FCA llama a revisión a más de 1.200 Dodge Challenger y Charger por pérdidas catastróficas de aceite

FCA llama a revisión a más de 1.200 Dodge Challenger y Charger por pérdidas catastróficas de aceite
4 comentarios

Estamos tan acostumbrados a llamadas a revisión masivas (Dieselgate, Takata, General Motors) que cuando nos llegan noticias de una de tan solo 1.209 unidades en Estados Unidos, no nos sorprende en un primer momento. Pero cuando se trata de 1.209 unidades del Dodge Challenger Hellcat y Dodge Charger Hellcat, la cosa cambia.

La última llamada a revisión voluntaria de Fiat Chrysler afecta a aquellos modelos vendidos en 2017. Tal y como especifica la National Highway Traffic Safety Administration (NHTSA), la compañía detectó un problema en el material de la manguera de caucho usada en la línea del enfriador del aceite del motor, que puede romperse y provocar una pérdida masiva y repentina del mismo.

Sin accidentes reportados por el momento

 Dodge Challenger Srt 10

Cuando el vehículo en cuestión monta un motor V8 HEMI de 717 CV, una pérdida súbita de aceite no parece un asunto menor. FCA identificó un problema con una junta en la línea del enfriador del aceite utilizada en algunos motores Hellcat fabricados en 2017. Específicamente, el problema radica en el material de manguera de caucho número #2536, que no debería, pero puede llegar a romperse.

Si se rompe con el coche parado, no parece un problema demasiado serio, pero si se produce una pérdida repentina de aceite a velocidades de autopista, hay un peligro significativo de que el aceite se pulverice por todas partes, incluyendo el parabrisas.

Challenger

Además de la posibilidad de dejar de ver a través de la luna delantera, el problema puede desembocar en un incendio. Y si la pérdida de aceite pasa inadvertida por algún tipo de milagro, es probable que no aguante mucho más que aquel Mercedes 180c de 1994 del que os hablamos hace tiempo: rodó sin aceite durante casi 15 minutos conduciendo en circuito cerrado 'sin mayores contratiempos' que un sobrecalentamiento extremo del motor.

FCA, que detectó el problema el 13 de mayo de 2017, tal y como especifica, no ha reportado ningún accidente o lesiones relacionadas con este problema. La solución pasa por reemplazar las líneas del enfriador del aceite del motor, algo que el fabricante asumirá a nivel económico.

FCA comenzará a notificar el problema con los modelos Hellcat a clientes específicos a finales de septiembre... ¿Demasiado tiempo quizá?

Temas
Comentarios cerrados
Inicio