Compartir
Publicidad

BASF quiere multiplicar por diez la capacidad de las baterías NiMH

BASF quiere multiplicar por diez la capacidad de las baterías NiMH
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hace un año que os contábamos que la compañía química alemana BASF se embarcaba de lleno en la interesante tarea de desarrollar baterías para coches eléctricos. No obstante, su plan distaba de ser ambicioso o de entregarnos unas cifras superiores, de aquellas que nos hacen desconfiar de la tecnología que se pretende.

Un año después de BASF nos anuncia sus adelantos con respecto a las baterías de níquel e hidruro metálico (NiMH) que son las que utilizan las motorizaciones híbridas no enchufables. Los investigadores de la compañía han logrado desarrollar lo que podríamos llamar una nueva generación de esta tecnología que dobla la energía almacenada. Su objetivo, y aquí es donde ya hablamos de ambición, es multiplicar la capacidad de las baterías NiMH por diez.

El trabajo de BASF se ha centrado en alterar la microestructura del níquel buscando más durabilidad, lo que ha traído consigo además un ahorro de masa. En los avances conseguidos hasta la fecha por la compañía, se hablan de 140 Wh/kg.

Cifra que un primer vistazo está lejos de impresionar y que bastantes de los actuales modelos enchufables con baterías de iones de litio superan. No obstante, la baza que está jugando BASF se refiere al conjunto del sistema, y no tanto a las celdas en solitario. Según apuntan, la ventaja de las celdas de litio se apura dados los sistemas de seguridad y de gestión de energía que requieren para su funcionamiento.

Bateria Ni Mh Toyota

Se apoyan en datos publicados por el U.S. Advanced Battery Consortium que indican que estos sistemas suponen un aumento en el peso del conjunto de las baterías de iones de litio de un 50%, y un 25% en el precio. Si tenemos en cuenta esto, la densidad energética disminuiría considerablemente.

En cualquier caso, solo una mejora sustanciosa en la tecnología de las baterías de níquel podría fundamentar este análisis que realizan, y es que hasta la fecha esta siguen siendo más voluminosas y pesadas que las de iones de litio. Es labor de BASF demostrarnos lo contrario. Apuntaremos como ventaja el tamaño de la compañía alemana, que parece transmitirnos algo de credibilidad. Por cierto, también se marcan un precio objetivo para su proyecto: 146 dólares (unos 134 euros) por kWh.

Vía | MIT Technology Review
Imagen | Hatsukari715 (CC)
En Motorpasión Futuro | SolidEnergy también doblará con sus nuevas baterías la autonomía del coche eléctrico en 2017, Samsung invierte 17 millones de dólares en Seeo y sus baterías de 400 Wh/kg

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos