Publicidad

Probamos el SEAT León e-HYBRID. El rey de los compactos ahora es enchufable: limpio en ciudad, resuelto en carretera
Pruebas de coches

Probamos el SEAT León e-HYBRID. El rey de los compactos ahora es enchufable: limpio en ciudad, resuelto en carretera

Se puede decir sin miedo a equivocarnos que el SEAT León es la piedra angular de la firma de Martorell, y los 2,3 millones de unidades vendidas en sus cuatros generaciones lo atestiguan. Ahora, en plena ola de electrificación, el modelo más vendido este año en España se presenta por primera vez en versión híbrida enchufable: es el SEAT León e-HYBRID.

Se trata del primer híbrido enchufable de SEAT, y utiliza un motor de gasolina 1.4 TSI, asociado a un propulsor eléctrico y un conjunto de baterías de iones de litio que, combinados, ofrecen 204 CV de potencia y hasta 64 km de autonomía eléctrica. Hemos podido probarlo en una gymkana urbana y estas son nuestras primeras impresiones al volante.

Un diseño renovado para mejorar la aerodinámica

Seat Leon E Hybrid 018h

Lo primero que salta a la vista en el diseño del SEAT León e-HYBRID es un capó más alargado, que no responde tanto al diseño como a una mejora de la aerodinámica. Según el fabricante, el coeficiente de resistencia del SEAT León ha mejorado alrededor de un 8 % en comparación a la generación anterior.

También encontramos cambios en el lettering de la versión e-HYBRID que figura en el lado derecho del portón trasero, y la tapa del compartimento de carga, esta última pintada en el color de la carrocería y situada en el lado delantero izquierdo del vehículo.

Gracias a la arquitectura MQB Evo, se puede ofrecer el modelo compacto en versiones gasolina, diésel, GNC (Gas Natural Comprimido), mild hybrid y como guinda al pastel, híbrido enchufable. La cuarta generación se beneficia así de una mayor habitabilidad, tanto en la versión de 5 puertas como en la familiar Sportstourer.

Carrocería

5 puertas

Longitud

4.368 mm

Anchura

1.799 mm

Altura

1.460 mm

Batalla

2.682 mm

Peso en orden de marcha

1.614 kg

Dado que el conjunto de baterías está ubicado bajo la banqueta trasera de asientos para mejorar el reparto de pesos entre ejes y bajando aún el centro de gravedad, el depósito de gasolina se ha desplazado bajo el piso del maletero, perdiendo bastantes litros.

La capacidad del maletero es de 270 litros en el León e-HYBRID de 5 puertas (110 litros menos que su homónimo de gasolina y diésel) y, en el Sportstourer e-HYBRID el volumen alcanza los 470 litros (150 litros menos que en los motores térmicos).

En la parte frontal, los faros LED se sitúan en una posición retrasada, mientras que los espejos retrovisores exteriores están dotados de intermitentes LED, tanto los pilotos traseros como los faros delanteros Full LED de serie en la versión e-HYBRID.

Carrocería

Sportstourer (familiar)

Longitud

4.642 mm

Anchura

1.799 mm

Altura

1.456 mm

Batalla

2.682 mm

Peso en orden de marcha

1.658 kg

Los pilotos traseros están conectados entre sí por una luz LED infinita y funcional que ocupa todo el ancho del maletero y equipa además intermitentes dinámicos.

Siguiendo con el diseño exterior, caben destacar las llantas AERO de 18" opcionales, diseñadas específicamente para el nuevo híbrido enchufable con un diseño carenado.

Interior austero pero tecnológico

Seat Leon E Hybrid 060h

En el interior encontramos un cierto aire austero, sin botones físicos, líneas suaves, un diminuto selector de marchas y molduras decorativas.

Aquí los elementos principales son la pantalla central de 25,4 cm (10") del sistema de infoentretenimiento y el cuadro de mandos Digital Cockpit con pantalla personalizable de 26 cm (10,25"), que en la versión e-HYBRID del León viene de serie.

La pantalla de infoentretenimiento incluye el sistema de reconocimiento de gestos y justifica la práctica ausencia de botones físicos, sin contar los del volante.

Cuenta además con climatizador automático de tres zonas con control también desde las plazas traseras, que se equipa de serie en los acabados Xcellence y FR.

En cuanto a iluminación interior, el SEAT León híbrido enchufable cuenta con una luz envolvente de LED que cubre todo el ancho del salpicadero y continúa por las puertas delanteras. El sistema ofrece diferentes colores e intensidades, que bien pueden elegirse bajo demanda, u optar por el modo automático, que varía el color en función del estilo de conducción que se realice.

Al volante

Seat Leon E Hybrid 021h

El León de cuarta generación equipa un sistema híbrido enchufable que consta de un motor de gasolina 1.4 TSI de 150 CV (110 kW) y un motor eléctrico de 115 CV (85 kW), que entregan unas cifras totales conjuntas de 204 CV (150 kW) de potencia y 350 Nm de par.

Pudimos ponerlo a prueba en su versión cinco puertas en una pequeña ruta con gymkana urbana incluida, en la que la marca ha querido imitar el recorrido que haría el usuario de un PHEV.

Seat Leon E Hybrid 048h

Una vez sentados al volante, la primera impresión es buena: todo queda a mano, los asientos son muy cómodos y envolventes (en ningún momento de la ruta notamos sensación de rigidez o dureza) y el puesto de conducción hace que iniciar la marcha y hacerte al coche sea un proceso bastante rápido.

Iniciamos nuestra ruta urbana en modo eléctrico (y modo Eco de entre los cuatro que tiene disponibles) para aprovechar la autonomía eléctrica al máximo, que en esta versión alcanza hasta 64 km WLTP. Cuando se utilizan los dos motores, el de gasolina y el eléctrico, el SEAT León e-HYBRID puede alcanzar aproximadamente unos 800 km de autonomía.

Toca la primera etapa de la gymkana: atravesar el centro de Madrid para recoger lotería.

Puede parecer un reto fácil de no ser por una manifestación de taxistas que colapsaron el centro de Madrid y que obligaban al navegador del León a recalcular la ruta una y otra vez ante los cortes de tráfico.

Por cierto, el sistema de navegación es más que correcto: no resulta pesado por repetir las indicaciones en bucle, como ocurre con Mazda, y avisa con tiempo suficiente y de forma clara las salidas y los carriles que hay que tomar, como no suele ocurrir con los navegadores de Honda.

En medio del caos de Madrid, ambulancias, taxistas pitando y colapsando el centro, el modelo demuestra que está muy bien insonorizado y facilita las maniobras: la dirección tiene una respuesta rápida.

Seat Leon E Hybrid 071h

Conseguimos llegar al laberíntico parking donde un miembro del equipo de SEAT nos espera para darnos indicaciones hacia el siguiente punto: un centro comercial al nordeste de la capital, para simular un viaje de compras.

Al salir de ciudad podemos disfrutar un poco más del León e-HYBRID, aunque se desvela uno de sus puntos débiles: la ausencia de botones físicos hace que pasar de un modo a otro de conducción se tenga que hacer a través de submenús.

Los únicos 'botones' que no implican navegar por la pantalla son los de la climatización, que son táctiles, y aunque el sistema de infoentretenimiento permita partir la pantalla para poder ver simultáneamente -por ejemplo- la navegación, el estado de la batería, y la emisora de radio, resulta poco intuitivo y en algunos casos distrae.

El motor 1.4 TSI utiliza turbocompresor de geometría variable y la tecnología de inyección directa para lograr esa eficiencia de la que presume el compacto, mientras que su diámetro y carrera (con unas cotas de 74,5 y 80 mm, respectivamente) y una relación de compresión de 10:1 contribuyen a que su funcionamiento sea suave.

Por su parte, el sistema de hibridación permite cambiar instantáneamente entre diferentes modos, pudiendo elegir su funcionamiento únicamente con el motor de combustión, de manera híbrida combinando combustión y energía eléctrica, o exclusivamente en modo eléctrico (e-MODE).

Seat Leon E Hybrid 053h

La entrega de potencia es suave en toda circunstancia, si bien en el modo eléctrico llega de manera inmediata cuando se le exige al máximo, al igual que ocurre en modo híbrido si se demanda la máxima potencia, momento en el que el motor eléctrico apoya al térmico durante unos 10 segundos, proporcionando una dinámica diferente a la habitual en el compacto español.

En carretera, el León sabe desenvolverse con mucha soltura y está lejos de mostrarse perezoso en adelantamientos de subida. Recurre al cambio automático DSG de seis velocidades que incorpora la tecnología 'Shift-by-wire', que permite que el selector de marchas no esté conectado mecánicamente a la caja de cambios, sino que funcione mediante una conexión electrónica.

Pasamos al modo híbrido y aún con autonomía eléctrica para poder llegar a la etapa final -tras recoger instrucciones en el centro comercial- con algo de energía en la batería. Y es que la versión híbrida enchufable del compacto siempre arranca en modo totalmente eléctrico y cambia al modo híbrido si la capacidad energética de la batería cae por debajo de un cierto nivel o si la velocidad supera los 140 km/h.

En la frenada el León se comporta de forma efectiva; si bien hay que hundir bastante el pie, el sistema de levas en el volante unido al efecto de conducción de un solo pedal hace que la retención sea más que suficiente ya desde el primer nivel.

Cabe destacar la puesta a punto de chasis con suspensión de tipo McPherson en el eje delantero y sistema multibrazo en el trasero.

Esto se ve favorecido por los ajustes preestablecidos en los modos de conducción relativos al chasis: Eco, Normal, Sport, así como la escala móvil (barra deslizante del Control Dinámico de Chasis DCC) del modo Individual, que permite ajustar la firmeza de los amortiguadores en hasta 14 posiciones diferentes, para adaptar el comportamiento del SEAT León.

Seat Leon E Hybrid 003h

Cuando llegamos al punto de destino tras un recorrido de 70 km, hemos agotado por completo la batería de 13 kWh. Nuestro consumo medio arroja 12,6 kWh/100 km o 3,3 l/100 km sin haber conducido en un modo especialmente conservador.

Oficialmente, homologa entre 1,1 y 1,3 litros cada 100 km.

En cuanto a la carga, sus baterías se cargan en 5h 45 min con un enchufe doméstico de 2,3 kW/h, y en 3h 45 min con un cargador de pared, de tipo Wall Box, de 3,6 kW/h.

En conclusión. Este modelo brilla por una muy buena puesta a punto, su avanzada tecnología y un rendimiento que no defrauda.

Precios

Seat Leon E Hybrid 001h

El nuevo SEAT León e-HYBRID parte de los 34.080 euros, con posibilidad de acogerse al Plan Renove del Gobierno central y al Plan MOVES II.

Cuenta dos versiones: Xcellence y FR, cada uno con tres opciones de equipamiento. Incluye de serie un Wallbox valorado en 700 euros, aunque la instalación corre a cargo del cliente.

SEAT León 5 puertas

PVP

1.4 e-HYBRID 204 CV (150kW) DSG-6 St&Sp XCELLENCE

34.080 €

1.4 e-HYBRID 204 CV (150kW) DSG-6 St&Sp XCELLENCE GO “L”

34.280 €

1.4 e-HYBRID 204 CV (150kW) DSG-6 St&Sp XCELLENCE GO “XL”

34.490 €

1.4 e-HYBRID 204 CV (150kW) DSG-6 St&Sp FR

34.900 €

1.4 e-HYBRID 204 CV (150kW) DSG-6 St&Sp FR GO “L”

35.100 €

1.4 e-HYBRID 204 CV (150kW) DSG-6 St&Sp FR GO “XL”

35.310 €

SEAT León Sportstourer

PVP

1.4 e-HYBRID 204 CV (150kW) DSG-6 St&Sp XCELLENCE

35.280 €

1.4 e-HYBRID 204 CV (150kW) DSG-6 St&Sp XCELLENCE GO “L”

35.480 €

1.4 e-HYBRID 204 CV (150kW) DSG-6 St&Sp XCELLENCE GO “XL”

35.690 €

1.4 e-HYBRID 204 CV (150kW) DSG-6 St&Sp FR

36.100 €

1.4 e-HYBRID 204 CV (150kW) DSG-6 St&Sp FR GO “L”

36.300 €

1.4 e-HYBRID 204 CV (150kW) DSG-6 St&Sp FR GO “XL”

36.510 €

En Motorpasión | Plan Renove y Plan MOVES 2020: qué ayuda a la compra es mejor para un coche eléctrico

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio