto

Objetivos: comodidad y refinamiento

El Mitsubishi Eclipse Cross es una propuesta enfocada a rivalizar con veteranos del segmento como el Nissan Qashqai, el Hyundai Tucson o el Kia Sportage, pero también con los más recientes SEAT Ateca, el Peugeot 3008 o el Toyota C-HR. Una competencia muy dura, sin lugar a dudas.

¿Y qué ha pensado Mitsubishi para hacer frente a rivales de tal calibre? Pues un SUV que no busque tener un marcado carácter deportivo (a pesar de su nombre) sino más bien comodidad de marcha, suavidad y refinamiento. Y lo cierto es que consigue precisamente todo lo anterior.

En marcha se nota que es un coche de dimensiones generosas, pero su suspensión (McPherson delante y multibrazo detrás) resulta especialmente suave y cómoda, incluso con llantas de 18 pulgadas y gomas en dimensiones 225/55 R18. Dinámicamente no tiene la precisión del ASX, pero tampoco balancea tanto como un Outlander y se deja guiar mejor en zonas de curvas, con una dirección eléctrica también suave, aunque no muy comunicativa.

Mitsubishi Eclipse Cross, prueba contacto
Mitsubishi Eclipse Cross, prueba contacto

Además de la suavidad de marcha, a la sensación de confort también contribuye la insonorización del habitáculo, al que solo llega ruido aerodinámico a velocidades elevadas, que proviene muy probablemente de los retrovisores, que como en el ASX son de grandes dimensiones (un punto a favor para la visibilidad). Y hablando de visibilidad... ¿qué tal la trasera con la luneta partida? Pues no hay problema, ya que utilizas básicamente la mitad superior para ver la carretera. Todo bien.

Motor competente y un CVT que sorprende

La mayor sorpresa es quizá el motor 1.5 litros turbo de cuatro cilindros y 163 CV. Según Mitsubishi no está puesto a punto para ser lo más en prestaciones (0-100 km/h en 9,8 segundos -el 4x4 CVT-), pero es cierto que a pesar de su cilindrada ofrece una respuesta muy buena a bajo régimen y mueve con soltura al modelo -que pesa en torno a tonelada y media en esta versión-, gracias a una curva de par bastante plana. El par máximo de 250 Nm está disponible entre 1.800 y 4.500 RPM.

Además, el cambio CVT de ocho relaciones funciona muy bien, tanto que podrías pensar que se trata de una caja automática convencional. A plena carga, en aceleración, la caja parece cambiar a marchas superiores (aunque realmente sean ficticias), lo cual contribuye a unas sensaciones muy satisfactorias para tratarse de un CVT.

Mitsubishi Eclipse Cross, prueba contacto
Mitsubishi Eclipse Cross, prueba contacto

La tracción total S-AWC (Super-All Wheel Control) de control electrónico reparte el par de manera automática y variable entre las cuatro ruedas, y cuenta con tres modos de funcionamiento: Auto (se envía par al eje trasero -hasta un 45%- cuando la adherencia disminuye), Snow (para nieve, con hasta un 55% de par al tren posterior) y Gravel (para tierra o caminos en mal estado -hasta 60%-).

Ahora bien, a pesar de homologar un consumo medio de 7 litros a los cien kilómetros (en la versión 4x4 automática que probamos), en un uso real por autovías y carreteras secundarias la cifra se movió más bien entre 9 y 10 litros, lo cual nos resulta más elevado de lo que esperábamos. Sólo conseguimos rondar los 8 litros en circunvalaciones, rodando entre 80 y 100 km/h.

En cuanto a sistemas de asistencia a la conducción (apuntar que el Eclipse Cross ha conseguido 5 estrellas Euro NCAP) , incorpora de serie el sistema de alerta de cambio de carril, detección de ángulo muerto, sistema de mitigación de colisión frontal o asistente de arranque en pendiente. También se equipa de serie un sistema antiguiñada que actúa mediante los frenos.

Mitsubishi Eclipse Cross, prueba contacto
Mitsubishi Eclipse Cross, prueba contacto

Tres niveles de equipamiento

La gama del Eclipse Cross está compuesta por tres acabados, denominados Challenge, Motion y Kaiteki. El equipamiento a destacar de cada versión es el siguiente:

  • Challenge: El nivel más básico incorpora ya llantas de 16 pulgadas, barras portaequipajes, cristales traseros tintados, retrovisor fotosensible, luces diurnas LED y antinieblas delanteras, climatizador automático, volante de cuero multifunción, control de crucero o cámara de marcha atrás.
  • Motion: La opción intermedia suma llantas de aleación de 18 pulgadas, sistema de conectividad (Apple Car Play y Android Auto), mando táctil, Head-Up Display, cámara de marcha atrás con sensores de aparcamiento delanteros y traseros, climatizador automático bizona y apertura y arranque sin llave.
  • Kaiteki El tope de gama incluye tracción total, techo panorámico eléctrico, tapicería de cuero, asientos delanteros calefactables (el del conductor eléctrico), faros Bi-LED, equipo de sonido Rockford Fosgate y cámara de 360 grados, entre otras cosas.
Mitsubishi Eclipse Cross, prueba contacto
Mitsubishi Eclipse Cross, prueba contacto

Precios Mitsubishi Eclipse Cross

De momento, la lista de precios disponible para el modelo (incluyendo precios de promoción de lanzamiento), siempre con el motor 1.5 litros de gasolina, es la siguiente:

  • Eclipse Cross 1.5 Challenge: 26.300 euros (Precio promo: 21.800 euros)
  • Eclipse Cross 1.5 Motion: 28.500 euros (Precio promo: 24.000 euros)
  • Eclipse Cross 1.5 CVT Motion: 30.000 euros (Precio promo: 25.500 euros)
  • Eclipse Cross 1.5 Kaiteki: 36.000 euros (Precio promo: 31.500 euros)
Los gastos asociados a esta toma de contacto han sido asumidos por la marca. Para más información, consulta nuestra guía de relaciones con empresas.
Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos