Publicidad

La función que permite a los coches de Tesla aparcar y desaparcar solos podría ser investigada por las autoridades de EEUU

La función que permite a los coches de Tesla aparcar y desaparcar solos podría ser investigada por las autoridades de EEUU
1 comentario

Publicidad

Publicidad

La recién lanzada función Smart Summon incluida en la actualización de software V10.0, que mejora la anterior denominada Summon Mode y que permite a los Tesla estacionar o salir de el estacionamiento de forma autónoma, se estrenó con varios incidentes que los usuarios denunciaron mediante vídeos publicados en las redes sociales.

Y ello ha despertado el interés de la Administración Nacional de Seguridad del Tráfico en las Carreteras (NHTSA) que, por el momento, simplemente advierte de estar al tanto de estos errores, asegurando que está recopilando información sobre el hacer de este dispositivo.

"NHTSA conoce los reportes relacionados con la 'función de invocación' (Smart Summon) de Tesla. Estamos en contacto continuo con la empresa y seguimos recopilando información. La seguridad es la principal prioridad de NHTSA y la agencia no dudará en actuar si encuentra evidencia de un defecto relacionado con la seguridad. NHTSA alienta a los conductores a informar problemas en sus coches a través del sistema de cuestionario onlie de propietarios de vehículos (VOQ)", ha explicado el departamento de seguridad a la cadena estadounidense CNBC.

Idénticas declaraciones hizo la NHTSA a la agencia Reuters, que ha puesto de manifiesto esta posible investigación por parte del organismo norteaméricano. Y es que la NHTSA aún no ha emitido comunicado al respecto, pero esta recopilación de información, a través de quejas de usuarios, bien podría traducirse en una investigación formal contra la firma de Palo Alto.

Tesla reconoce que no siempre detecta los obstáculos

La función que permite a los coches de Tesla aparcar y desaparcar solos podría ser investigada por las autoridades de EEUU

Hay que recordar que la recién estrenada funcionalidad, disponible únicamente por ahora en EE.UU y en aquellos modelos de Tesla con la versión de Autopilot de 'Capacidad de conducción autónoma total' o 'Full Self-Driving (FSD)', ha mejorado su radio de acción respecto al anterior Summon Mode. Así, el coche eléctrico puede ser invocado hasta a 61 metros (200 pies) mediante la app de Tesla. Además, a las opciones de "Adelante" y "Atrás" ya disponibles en el Summon Mode, se añaden en el Smart Summon otras dos: "Encontrarme" o "Iniciar".

Cuando lanzaron el optimizado Smart Summon hace unos días, la marca, para curarse en salud, ya advirtió que (como ocurría con el Summon Mode) esta función sólo estaba pensada para su uso en parkings así como a la salida y la entrada del garaje privado. Asimismo, detallaba que nunca se debía perder al coche de vista mientras se dirige al conductor, señalando al propietario como responsable del coche, que ha de estar atento a todo lo que ocurre alrededor del vehículo y detenerlo en caso de riesgo.

Pero lo más llamativo es que el propio fabricante hacía estas advertencias reconociendo que el sistema "puede no detectar todos los obstáculos". Y es precisamente donde se suman las críticas a esta función, pues ha sido lanzada al mercado cuando puede dar fallos y ocasionar situaciones de peligro, ya sea chocando con otros vehículos o elementos del aparcamiento (cosa que ha ocurrido según ha retratado algunos vídeos) o, incluso suponiendo un peligro para ciclistas y peatones, aunque aún no ha habido nada que lamentar en este supuesto.

Errores y bondades del Smart Summon de Tesla, según los usuarios

Tesla estrena el nuevo modo Smart Summon

Por parte de Tesla no ha habido declaración alguna, más allá de Elon Musk sacando pecho señalando que más de 550.000 usuarios han utilizado el Smart Summon pocos días después de es su estreno en los coches de la marca.

Las respuestas no se hicieron esperar: algunos usuarios se limitaban a ensalzar el hacer de esta función, mientras que otros tiraban de ironía señalando los incidentes: "Y sólo 2.900 accidentes". Incluso los había que subían la cifra: "Y sólo 250.000 accidentes".

A los vídeos ya conocidos, como el del Tesla Model 3 impactando con otro coche que circulaba por el aparcamiento al salir de la plaza de estacionamiento, se han sumado otros, como el de este otro usuario en el que su también Model 3 casi choca con un SUV en una intersección. En ese caso, la cosa no fue a males mayores porque el conductor del todocamino frenó a tiempo.

Lo cierto es que en la mayoría de vídeos publicados por los usuarios, los Tesla 'teledirigidos' circulan de manera algo errática y frenan repetidas veces incluso cuando no encuentran obstáculos a su camino. En el caso de un vídeo en el que el coche eléctrico no se atreve a lanzarse a un cruce en un párking pese a que no pasa ningún otro vehículo ante la impaciencia de su propietario.

Sin embargo en ese vídeo, al igual que en este otro, el Smart Summon peca de precavido ante peatones a su alrededor, lo que siempre es una buena noticia para la seguridad de esta función de conducción autónoma. Incluso nos muestran que la app detalla "esperando a peatones". En ambos casos, el coche espera pacientemente o incluso frena al cruzarse un viandante. Pero en este segundo vídeo también comprobamos que el Model X decide dirigirse a su propietario por la hierba y no por la calzada.

Por otro lado, un tercer vídeo de otro usuario, pone de manifiesto que, según donde se encuentre el conductor esperando al Tesla, éste no siempre toma el camino que debiera, lo que soluciona cambiando el objetivo al que debe dirigirse.

Asimismo, como recoge Reuters, algunos conductores se han quejado de errores, como que uno que demuestra mediante un vídeo que el coche no es capaz de aparcar por si sólo haciendo uso del Smart Summon: "No estoy seguro de cual es el problema, creo que porque está utilizando un mapa no actualizado del aparcamiento".

Leyes obsoletas

El Autopilot de Tesla ya no necesitará la confirmación del conductor para cambiar de carril

Por el momento, sólo resta esperar a que la NHTSA formalicé o no una investigación con el Smart Summon de Tesla como protagonista, mientras desde la marca callan al respecto a fin de no hacer más ruido que el necesario.

También es cierto que las actuales leyes de circulación, concebidas hace más de una década, no contemplan supuestos de conducción autónoma, por lo que la NHTSA considera que, a sazón de la llegada de estas tecnologías, es un buen momento para actualizarlas.

Así, quedamos pues a la espera de que o bien cambie la circulación o bien que la NHTSA reciba suficientes quejas de los usuarios para materializar la investigación. Veremos pues en qué queda todo.

En Motorpasión | Comparativa Tesla Model 3 vs Tesla Model Y: dos coches eléctricos parecidos por fuera, muy distintos por dentro | Probamos el Tesla Model 3 Performance en circuito. Y sí, un coche eléctrico puede hacer sombra a un BMW M3

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir