Publicidad

El Grupo PSA se reactiva por fin el 11 de mayo en Vigo y Figueruelas, que arrancará con la producción del Opel Corsa

El Grupo PSA se reactiva por fin el 11 de mayo en Vigo y Figueruelas, que arrancará con la producción del Opel Corsa
Sin comentarios

El Grupo PSA reanudará la actividad en sus plantas españolas de Figueruelas (Zaragoza) y Vigo (Galicia) el 11 de mayo, aunque, al igual que harán el resto de fabricantes, lo hará de forma paulatina. Se trata del último fabricante en anunciar sus planes de reapertura en España.

En un comunicado global, el Grupo PSA habla de una "reapertura parcial de la actividad industrial entre el 4 y el 11 de mayo, teniendo en cuenta el contexto comercial (reapertura de concesionarios y situación comercial de cada modelo)", aunque sin determinar la fecha escogida para reactivar cada factorías concreta.

No obstante, Juan Antonio Muñoz Codina, director de la planta de Zaragoza y del Clúster Industrial Ibérico de Groupe PSA, ha explicado en declaraciones a Europa Press que "gracias al esfuerzo colectivo, validado por la auditoría que tuvo lugar el 13 de abril, podemos reanudar con tranquilidad la actividad a partir del 11 de mayo, de manera progresiva y segura.

El 11 y 12 de mayo empezará a trabajar parte del turno de carrocerías y pintura y a partir del 13 de mayo en todas las áreas, lo que incluye la fabricación de vehículos.

Opel Corsa Electrico Opel Corsa.

El primer modelo que volverá a ensamblarse será el Opel Corsa, que se produce en la línea de montaje 2 de Figueruelas. Durante dos semanas se trabajará en un único turno en horario de tarde.

La línea 1, donde discurren el Opel Crossland X y el Citroën C 3 Aircross, seguirá parada, al menos durante esas dos semanas y hasta nueva fecha.

Una vuelta marcada por la seguridad y el mercado

Opel Fabrica

"El restablecimiento del resto de turnos será escalonado, y dependerá de la normalización progresiva de la actividad productiva, de los flujos de suministro de componentes y de la apertura también escalonada de las actividades comerciales en nuestros principales mercados", han precisado al Heraldo de Aragón fuentes de la firma.

En cualquier caso, "proteger a nuestros empleados y a nuestra compañía siguen siendo los dos principios intangibles para la gestión de nuestras operaciones. Nuestro protocolo de medidas mejoradas ofrece un alto nivel de protección a nuestros empleados y es el primer criterio para reiniciar nuestros centros de producción", ha asegurado en el escrito oficial Yann Vincent, director industrial de Groupe PSA.

La entidad decidió no retomar la actividad hasta que los concesionarios no comiencen a abrir sus puertas -algo que se prevé ocurra en España el 11 de mayo-, y el ejecutivo ha vuelto a ratificar la importancia de este punto para la entidad gala:

"Como la actividad industrial está impulsada por la actividad comercial, que es nuestro segundo criterio, estamos relanzando de forma gradual y segura nuestro dispositivo industrial para fabricar los automóviles que esperan nuestros clientes. Estos dos criterios guiarán nuestras decisiones para las próximas semanas y meses".

"Desde el comienzo de la crisis sanitaria de la covid-19, la prioridad del grupo PSA ha sido proteger la salud de sus empleados y garantizar la sostenibilidad del negocio. Durante el cierre de sus actividades de producción, PSA ha implementado un protocolo de medidas sanitarias reforzadas, adaptado al contexto de cada emplazamiento industrial, comercial, terciario y de I+D", remarca la firma.

Psa Fabrica

La factoría, con 5.500 personas en plantilla, paralizó su producción el pasado 17 de marzo, en cumplimiento de las medidas de confinamiento reguladas en el real decreto del estado de alarma dictado con motivo de la crisis sanitaria del coronavirus.

Por su parte, la fábrica del Grupo PSA en Vigo, que emplea a unas 7.400 personas, retomará la actividad el 11 de mayo con el relleno de recursos en los talleres de embutición, ferraje y pintura, y dos días después funcionará al completo con un solo turno de trabajo, de mañana.

Antes de la declaración del estado de alarma la planta de Vigo contaba con tres turnos de trabajo (mañana, tarde y noche) en dos de sus líneas. Allí se ensamblan los Citroën C4 SpaceTourer, Grand C4 SpaceTourer, Berlingo, C-Élysée; Peugeot 301, 2008 y Rifter; Opel Combo Life y Toyota Proace.

El Grupo PSA comienza así a ver algo de luz tras acometer ERTE en todas sus plantas españolas (Vigo, Zaragoza y Madrid) por la crisis del coronavirus, que llevó incluso a Carlos Tavares, mandamás de la compañía, a alertar de que "no pueden resistir mucho tiempo casi sin ingresos".

En Motorpasión | Peugeot, 100 años de berlinas: del confort y el lujo francés al triunfo en el Rally Dakar

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios