Publicidad

La fusión entre el Grupo PSA y FCA, más cerca que nunca: Europa decidirá antes del 2 de febrero si autoriza la operación

La fusión entre el Grupo PSA y FCA, más cerca que nunca: Europa decidirá antes del 2 de febrero si autoriza la operación
4 comentarios

El desenlace del proceso de fusión entre FCA y PSA ya tiene fecha oficial. Los reguladores antimonopolio de la Unión Europea (UE) decidirán como muy tarde el 2 de febrero si dan o no luz verde a la creación de Stellantis, el fabricante resultante de dicho acuerdo y que se convertiría en el último gigante de la automoción.

De esta forma, Europa ha establecido fecha límite para decretar, tras una larga investigación, si los argumentos esgrimidos por ambas compañías son suficientemente sólidos como para disipar el riesgo de oligopolio que sembró la duda en los Veintisiete.

El problema principal reside en el mercado de los vehículos comerciales ligeros (furgonetas) por debajo de 3,5 toneladas en el Espacio Económico Europeo. Según datos de 2019, PSA copaba el 25% de este mercado, cifra que se eleva hasta el 34% si añadimos a la fórmula el porcentaje que representó FCA.

Sin embargo, las cuotas de mercado en sus respectivos países, Francia e Italia, se eleva hasta el 45% y 48%, respectivamente, superando así el 40% que marca el umbral a partir del cual la Comisión Europea se inquieta al considerar que hay riesgo de que se pueda reducir la competencia.

Más furgonetas de Toyota para disipar las dudas de Europa

Toyota Proace

Para que ello no ocurra, a finales del pasado mes de septiembre PSA presentó una solución a Europa que pasa por aumentar la capacidad de producción de las furgonetas Toyota en su empresa conjunta de furgonetas, y a precios de costo.

El conglomerado automovilístico francés construye las furgonetas Peugeot Expert y Citroën Jumpy junto a la Toyota ProAce en su planta de Sevelnord, al norte de Francia, de modo que lo que propone es potenciar la fabricación de esta última para tratar de disipar las preocupaciones antimonopolio de la la UE.

Tras dicha oferta por parte de PSA, la pelota está en el tejado de Europa, que deberá analizar comentarios de compañías rivales y de clientes y decidir en consecuencia si autoriza el nacimiento de Stellantis.

Dicha empresa resultante, con sede en los Países Bajos y bajo el mando el Carlos Tavares, resultaría en el cuatro fabricante a nivel mundial, con un valor de 50.000 millones de dólares.

En Motorpasión | Siete furgonetas camper que demuestran que hay vida más allá de la Volkswagen California

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios