Compartir
Publicidad
Publicidad

Máximo dolor: las víctimas de Redline, un Diablo y un Carrera GT

Máximo dolor: las víctimas de Redline, un Diablo y un Carrera GT
Guardar
37 Comentarios
Publicidad

En posts anteriores os hemos comentado cosas sobre Redline, la película tipo “The Fast & The Furious” que va a ir de carreras ilegales entre superdeportivos en plan “Need for Speed: Most Wanted”. En algunas escenas, hacían falta accidentes realistas, y por ello, no escatimaron en gastos. Fueron donados por los autores un Porsche Carrera GT y un Lamborghini Diablo, que fueron destruídos sin piedad y con toda la alevosía posible.

Si me aceptais un consejo, no lo veais, es demasiado gore. Si eres enfermo del corazón, te acaba de dejar la novia, estás deprimido, van a echarte del trabajo o te mide menos de… no lo veas, no quiero ser responsable de ningún caso de suicidio. Además, es una película que será tan fuerte que cuando la estrenen en España, no la podremos ver.

Bueno, tú mismo, no digas que no te he avisado. Le toca primero al Diablo, propiedad del productor:

Turno del Carrera GT, lástima de 480.000 dólares (unos 336.000 eurines):

Por cierto, para maximizar vuestro dolor, sabed que un Ferrari Enzo tambien fue destruido durante un acto promocional de la película. Desde luego, no se hizo la miel para la boca de los burros.

Fuente | Youtube
En Motorpasión | Redline, la película que estabas esperando

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos