Compartir
Publicidad

Objetivo: Porsche Taycan. Elon Musk pone al Tesla Model S camino de Nürburgring

Objetivo: Porsche Taycan. Elon Musk pone al Tesla Model S camino de Nürburgring
57 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Tras la puesta de largo del Porsche Taycan, que acaba de desvelar todos sus secretos, las miradas se han tornado hacia Tesla, en concreto al Model S, pues el de Stuttgart se postula como un duro hueso de roer, sobre todo en lo que toca al mercado europeo.

Consciente de ello es Elon Musk que ha tardado bien poco en lanzar un órdago asegurando hoy en su cuenta de Twitter que la semana que viene pondrá a rodar al Tesla Model S en Nürburgring. Y aunque no menciona en ningún momento al Taycan, es evidente que en su cabeza está la marca de los 7:42 minutos que cosechó el coche eléctrico alemán en el Infierno Verde, convirtiéndose en el eléctrificado de producción de cuatro puertas más rápido en el trazado germano. ¿Le saldrá bien la jugada?

Porsche Taycan Nürburgring

Aunque Musk se limita a mencionar al Tesla Model S de forma genérica, entendemos que el modelo se pondrá a prueba en el Nordschleife de Nürburgring será su versión Performance, la más prestacional que ofrece el modelo eléctrico californiano.

Y, a priori, no parece una buena idea, pues el actual Tesla Model S no está pensado para rodar al máximo en un trazado tan exigente como Nürburgring, primero por su notable distancia (más de 20 kilómetros) y segundo tanto por las muchas curvas que lo conforman como por su larga recta interminable. Y es que la gestión térmica de la batería del Model S se presenta como su principal enemigo.

Ahora bien, hay que tener en cuenta que el Model S ya dispone de la nueva actualización Raven, que incluye nueva suspensión adaptativa que mejora la anterior, y contará dentro de poco con un restyling (su estreno se espera para este mes). Quizá la apuesta de Musk sirva como aperitivo para demostrar de lo que es capaz la renovada berlina electrificada norteamericana...

La clave: mirarse en el espejo del Model 3

Prueba Tesla Model 3 Performance Track Mode 160

A finales de mayo de este año tuvimos noticia de esta actualización sobre el Tesla Model S, que a nivel mecánico podría incorporar nuevos motores y aplicar la tecnología y experiencia adquirida con el Model 3. Así, la gestión térmica de la batería del Model S podría mejorar con este restyling, acercándose a la de su hermano menor.

Y es que, como ya vimos, el Model 3 puede circular a velocidades cercanas a 200 km/h hasta durante 45 minutos sin hacer desfallecer sus baterías ni perder potencia. De hecho, nosotros ya pusimos a prueba al compacto eléctrico en su versión Performance en circuito y pudimos comprobar la eficiencia de su sistema de refrigeración, que opera mucho mejor si seleccionamos el Track Mode, pues enfría en primera instancia la batería anticipándose a la exigencia a la que será sometida.

Eso unido a la nueva suspensión adaptativa, y si en el menú entran nuevos frenos Brembo como los que lleva el Model 3 Performance, el Tesla Model S podría firmar un buen papel en Nürburgring. Desde luego sería lo más lógico: Musk debe tenerlo todo atado, pues no va a llevar al Model S al trazado alemán para que haga una pobre actuación. Sea como fuere, la semana que viene saldremos de dudas.

Tesla Model S Performance vs Porsche Taycan Turbo S, en cifras

Porsche Taycan 07

Sobre el papel, tanto el Tesla Model S Performance como el Porsche Taycan Turbo S muestran bastantes similitudes. Así, ambos son de tracción total (disponiendo de un motor en cada eje) y su entrega es bastante pareja: el Taycan Turbo S rinde 460 kW (625 CV) y el Model S Performance 451 kW (613 CV), aunque el Taycan puede llegar a los los 560 kW (761 CV) con el Launch Control.

Sin embargo, el Taycan Turbo S supera al Model S Performance en par máximo: 10.050 Nm para el primero y 931 Nm para el segundo. Por otro lado, la velocidad máxima es muy similar en ambos, 260 km/h el Taycan y 250 km/h el Model S, mientras que en aceleración gana el californiano: 2,6 segundos para hacer el 0-100 en comparación a los 2,8 segundos que necesita el Taycan.

Una de las claves para que el Porsche Taycan consiguiese ese tiempo en Núrburgring lo encontramos en su avanzado chasis que ha sido concebido para minimizar su peso: para la báscula en 2.295 kilos, poco más que el Model S (2.241 kilos). Asimismo, el Taycan ya ha demostrado su buen hacer en el aspecto térmico: lo vimos acelerar de 0 a 200 km/h nada menos que 26 veces sin que sus baterías se sobrecalentaran.

Tesla Model S prueba

Y ello se acompaña con la excelente suspensión neumática adaptativa, gestionada mediante el sistema Porsche Active Suspension Management (PASM) y que dispone de tres cámaras delante y es multi-link independiente detrás.

Ésta es similar a la nueva que incorpora el Tesla Model S, también adaptativa en continúo y que cambia en función del terreno, la velocidad, el ángulo de giro del volante y el estilo de conducción, endureciéndose cuando se requiere una conducción más deportiva. No obstante, la de Tesla se diferencia por ser predictiva sirviéndose de datos de geolocalización.

Sea como fuere, veremos si el Model S consigue batir al Taycan en el Nordschleife y bajar esos 7:42 minutos registrados por el eléctrico de Porsche...

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio