Publicidad

Volkswagen Navarra ve luz al final del túnel: pasará del ERTE a contratar personal para aumentar la producción

Volkswagen Navarra ve luz al final del túnel: pasará del ERTE a contratar personal para aumentar la producción
6 comentarios

Publicidad

Publicidad

Tras unos meses aciagos para el sector de la automoción, la fábrica de Volkswagen en Landaben (Navarra) parece adentrarse en un periodo halagüeño. La compañía volverá a introducir el tercer turno a partir del próximo lunes 24 de agosto, recuperando así a los más de 600 trabajadores que quedaban en el ERTE, y además la firma contempla un aumento del volumen de fabricación hasta a finales de año.

Dicho incremento se recogerá, previsiblemente, en el nuevo programa productivo que la marca está elaborando para la factoría. El mismo reflejaría un incremento de producción y los desplazamientos de pausas de los empleados, de modo que para compatibilizar ambas novedades se tendrían que llevar a cabo también nuevas contrataciones de personal eventual.

Estos nuevos empleados posibilitarían que se secuencien la pausas, es decir, cubrirían los descansos de los trabajadores habituales permitiendo que la producción no se detenga en ningún momento a fin de lograr aumentar el ritmo.

Unas noticias esperanzadoras que serán posibles "gracias a las buenas perspectivas y a la recuperación de las ventas", según informó UGT de Volkswagen Navarra.

Entre 150 y 400 nuevos empleados para lograr un nuevo empujón

Volkswagen Produccion Navarra 02

Los cambios, solicitados desde Alemania, han sido calificados por el sindicato de "extraordinarios" dado "el contexto del que venimos y en el que nos encontramos".

En cualquier caso, por el momento no se han concretado los detalles sobre la incorporación del desplazamiento de pausas, ni a cuántos coches aumentará la producción, ni cuántos nuevos empleados se contratarán.

Según ha podido saber el Diario de Navarra, se estima que el volumen de contratación oscilará "entre 150 y 400 personas".

Volkswagen T Cross Y Polo

Cabe recordar que la directiva y el comité de empresa firmaron en abril un nuevo ERTE por causas organizativas y productivas a la plantilla ante la vuelta a la producción.

Además, la fábrica mantuvo el cierre por el COVID-19 desde mediados del pasado mes de marzo hasta el 27 de abril, cuando retomó la actividad, aunque a medio gas y entre grandes medidas de seguridad.

El 3 de junio se puso en marcha el segundo turno de los tres que operan normalmente, alcanzando los 1.054 coches fabricados de forma diaria: un 55% de los cuales correspondía al modelo T-Cross y un 45% al Volkswagen Polo.

Cuando se retomen los tres turnos, se espera que la producción alcance los 1.438 vehículos al día. Sin embargo, Volkswagen Navarra ya ha dejado de producir unos 66.000 coches a consecuencia de la pandemia, lo que situará el volumen de producción al final de este año en unas 240.000 unidades, una cifra considerablemente por debajo de la barrera histórica de los 300.000 que logró superar en 2019.

Pese a ello, la fábrica de Volkswagen en Landaben comienza a ver la luz y a mirar con optimismo un horizonte en el que más a lo lejos ya se puede vislumbrar el Volkswagen Nivus,** el futuro SUV de la firma** que aterrizará próximamente en las líneas de producción navarras.

En Motorpasion | El nuevo Volkswagen Golf GTI, al detalle: más deportivo que su predecesor y el más digital de su historia | Nueve furgonetas camper que demuestran que hay vida más allá de la Volkswagen California

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios