Deslizando un pequeño icono en la pantalla: así se cambia de marchas (por ahora) en el nuevo Tesla Model S

Deslizando un pequeño icono en la pantalla: así se cambia de marchas (por ahora) en el nuevo Tesla Model S
12 comentarios

A principios de año, Tesla desveló los nuevos Tesla Model S y Model X, con un ligero restyling exterior y unos profundos cambios en el interior y su ergonomía.

Además de solventar algunas extrañas omisiones de las anteriores generaciones, como la ausencia de compartimentos para guardar objetos o tomas USB en las plazas traseras, ambos modelos estrenaban un volante al estilo de un timón y un interior sin cambio de marchas.

Para sorpresa de todos, en el coche no hay palanca, pomo o botones de cambio de marcha. Y es que el coche adivinará en qué dirección queremos ir. Según Elon Musk, “el coche adivina la dirección de conducción según los obstáculos que ve, el contexto y el mapa de navegación. Se puede anular en la pantalla táctil”.

Este sistema llamado Smart Shift despertó bastante curiosidad, lógicamente. Pero ahora ya sabemos como se cambia de marcha en la pantalla en los nuevos Tesla Model S y Model X. Deslizando un diminuto icono del coche en un vista cenital hacia adelante o hacia atrás se le indica al coche el sentido de la marcha.

Un cambio de marcha que adivina el sentido de la marcha que queremos

Y es que por mucho que el coche “adivine” el sentido de la marcha en función del entorno, no puede adivinar nuestras intenciones. Por ejemplo, aparcando de frente contra un muro, como en un parking subterráneo, si nos detenemos y debido a la presencia del presencia del muro el coche entenderá que querremos salir hacia atrás.

Tesla Model S 2021

¿Y si en realidad queríamos acercar un poco más el coche al muro porque no hay mucho sitio y hay que apurar? Para eso está esa función en la pantalla. Por cierto, para los casos donde no hay muro o obstáculos, por defecto el coche pondrá la marcha inversa a la que hemos usado para aparcar.

La pregunta aquí, y de difícil respuesta sin antes haber probado el coche ni experimentado el sistema, es qué aporta frente a una clásica palanca, dial giratorio o botones a la hora de cambiar de marcha. El hecho de que sea un icono en una pantalla no es un problema, en principio para cambiar el sentido de la marcha en un eléctrico, o en un automático, el coche ha de estar parado y el conductor pisar el freno.

Tesla Model S 2021

Sí queda una incógnita todavía y es como se pone en punto muerto (N o neutral) y se bloquea el “cambio” con la posición P, de parking. Al parece el punto muerto está enterrado en algún submenú.

En cuanto a la posición P, tal vez, dado que los Tesla pueden funcionar sin esa marcha ultra lenta que tienen todos los coches con cambio automático una vez los ponemos en D (aunque existe una opción en los menús para activar esa función), una vez que nos hemos detenido pasa a P automáticamente y se desbloquea cuando tocamos el acelerador.

Del mismo modo, podría pasar a P automáticamente una vez que abrimos la puerta del conductor, como casi cualquier coche con cambio automático que haya salido al mercado en la última década.

Un sistema que podría ser ilegal en algunos mercados

Tesla Model S 2021

Tesla no cesa en su empeño de querer reinventar casi cualquier elemento del coche. Genera titulares, tiene un cierto factor “wow” en el público y al final, toda publicidad es buena publicidad. Y este es uno de esos casos, pero parece que podría toparse con un inconveniente legal, al menos en Estados Unidos.

La norma estadounidense, en los Federal Motor Vehicle Safety Standards, es muy clara y precisa sobre el orden en que se muestran las cuatro funciones básicas que puede seleccionar un conductor y ha de ser: P, R, N y D. En ese orden.

Tesla Model S cambio automático
Al pie de la consola central, los botones marcadas Parking, Reverse, Neutral y Drive.

A priori, no es el caso en estos nuevos Tesla. Así, según cuentan en Electrek, en un documento interno destinado a los empleados se explica que los nuevos Model S y Model X también tendrán una forma más tradicional de cambiar de marcha a través de botones ubicados en la consola central.

A priori no serían botones al uso sino con un sistema similar al Force Tocuh de Apple, de este modo se mantiene el diseño limpio y se emplean botones que responden a la presión ejercida sobre ellos. Es algo que Hyundai, por ejemplo, ya está utilizando en el nuevo Tucson.

De momento, como con todo lanzamiento de automóvil de cualquier marca, quedan algunos flecos de información por desvelar por parte de Tesla. Y no sabemos si el modelo definitivo tendrá esos botones, si serán opcionales o si estarán disponibles en todos los mercados.

En Motorpasión |Probamos el BMW iX3, el SUV medio que se ha convertido en coche eléctrico con 460 km de autonomía

Temas
Inicio