En España no está impulsando lo suficiente el coche eléctrico, y Europa da un primer aviso

En España no está impulsando lo suficiente el coche eléctrico, y Europa da un primer aviso
27 comentarios

La Unión Europea ha dado el primer toque de atención a España por no comprometerse con la implantación del vehículo eléctrico en el país. Desde Bruselas consideran que los esfuerzos por catapultar el eléctrico en el territorio nacional pueden no ser suficientes y por eso han enviado una carta de emplazamiento al Ministerio de Transportes, según publica La Información.

Los esfuerzos no son suficientes

another

La legislación comunitaria fija el porcentaje de vehículos de energía limpia que la Administración debe adquirir desde este año hasta el próximo 2030, ya sean autobuses interurbanos, coches de autoridades, vehículos de recogida de basuras o de servicios postales y entrega de paquetes.

El objetivo de esta legislación es de reducir las emisiones derivadas del uso de combustibles fósiles y, por contra, favorecer la movilidad de bajas emisiones.

El problema es que, desde Bruselas consideran que España no está cumpliendo los objetivos de contratación pública de vehículos limpios de carretera, ni está haciendo lo suficiente para promocionarlos de cara a la ciudadanía.

Con esta carta de emplazamiento, la Comisión Europea ha usado la primera vía de diálogo para recordar a España que no se están cumpliendo los objetivos. Si se sigue por este camino, la organización podría establecer sanciones por el incumplimiento.

Por eso, para impulsar tanto el vehículo eléctrico como el cambio en las ciudades, el pasado mes de agosto desde el Ministerio de Transportes se aprobaron las ayudas para repartir hasta 1.000 millones de euros de los fondos europeos a los ayuntamientos del país.

Aunque los esfuerzos no son suficientes, a día de hoy se cuenta con el plan MOVES III, que ofrece ayudas para la compra de vehículos eléctricos, híbridos y también para colocar postes de cargas a empresas o  administraciones pública.

Las ventas de vehículos eléctricos siguen creciendo en nuestro país, aunque todavía lo están haciendo a un ritmo muy lento y su cuota de mercado es del 4 %. Esto, unido a la falta de una red de carga óptima para la implantación del eléctrico en España, hace que su inserción sea difícil.

Todavía queda mucho camino por recorrer. Según un reciente estudio de OBS Business School, España solo lleva avanzado el 3% de sus objetivos para impulsar el coche eléctrico de cara a 2030.

foto

En la actualidad, nuestro país solo cuenta con una flota de cerca de 150.000 vehículos eléctricos, lo que supone alrededor del 0,4 % del parque móvil, pero el objetivo pasa por llegar hasta los cinco millones antes del 2030.

Los objetivos en cuanto a producción, España tiene el objetivo de contar con 100.000 puntos de recarga para 2023 y entre 250.000 y 340.000 en 2030.

En Motorpasión | Qué coche eléctrico comprar en 2021, del Dacia Spring al Tesla Model X

Temas
Inicio