Publicidad

Probamos el nuevo Hyundai i30: el compacto estrena mecánicas mild-hybrid que mejoran sus prestaciones y se gana la etiqueta ECO
Pruebas de coches

Probamos el nuevo Hyundai i30: el compacto estrena mecánicas mild-hybrid que mejoran sus prestaciones y se gana la etiqueta ECO

La tercera generación del Hyundai i30 se actualiza. El compacto de la firma surcoreana, siempre diseñado por y para Europa, recibe ajustes estéticos, se apunta a las mecánicas mild-hybrid y suma más y mejorada tecnología y una gama más amplia en este lavado de cara. Ya hemos conducido este nuevo i30, que ya está a la venta en España desde 22.170 euros.

El Hyundai i30 quiere seguir siendo uno de los cuatro principales pilares de la marca, junto a Kona, el Tucson y el i20. Así, se pone al día para no perder comba. No en vano varios de sus rivales directos han estrenado generación recientemente, como es el caso del SEAT León o su primo hermano el Golf, y que también disfrutan de opciones mild-hybrid.

Pero hasta aquí, la electrificación en el nuevo i30, ya que a diferencia de los dos mencionados, no dispone de variantes híbridas enchufables. No hay que olvidar que estamos hablando de un restyling, por lo que la plataforma es exactamente la misma que la estrenada en 2017.

Hyundai i30 2021, a prueba

Pese a ello, el nuevo Hyundai i30 mantiene argumentos que lo diferencian de sus competidores, con permiso del Toyota Corolla, gracias a una amplia familia de tres carrocerías: la de cinco puertas, la familiar Wagon y la sedán Fastback. En el menú también encontramos cinco opciones mecánicas, tres gasolina y dos diésel, siendo un total de tres microhíbridas y, por tanto, de etiqueta ECO.

De igual manera, cinco son los acabados disponibles (Essence, Klass, Tecno, N-Line y N-Line X), y se suman por primera vez a toda la gama los de corte deportivo N-Line, que ahora cuenta con una opción más completa N-Line X.

Ajustes estéticos y más deportividad para la versión familiar

Hyundai i30 2021, a prueba

Al ponernos frente a frente al nuevo Hyundai i30, en nuestro caso la versión Wagon y con acabado N-Line X, nos encontramos un interesante familiar al que le sienta muy bien este acabado deportivo. Es precisamente la carrocería Wagon la que ahora puede seleccionarse con los acabados N-Line y nos parece un acierto, aunque también sube el precio, pues estas versiones están entre las tres más caras y altas de la familia.

Como venía ocurriendo, los N-Line presentan elementos diferenciales: la nueva parrilla, que es más baja y achatada en esta actualización, en el caso de los N-Line cuenta además con una rejilla que le confiere un aspecto más deportivo.

Las defensas también son específicas y más agresivas, tanto las delanteras como las traseras, y las llantas difieren asimismo del resto de la gama, pudiendo de ser de 17 o de 18 pulgadas. En el habitáculo encontramos por ejemplo costuras en rojo para la tapicería y otros elementos, además de estar sobreimpresionado el logo N en sus asientos.

Hyundai i30 2021, a prueba

A nivel general, el nuevo Hyundai i30 estrena ópticas rediseñadas, con un motivo de uve para los delanteros integrando los LED diurnos (de serie desde el acabado más básico Essence). También cambian las traseras, donde de igual manera encontramos la configuración en uve en su interior.

Asimismo, las defensas son completamente nuevas, y aunque a primera vista nos parece bastante continuista, al compararlo con el modelo saliente, sobre todo en el frontal, nos topamos con un i30 más estilizado y refinado. Las llantas también son de nueva factura, oscilando entre las 16 y 17 pulgadas en los tres acabados que no son deportivos.

Hyundai i30 2021, a prueba

Por lo demás, estamos ante el mismo modelo, que calca las cotas de su predecesor en cada una de las tres carrocerías.

LARGO

ANCHO

ALTO

BATALLA

MALETERO

Hyundai i30

4.340 mm

1.795 mm

1.455 mm

2.650 mm

395 /1.301 litros

Hyundai i30 Fastback

4.455 mm

1.795 mm

1.425 mm

2.650 mm

450 / 1.351 litros

Hyundai i30 Wagon

4.585 mm

1.795 mm

1.460 - 1.465 mm

2.650 mm

602 / 1.650 litros

Conduciendo el nuevo Hyundai i30 Wagon

Hyundai i30 2021, a prueba

El puesto de conducción del nuevo Hyundai i30 es muy cómodo, al menos en esta versión Wagon N-Line X que viene con asientos deportivos y que cuentan con soporte lumbar y banqueta extensible (también disponibles en el N-Line). Todo el cuerpo queda recogido y se adapta muy bien al asiento en estas plazas delanteras, lo que le convierte en un buen compañero para largos viajes.

Las plazas traseras también son confortables, disfrutando de un notable espacio para las piernas, una bondad que se extiende a todas la carrocerías pues todas ofrecen la misma batalla de 2,65 metros, y para la cabeza. Además, en este acabado también encontramos un reposabrazos central en los asientos posteriores, que cuenta con dos posavasos y una pequeña apertura para poder acceder al maletero.

Este Hyundai i30 Wagon, como es obvio, es el que mayor capacidad ofrece para el maletero: hasta 602 litros para disponer la carga y sin abatir los asientos traseros. Si además reclinamos los respaldos llega hasta los 1.650 litros. El maletero consta de un doble fondo bajo el piso, aunque está delimitado por diferentes cavidades.

Hyundai i30 2021, a prueba

MECÁNICA

TRANSMISIÓN

MILD-HYBRID

Gasolina

1.0 T-GDI 120 CV

MT6 / DCT7

No

1.0 T-GDI 120 CV 48V

iMT6 / DCT7

1.5 T-GDI 160 CV 48V

iMT6 / DCT7

Diésel

1.6 CRDI 116 CV

MT6 / DCT7

No

1.6 CRDI 136 CV 48V

iMT6 / DCT7

La variante que hemos conducido equipa el nuevo propulsor gasolina 1.5 T-GDI de 160 CV que es uno de los tres que se apoyan en un sistema mild-hyrbrid de 48V, en su caso gestionado por el cambio automático de doble embrague de siete velocidades, siendo además la más potente de la familia. Este sistema electrificado confiere un extra de entrega en las aceleraciones de hasta 12 kW (16 CV).

Cuando hundimos el pie en el acelerador, notamos esa inyección del sistema eléctrico, por lo que no hay que excederse pisándolo, por ejemplo en cedas al paso, pues se embala bastante. Resulta muy útil sin embargo para realizar adelantamientos en carreteras convencionales, pues ganamos potencia y velocidad rápidamente. Eso sí, no equipa levas para el volante, que hubieran sido la guinda.

La carrocería Wagon es la única que de los los N-Line que no cuenta con ajustes específicos para las suspensiones, que lo acercan ligeramente al suelo. En su caso son confortables y ligeramente blandas, aunque no balancea apenas en badenes y resaltos. En curva se mantiene estable, incluso a elevadas velocidades, y se desenvuelve bien en trazados exigentes.

Hyundai i30 2021, a prueba

Asimismo, cuenta con tres modos de conducción (Normal, Eco y Sport), que cambiamos mediante un botón ubicado junto al cambio. Jugamos con ellos sobre todo en carretera convencional y en entornos revirados, donde el Sport es la mejor opción, ya que cambia por encima de las dos vueltas y nos permite disfrutar de una respuesta más rápida. Por contra, adolece bastante en consumo.

Por poner un pero, la visibilidad es algo justa en el nuevo Hyundai i30, sus pilares frontales son bastante gruesos y la luna algo achatada, por lo que podemos tener problemas para ver semáforos elevados y en ocasiones obliga a que nos asomemos para ver los pequeños ubicados en la parte baja del poste. Además, el reposabrazos central es algo corto y está en posición bastante retrasada, no pudiéndose ajustar.

Por lo demás nos ha gustado mucho este i30: su comportamiento en cualquier entorno es estupendo, aunque su hábitat predilecto son las vías rápidas.

La tecnología del Hyundai i30, a prueba

Hyundai i30 2021, a prueba

Otra de las novedades del nuevo Hyundai i30 es el estreno en la gama de su display táctil flotante de 10,25 pulgadas que se equipa de serie en el acabado N-Line X, así como en el Tecno. Y la verdad que con él, el i30 gana en calidad percibida respecto al de ocho pulgadas y deja muy atrás al de 3,8 pulgadas del acabado base.

Además, cuenta hasta ocho accesos directos capacitivos, evitando que tengamos que navegar por los menús más de la cuenta. No obstante, esta pantalla multimedia aún no dispone de conexión inalámbrica para Apple CarPlay y Android Auto, obligando a conectar el teléfono móvil mediante cable.

Hyundai asegura que estará disponible más adelante, pero lo cierto es que se echa de menos y más si hablamos del display más completo y avanzado, pues el de ocho pulgadas sí que disfruta de esta bondad. Por el contrario, es el único que incluye los servicios conectados Blue Link, que permite funciones remotas desde la app como envío de ruta, apertura y cierre, diagnósticos, encontrar el coche o información en tiempo real del precio del combustible y el estado del tráfico.

Hyundai i30 2021, a prueba

El nuevo Hyundai i30 sigue manteniendo los sistemas de asistencia Smart Sense y algunos de ellos han sido ajustados en este restyling. Desde el acabado más asequible Essence, están disponibles tanto la frenada automática de emergencia, con detector de peatones, el control de crucero y el asistente activo por cambio de carril.

Este último resulta en esta nueva entrega muy cómodo, ya que las correcciones que hace al volante son suaves y poco intrusivas. Por el contrario, el sistema de mantenimiento de carril, que es de serie en este acabado N-Line X, sí que resulta incomodo haciendo correcciones quizá excesivas.

La ventaja es que puede activarse y desactivarse cómodamente desde el volante, como ocurre también con el control de crucero inteligente, con función Stop & Go, también de serie en este acabado. Lo probamos brevemente en autovía, con bastante tráfico, y opera muy bien, además de que permite configurar la distancia con el vehículo de delante (hasta cuatro posiciones) también desde el volante.

Hyundai i30 2021, a prueba

Además, este acabado N-Line X es el único que incluye sin sobreprecio todos los sistemas Smart Sense, sumando además el sistema de reconocimiento de señales, la frenada activa de emergencia con detector también de ciclistas (de nueva factura) y la alerta por exceder la velocidad límite.

En cuanto a tecnología de confort, también encontramos freno de estacionamiento eléctrico, sistema de arranque sin llave, cámara trasera o carga inalámbrica para los dispositivos móviles que la permitan (el vano es un poco justo para terminales grandes). En definitiva, el i30 en este acabado viene con muchas chucherías de serie, pero también se pagan.

Y es que aunque el equipamiento es ya interesante desde el segundo acabado Klass, con la cámara trasera, los sensores de aparcamiento trasero y delantero, o el climatizador bizona, es a partir del Tecno (tercer acabado) donde empezamos a encontrar elementos sin sobreprecio, y no siempre tan avanzados, como el sensor de lluvia, los faros LED, la instrumentación digital de 7 pulgadas o el arranque sin llave.

Sea como fuere, cuenta con argumentos para seguir midiéndose a sus rivales, con una familia muy diversificada y muchas variantes donde escoger, para ajustarse a las necesidades de un amplio abanico de clientes.

Precios para España del nuevo Hyundai i30

Hyundai i30 2021, a prueba

El nuevo Hyundai i30 oscila entre los 22.170 y los 33.275 euros en su carrocería de cinco puertas, mientras que la Wagon hace lo propio entre los 24.065 y los 34.065 euros y la Fastback entre los 23.060 y los 33.665 euros.

Sin embargo, en el caso de las versiones de gasolina disfruta de descuentos de entre 3.400 y los 8.400 euros y en las diésel entre 4.000 y 7.000 euros. En ambos casos para disfrutar de la bonificación completa se exige financiar con la marca y hacer entrega de un vehículo antiguo.

Adicionalmente, puede adherirse al Plan Renove 2020, aunque acaba el 31 de diciembre, que añade descuentos de entre 600 y 1.000 euros en el caso de los modelos microhíbridos (ECO) y de entre 800 y 400 euros en el caso de las opciones térmicas con etiqueta C.

Hyundai i30 5p

Gasolina

  • 1.0 TGDI 120 CV MT6 Essence: 22.170 euros.
  • 1.0 TGDI 120 CV MT6 Klass: 23.275 euros.
  • 1.0 TGDI 120 CV 48V MT6 Klass: 24.525 euros
  • 1.0 TGDI 120 CV 48V DCT7 Klass: 25.625 euros.
  • 1.0 TGDI 120 CV 48V MT6 Tecno: 26.975 euros.
  • 1.0 TGDI 120 CV 48V DCT7 Tecno: 28.075 euros.
  • 1.0 TGDI 120 CV 48V MT6 N Line: 26.975 euros.
  • 1.5 TGDI 160 CV 48V MT6 N Line: 28.775 euros.
  • 1.5 TGDI 160 CV 48V DCT7 N Line: 29.875 euros.
  • 1.5 TGDI 160 CV 48V DCT7 N Line X: 32.775 euros.

Diésel

  • 1.6 CRDI 116 CV MT6 Klass: 24.725 euros.
  • 1.6 CRDI 116 CV DCT Klass: 25.825 euros.
  • 1.6 CRDI 136 CV 48V MT6 Klass: 26.775 euros.
  • 1.6 CRDI 136 CV 48V DCT7 Tecno: 30.375 euros.
  • 1.6 CRDI 136 CV 48V MT6 N Line: 29.275 euros.
  • 1.6 CRDI 136 CV 48V DCT7 N Line X:33.275 euros.

Hyundai i30 Wagon

Gasolina

  • 1.0 TGDI 120 CV MT6 Klass: 24.065 euros.
  • 1.0 TGDI 120 CV 48V MT6 Klass: 25.315 euros.
  • 1.0 TGDI 120 CV 48V DCT7 Klass: 26.415 euros.
  • 1.0 TGDI 120 CV 48V MT6 N Line: 27.765 euros.
  • 1.5 TGDI 160 CV 48V DCT7 N Line: 30.665 euros.
  • 1.5 TGDI 160 CV 48V DCT7 N Line X: 33.565 euros.

Diésel

  • 1.6 CRDI 116 CV MT6 Klass: 25.515 euros.
  • 1.6 CRDI 136 CV 48V MT6 Klass: 27.565 euros.
  • 1.6 CRDI 136 CV 48V MT6 N Line: 30.065 euros.
  • 1.6 CRDI 136 CV 48V DCT7 N Line X: 34.065 euros.

Hyundai i30 Fastback

Gasolina

  • 1.0 TGDI 120 CV MT6 Essence: 23.060 euros.
  • 1.0 TGDI 120 CV MT6 Klass: 24.165 euros.
  • 1.0 TGDI 120 CV 48V MT6 Klass: 25.415 euros.
  • 1.0 TGDI 120 CV 48V DCT7 Klass: 26.515 euros.
  • 1.0 TGDI 120 CV 48V MT6 Tecno: 27.865 euros.
  • 1.0 TGDI 120 CV 48V DCT7 Tecno: 28.965 euros.
  • 1.5 TGDI 160 CV 48V MT6 N Line: 29.665 euros.
  • 1.5 TGDI 160 CV 48V DCT7 N Line X: 33.665 euros.

Diésel

  • 1.6 CRDI 136 CV 48V MT6 Klass: 27.665 euros.
  • 1.6 CRDI 136 CV 48V DCT7 Tecno: 31.265 euros.

En Motorpasión | Plan Renove 2020: cómo solicitar las ayudas para la compra de coches nuevos

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio