Publicidad

Cuando un motor 9.7 V12 de 700 CV no es suficiente, alguien añade cuatro turbos y suena a puro miedo

Cuando un motor 9.7 V12 de 700 CV no es suficiente, alguien añade cuatro turbos y suena a puro miedo
24 comentarios

Hace algún tiempo nació una iniciativa de esas que sólo pueden surgir en el corazón profundo de Estados Unidos y su casi obsesión por los motores y el 'cuanto más grande, mejor'.

Así empezó a gestarse una idea loca: el insuficiente motor LS V8 podía dar más de sí, así que tomaron dos bloques para unirlos, quitarles un cilindro por cada lado y así ensamblar una sola bestia de 12 cilindros en uve. ¿El resultado? Al parecer sigue siendo insuficiente.

Ni uno, ni dos... cuatro turbos para un V12 descomunal

Haltech V12 Turbo 2

Los especialistas en gestión electrónica de motores se han metido de lleno en el proceso de mejorar algo que difícilmente era mejorable, salvo si eres un americano fanático de la gasolina. Con 12 cilindros en uve y aspiración natural, los 9.7 litros de cilindrada del V12 generan una sinfonía sublime respirando prácticamente a escape libre.

Creado por Australia V12LS, el enorme bloque de casi 10 litros de cilindrada está ensamblado sobre un bloque íntegramente realizado en aluminio con culatas a medida, admisión específica y un cigüeñal obviamente también realizado ex profeso para sincronizar todos los componentes internos.

Haltech V12 Turbo

Las cifras de semejante bestia podrían ser descomunales, pero se quedan en unos bastante conservadores 700 CV de potencia máxima desarrollados en banco (potencia medida al cigüeñal). Y aquí es donde entra en juego el especialista en gestión electrónica Haltech (Kentucky, EEUU), quienes pensaron que aquí había mucha más tela que cortar.

La receta aparentemente parece sencilla. Simplemente había que tomar el motor tal y como estaba y acoplar turboalimentación. Pero claro... uno o dos turbos son, adivina, insuficientes, así que recurrieron a un total de cuatro turbocompresores Garrett GT3582R, cada uno de ellos asociado a los gases de escape de tres cilindros.

Obviamente las modificaciones no han acabado aquí. Cada pieza se ha realizado a la medida, incluyendo un sistema de intercooler y válvulas Gen-V Race Port de 50 mm y Turbosmart Gen-V CompGate de 40 mm.

Este motoraco está siendo utilizado por Haltech para la evolución de sus productos, tanto de hardware como de software, así que se han quedado en una tibia presión de soplado de 7 psi. Por desgracia, esta bestia aún está en desarrollo y se siguen realizando pruebas y ajustes, así que Haltech no ha hecho públicas sus cifras. Se admiten apuestas.

La buena noticia es que quizá en algún momento veamos esta bestia en la calle. El Factory Five Racing F9R será (si llega al a producción) el primer coche en usar el motor V12, así que habrá que ver si alguien se atreve a meterle este upgrade cuatriturbo.

En Motorpasión | Festival de motores, llamaradas y un montón de fuerza bruta: bienvenidos al tractor pulling

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios