Publicidad

Los Tesla en Europa podrán aparcar y desaparcar solos con el Smart Summon, pero con importantes limitaciones

Los Tesla en Europa podrán aparcar y desaparcar solos con el Smart Summon, pero con importantes limitaciones
9 comentarios
HOY SE HABLA DE

Publicidad

Publicidad

El Tesla Smart Summon ha sido una de las grandes novedades de la marca californiana en 2019. Lógicamente también estará disponible en las versiones europeas de los modelos de Tesla, aunque con una importante limitación que hará que no se puedan repetir en Europa esos vídeos en el que un dueño espera a que su Tesla aparcado allá al fondo del parking venga a recogerlo a la entrada.

Así, el conductor de un Tesla que active la función Smart Summon vía su smartphone no podrá estar a más de seis metros de su coche y con su móvil conectado al coche vía Bluetooth. De lo contrario, la función no se activaría. Además, el coche solo podrá recorrer así un máximo de 20 metros, con el conductor acompañándolo a su lado a menos de seis metros, claro.

En Estados Unidos, el Tesla Smart Summon funciona hasta un máximo de 60 metros. Da igual en que sitio del aparcamiento está, el coche vendrá hacia nosotros. Obviamente, no es un sistema infalible, como se pudo comprobar a los pocos días de su puesta en servicio.

De hecho, muchos usuarios criticaron el sistema, Consumer Reports emitió un informe negativo y Tesla está bajo la amenaza de una posible investigación por parte de la Administración Nacional de Seguridad del Tráfico en las Carreteras (NHTSA). Todo ello hace que el sistema debería recibir una actualización para mejorarlo.

Tesla Smart Summon limitado en Europa

La función Smart Summon es una versión más avanzada del sistema que ya equipaban los Tesla (y también otras marcas, como BMW, por ejemplo) que permite hacer que el coche avanzar hacia delante o hacia atrás en un aparcamiento sin que hubiera nadie al volante, simplemente empleando la app cual control remoto. Algo especialmente útil para coches grandes y anchos (Model S o Model X) aparcados entre dos coches en las estrechas plazas de parking que tenemos en Europa.

¿Freno a la innovación o al marketing?

Tesla Summon limitado en Europa

Lógicamente, en Tesla no están muy satisfechos con estas normas europeas que, consideran, frenan la innovación. En todo caso, en Europa el sistema pierde gran parte de su atractivo para el usuario (hablamos de interés, no de que sea realmente útil), pero sobre todo Tesla pierde así una de las numerosas bazas (aunque sea una pequeña) que posee para vender sus coches.

Y es que no podemos olvidar que una de las claves del éxito de Tesla son los gadgets tecnológicos que equipan sus coches y que son carne de vídeo viral. Desde el Autopilot (un avanzado sistema de ayudas a la conducción ADAS, pero muy lejos de ser un sistema de conducción autónoma) hasta las puertas Falcon del Model X pasando por el reciente Smart Summon, no todos los sistemas tienen una utilidad real más allá de que permita que se hable de Tesla sin que la marca se gaste un solo dólar en ello.

La utilidad del Autopilot, como sistema ADAS, es innegable y aclamada. De hecho, es uno de los mejores sistemas ADAS del mercado, pero las puertas Falcon del Model X, cuando se puede sacar el coche y meterlo en la plaza de parking desde fuera, ¿eran realmente necesarias? ¿O son simplemente un elemento llamativo con el que presumir? La utilidad de un Smart Summon es a priori limitada, más allá de marcarse un “KITT, ven a por mí” y presumir de ello en redes sociales. Aunque sin duda sería mucho más atractivo si además de venir a recogernos, el sistema fuera capaz de aparcar el coche por nosotros.

En Motorpasión | Probamos el Tesla Model 3 Performance en circuito. Y sí, un coche eléctrico puede hacer sombra a un BMW M3 | Probamos el Mercedes-Benz EQC 400, un imponente SUV que convence por confort pero no por su consumo como coche eléctrico

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios