Los Dodge Charger y Challenger dirán adiós en 2024, y con ellos el V8 Hellcat, y la marca confirma la llegada de un híbrido enchufable

Los Dodge Charger y Challenger dirán adiós en 2024, y con ellos el V8 Hellcat, y la marca confirma la llegada de un híbrido enchufable
8 comentarios

El V8 Hellcat ya no es un simple motor, es todo un icono y un símbolo de MOPAR y de los muscle car en general. Este V8 sobrealimentado por compresor volumétrico, siempre con un mínimo de 707 CV está o ha estado presente en casi cualquier producto Dodge o Jeep. Desde una pick-up RAM pasando por un Grand Cherokee hasta el Challenger, el V8 se ha hecho un hueco en coche que no estaban predestinados a recibir semejante motor.

Y a pesar de todo ello, el Hellcat, tal y como lo conocemos, se acerca a su jubilación. Desde febrero sabíamos que tenía fecha de caducidad, pero no sabíamos exactamente cuándo sería. No sabíamos si tenía cuerda para mucho más. Hoy, ya lo sabemos.

Será en 2023 cuando el último Hellcat salga de la cadena de montaje, según ha dicho el CEO de Dodge, Tim Kuniskis, a Motor Authority. Eso le deja sólo dos años de vida al Hellcat. El que quiera y pueda tiene todavía dos años para hacerse con un Hellcat nuevo. Pero eso no significa que los recién desvelados Charger y Challenger Jailbreak serán los últimos de la estirpe.

Todavía queda algún que otra versión que desvelar, pero sin embargo las novedades más importantes de Dodge ya no tendrán como pieza central el V8 Hellcat. Lo que sí tendrán, aseguran desde Dodge, es potencia a raudales.

Un híbrido enchufable antes de la llegada del eléctrico

Dodge eléctrico
Adelanto del futuro Dodge eléctrico

Así, en el primer trimestre de 2022, Dodge mostrará una versión conceptual del muscle car eléctrico que tiene previsto para 2024. Dodge también revelará las especificaciones y potencia del eléctrico, junto con toda la tecnología que Stellantis está patentando.

Y es que Dodge planea "abrazar la electrificación de forma diferente a todo el mundo", explicó Kuniskis. "Por eso estoy esperando, hasta que tenga todas mis patentes registradas", aclaró Kuniskis.

Otra novedad importante será la introducción de un híbrido enchufable. El cual será un modelo totalmente nuevo, no derivado de un modelo existente. Por otra parte, Dodge presentará en 2022 una novedad entusiasmante, según las palabras de Kuniskis. Quizá sea la última iteración del Hellcat, el modelo del adiós.

Independientemente de que estos futuros coches lleven o no la insignia Hellcat en el futuro, las potencias descomunales seguirán siendo una de las señas de identidad de los Dodge en su era electrificada. Hasta entonces, nos quedan dos años más de Hellcat tal y como lo conocemos.

En Motorpasión | Probamos el Ford Mustang Mach 1: una bestia americana de 460 CV deliciosa, rápida y sedienta

Temas
Inicio