Compartir
Publicidad

Así es el Lotus Evija, el superdeportivo eléctrico de 2.000 CV y 0 a 300 km/h en menos de 9 segundos

Así es el Lotus Evija, el superdeportivo eléctrico de 2.000 CV y 0 a 300 km/h en menos de 9 segundos
15 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Los fabricantes de superdeportivos son todavía reacios a la electrificación de sus modelos, más allá de una ligera hibridación. Por supuesto hay excepciones, como Rimac, pero la fabricación de superdeportivos no es su principal área de negocios.

Lotus, sin embargo, da un paso y se propone fabricar en serie limitada el Evija. Este superdeportivo eléctrico con tracción integral y con un pack de baterías de 70 kWh desarrollado por Williams llegará con una potencia de 2.000 CV, convirtiéndolo en el coche de serie más potente del mundo, y un precio de 1,7 millones de libras esterlinas más impuestos (unos 1,88 millones de euros). “Hola Bugatti, soy Lotus y vengo a instalarme en tu jardín.”

Lotus_Evija

Mientras todos esperamos que algún día Lotus se decida a crear los sucesores de los Lotus Elise y Exige, los chicos de Ethel estuvieron ocupados desarrollando un nuevo superdeportivo con el que devolver Lotus a la cima de los fabricantes de deportivos, al menos en términos de prestigio.

Y es que Lotus tiene la intención de fabricar tan sólo 130 unidades de su Evija. A más de 1,88 millones de euros la unidad (más IVA e impuestos), es una cifra entre lo razonable y lo optimista. Koenigsegg fabrica series aún más limitadas y Bugatti no lo tiene tan fácil vender las 500 unidades del Chiron (ni lo tuvo fácil con las del Veyron).

2.000 CV y un 0 a 100 km/h en menos de 3 segundos

Lotus_Evija

Para justificar ese precio, la carta de presentación del Evija no podía ser más elocuente. Dispone de tracción integral, 1.700 Nm de par motor (y no a las ruedas, como anunció cierto fabricante californiano) y reparto vectorial de par entre las ruedas.

Abate el 0 a 100 km/h en menos de 3 segundos y el 0 a 300 km/h en nueve segundos (es lo que tarda un compacto medio en ponerse a 100 km/h) con una velocidad máxima de más de 320 km/h. Te noto interesado. Puedes reservar uno por el módico precio de 250.000 libras esterlinas (276.000 euros), suma que se devolverá si cambias de opinión.

Lotus_Evija
Lotus_Evija

El coche que nos enseña Lotus es prácticamente el de producción (solo cambiarán pequeños detalles). Y es un coche bastante imponente: mide 4,59 metros de largo (es lo mismo que un Honda CR-V o un Ferrari Portofino), pero mide 2 metros de ancho y tan solo 1,12 metros de alto.

El diseño del Evija se aleja de cualquier cosa que haya Lotus hasta ahora. El aerodinamismo ha jugado un papel importante en su desarrollo. Por ejemplo, los flujos de aire no solamente se canalizan al rededor del coche y por debajo, sino también a través del coche.

Obviamente, algunas marcas ya lo hacen (Ferrari SF90 Stradale, Ferrari F8 Tributo o Lamborghini Huracán Performante) y algunas lo hacen por cuestiones de refrigeración, como Bugatti. Lotus ha escogido la vía abierta por el Ford GT y ha creado dos enormes canalizaciones que atraviesan el coche.

Un peso pesado para Lotus, pero es un peso pluma en los eléctricos

Lotus_Evija

Es un diseño que ha sido posible por ser un coche eléctrico, al no haber un motor térmico en posición central, los diseñadores tuvieron total libertad para dar forma al coche. Lotus no ha desvelado todavía cuántos motores equipará ni dónde estarán posicionados.

Solo sabemos que el desarrollo se hace en colaboración con Williams Advanced Engineering (proveedor de las baterías en Formula E). Lotus se limita a hablar de 2.000 CV de potencia, de una batería de iones de litio de 70 kWh de capacidad recargable en 18 minutos a 350 kW y de una autonomía de hasta 400 km en ciclo WLTP.

Lotus_Evija interior
Lotus_Evija

La carrocería y el chasis son de fibra de carbono. Y no podía ser de otra manera si se quiere respetar la tradición de Lotus de ligereza en sus coches. Eso sí, con 1.680 kg, el Evija será el Lotus más pesado de la historia. Pero tampoco es un peso muy elevado para ser un coche eléctrico, sobre todo para un coche de 2.000 CV.

Lotus_Evija

A bordo, la fibra de carbono es aparente en muchos sitios, pero no es un habitáculo espartano como en los Elise o Exige actuales. Eso sí, es descaradamente futurista si lo comparamos con la producción actual.

El Lotus Evija parece un proyecto muy ambicioso, especialmente para una fabricante como Lotus. Si bien en su pasado reciente ya presentó otro plan ambicioso de hasta siete coches (gracias, Dani Bahar), a priori el Evija parece más realista gracias a la financiación de Geely, actual dueña de Lotus. La producción del Evija comenzará en 2020.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio