Publicidad

Sin datos, ni precio, ni... pick-up, pero la Nikola Badger eléctrica ya admite reservas por 5.000 dólares

Sin datos, ni precio, ni... pick-up, pero la Nikola Badger eléctrica ya admite reservas por 5.000 dólares
3 comentarios

Nikola Motors, la start-up norteamericana de vehículos eléctricos, ha abierto las reservas de la Nikola Badger, su prometedora futura pick-up eléctrica, previo pago de un depósito reembolsable que puede ser de hasta 5.000 dólares dependiendo de la opción escogida, pero sin conocer ni el acabado ni muchos detalles acerca del prototipo.

La compañía que capitanea Trevor Milton, fundador y CEO de Nikola Motors, ha emulado el estilo Tesla, pero sin haber construido ni un solo vehículo y con cierto ostracismo alrededor del nuevo modelo, que no se desvelará hasta el 4 de diciembre en el Nikola World.

Se trata del evento que organizará la marca -con el que vuelve a recordar a Tesla-, y donde emplaza a los hipotéticos futuros propietarios que efectúen una reserva de la pick-up para conocer sus detalles.

Nikola Badger 22

Y es que hasta el momento no se conocen ni especificaciones al detalle, ni tecnología, ni precios, ni fechas de inicio de producción y, por supuesto, el prototipo tampoco se ha mostrado físicamente.

Tres 'packs', desde 250 a 5.000 dólares, sin datos ni coche

Nikola Badger Techo

Pese a ello, los fans de la marca pueden reservar ya el coche escogiendo entre dos sistemas de propulsión, con batería o pila de hidrógeno, y tres tipos de paquetes aunque solo uno de ellos hace referencia directa al vehículo, el 'Honey Package': estará disponible tan solo un tiempo, conlleva un desembolso de 5.000 dólares (4.452 euros al cambio actual) y asegura una de las primeras unidades que se fabriquen.

También incluye una entrada VIP al Nikola World, valorada en 250 dólares que se descuentan del depósito en caso de acudir al evento y no querer materializar la compra posteriormente.

Los otros dos paquetes que se pueden reservar, 'Predator Package' e 'Instinct Package', cuestan 1.000 dólares y 250 dólares respectivamente, e incluyen también entradas para el acontecimiento. Pero no, ni rastro de datos sobre el coche.

Nikola Badger 4

Según Milton, a pesar de seguir un estilo similar al de Tesla con la diferencia de que su modelo aún no se ha presentado en ningún evento, dejó entrever de forma indirecta y sin mencionar a ninguna marca en concreto que su política de reservas es más propicia: "A diferencia de nuestros competidores, no usamos su dinero para financiar nuestro desarrollo", aseguró en Twitter.

"Los depósitos se devuelven hasta que se elijan los colores finales, las especificaciones y la pick-up entre en la línea de montaje", añadió Milton, sin concretar fecha.

A falta de cinco meses para que se vista de largo y conozcamos todos los detalles, la Nikola Badger promete unos 966 km de autonomía y hasta 482 km solo con el tanque de hidrógeno de 8 kg. La pila de combustible concede hasta 120 kW.

La versión eléctrica de batería concederá previsiblemente una autonomía de 485 km gracias a sus 160 kWh de capacidad.

En cuanto al desempeño sobre el asfalto, el propulsor eléctrico de la pick-up enviará a las cuatro ruedas sus 919 CV y un par motor de 1.329 Nm, y completará el 0 a 96 km/h en 2,9 segundos.

La versión con batería tendrá un precio de partida de 60.000 dólares (53.524 euros), mientras que la propulsada por hidrógeno se venderá desde 80.000 dólares (71.232 euros). En cualquier caso, aún habrá que esperar para conocer su precio concreto.

Nikola construirá su primera fábrica propia a partir del 23 de julio en la ciudad de Coolidge, en el estado de Arizona (EEUU), donde promete fabricar 35.000 camiones eléctricos al año, pero aún se ha confirmado que la producción de la pick-up se vaya a desarrollar en la misma planta ni cuándo.

En Motorpasión | Así era la descomunal Ford F-250 Super Chief, la pick-up con nombre de locomotora que usaba hasta tres combustibles para moverse

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios