A babear: aquí va una ración de Koenigsegg Jesko dando rienda suelta a sus 1.600 CV

A babear: aquí va una ración de Koenigsegg Jesko dando rienda suelta a sus 1.600 CV
7 comentarios

El bestial Koenigsegg Jesko está a punto de entrar en producción. Así nos lo ha hecho saber el fundador de la marca exprimiendo en pista ­al protagonista de este post: un preseries o prototipo de preproducción utilizado para la validación, que es casi idéntico a la que será la versión final.

Presentado por primera vez en 2019, el hypercar sueco lleva el motor del Koenigsegg Agera RS, un 5.0 V8 biturbo de cigüeñal plano rediseñado para conseguir una cifra máxima de potencia que alimentado con biocombustible E85 supera los 1.600 CV dirigidos directamente a las ruedas traseras.

El Jesko estará disponible en dos versiones: el extremo "Absolut" y el “Attack” especialmente pensado para circuito, al que el tono Tang Orange Pearl y los detalles en plata y fibra de carbono no le sientan nada mal. Solo se fabricarán 125 unidades y como era de esperar, tendrán un precio de más de seis cifras.

Un hypercar estudiado al detalle

Jesko

Christian von Koenigsegg -fundador de la marca- bautizó a este impresionante hypercar con el nombre de Jesko en honor a su padre, quien le ayudó a crear la empresa. A juzgar por el resultado (casi) final, sin duda parece un buen homenaje.

En un vídeo que ha subido recientemente a Instagram, se puede ver al propio Christian disfrutando de lo lindo en circuito con la versión Attack. Es parte de la versión extendida del mismo, en el que nos pone los dientes largos haciendo un repaso del coche durante 15 minutos.

No importa si no sabes inglés: el amor por los coches es un lenguaje universal y el característico sonido del Jesko no necesita traducción.

 

Según Koenigsegg, el Jesko ha conseguido "superar con creces" su objetivo de batir los 482,8 km/h (300 mph) en las pruebas que se están llevando a cabo con él.

La principal diferencia estética entre el Koenigsegg Jesko Absolut respecto al Attack, es que el primero prescinde del enorme alerón trasero para reducir la resistencia y ganar en velocidad punta. Además, elimina algunas de las tomas de aire del morro y las ruedas traseras van cubiertas para una mayor aerodinámica.

El radical Jesko Attack, vestido del color característico que ya llevó el Koenigsegg CCR en 2004 (y casi la mitad de los Koenigsegg en sus inicios) se ha desarrollado con precisión, y según su creador, “es el coche más práctico que han creado hasta ahora”.

Jesko

Un par de entradas de aire que bajan por las tres cuartas partes de la carrocería del Jesko refrigeran su motor, al mismo tiempo que favorecen el espacio de la ventana trasera. "Por primera vez tenemos una visión trasera razonable del coche", dice Koenigsegg.

Además, el parabrisas delantero se ha elevado para lograr una mejor visibilidad frontal y todo el monocasco se ha estirado 50 mm para crear el Koenigsegg más espacioso jamás construido: "Podemos meter a gente muy grande dentro de este coche", comenta Christian.

El Jesko, capaz de llegar a los 1.600 CV de potencia lleva guantera, una sección de almacenamiento central que alberga tres puntos USB… ¡y posavasos!

Jesko

Según Koenigsegg, el coche se ha desarrollado empezando por los neumáticos, que en este caso son unos Michelin Pilot Sport Cup R de última generación montados en unas llantas de fibra de carbono que la firma llama "Aircore", y que pesan apenas 7 kg en el caso de las ruedas delanteras.

La marca sueca fabrica gran parte de sus componentes, como los frenos carbocerámicos y las monstruosas pinzas de acero inoxidable con blindaje térmico adicional.

Jesko

En cuanto a la suspensión, por las exigencias del Jesko y su carga aerodinámica, Koenigsegg ha instalado en el hypercar un tercer amortiguador horizontal en la suspensión tanto delantera como trasera, como ya hizo en 2010 con el Agera (aunque en ese caso fue necesario solo en la trasera).

El nuevo Koenigsegg Jesko se empezará a entregar en los primeros meses de 2022 y hasta el momento, se estima que su precio arranque en los 2,3 millones de libras esterlinas o lo que es lo mismo, 2,7 millones de euros aproximadamente.

En Motorpasión | Koenigsegg sigue los pasos de Geely: quieren fabricar combustible sintético a partir de los volcanes de Islandia

Temas
Inicio