Primer contacto con el Citroën C5 X: un crossover más berlina que SUV que se convierte en el buque insignia de Citroën
Citroën

Primer contacto con el Citroën C5 X: un crossover más berlina que SUV que se convierte en el buque insignia de Citroën

Citroën replica la estrategia del C4 con el Citroën C5 X pero en el segmento D, al que regresa tras precisamente decir adiós a la berlina C5 en 2017. El modelo renace así con este crossover a medio camino entre sedán, familiar y SUV. En definitiva, el Citroën C5 se reinventa dentro del segmento de moda, y se convierte en el nuevo buque insignia de la marca.

Su gama mecánica será escueta, con dos opciones de gasolina y una híbrida enchufable, también gasolina. Y todas las versiones estarán dotadas de cambio automático y tracción delantera. La marca prevé vender unas 2.200 unidades anuales de este nuevo retoño, nuevo culmen de la gama.

Los pedidos para hacerse con los servicios del Citroën C5 X se abrirán en septiembre en España, mientras que las primeras entregas están programadas para principios de 2022.

Citroën España confirma que en su lanzamiento ya dispondrá de todas sus opciones mecánicas, incluyendo la PHEV, aunque para conocer la gama de acabados y precios aún toca esperar. "Se moverá en la horquilla del segmento D", se limitan a señalar. Es decir, que debiera rondar entre unos 30.000 y 50.000 euros.

Repasamos los aspectos más destacados de este nuevo modelo del doble chevrón tras conocerlo en directo, aunque aún no hemos podido conducirlo.

Crossover, pero más berlina familiar que SUV

Citroën C5 X 2021 primer contacto

El Citroën C5 X goza de algunos aspectos propios de los SUV, como una mayor distancia al suelo, aunque tampoco es excesivamente elevado (no aportan cifra de momento).

Igualmente en cuanto estética es más estilizado que robusto: por ejemplo, dispone de las habituales molduras en plástico para los bajos o los pasos de rueda, aunque son algo más delgadas que las habituales. También respecto a otros SUV de la firma hace gala de un diseño más elegante y sobrio.

Además, no contará con versiones de tracción integral como tampoco del Grip Control: el avanzado sistema de tracción de la casa con modos específicos off road (arena, nieve o barro/lodo/mojado), además del normal Estándar (asfalto) y la posibilidad de desconectar el control de estabilidad.

Así, este C5 X quiere estar más cerca de ser una berlina tipo Station Wagon que de un SUV. Mandan por tanto el confort o líneas más de tipo coupé en comparación a su hermano pequeño, el Citroën C5 Aircross. También presume de ser más dinámico, aunque solo podremos confirmarlo cuando nos pongamos a sus mandos.

Buen compañero de viaje

Citroën C5 X 2021 primer contacto

Una de las claves con las que se presenta este Citroën C5 X es la habitabilidad interior. Citroën presume de que su habitáculo es uno de los más espaciosos de su categoría, con una generosa batalla de 2,78 m.


longitud

anchura

ALTURA

batalla

maletero

citroën c5 x

4.805 mm

1.865 mm

1.485 mm

2.785 mm

545 l / 1.640 l

citroën c5 aircross

4.500 mm

1.840 mm

1.654 mm

2.730 mm

580 l / 1.630 l

Sobre el papel, en su fila trasera de asientos goza de un generoso espacio: hasta 18 cm desde la base del asiento hasta los respaldos delanteros para las rodillas y una anchura total para la línea de codos de 1,43 m.

Y lo cierto es que con los asientos delanteros reglados para personas de entre 1,80 y 1,85, otra de idéntica altura aún tiene holgura de varios centímetros y sin que sus rodillas lleguen a tocar los respaldos delanteros.

Además, ambas filas van dotadas de los asientos Citroën Advanced Comfort, que se distinguen por estar concebidos en una napa de alta densidad y una espuma que es 15 mm más espesa a la habitual. Éstos gozan asimismo de un diseño ergonómico con una postura erguida pero cómoda, sobre todo en las plazas delanteras, como hemos podido comprobar al subirnos al coche.

Citroën C5 X 2021, primer contacto

Sin embargo no disfruta de la modularidad de sus hermanos pequeños, como la banqueta trasera deslizable del C3 Aircross o los asientos posteriores abatibles de forma independiente del C5 Aircross (en el C5 X se abaten dos a uno).

Tampoco lo necesita, pues es más generoso en batalla, la habitabilidad de las plazas traseras es más que notable y su maletero bastante generoso: cubica 545 litros que pueden llegar a los 1.640 litros con los respaldos posteriores abatidos.

En las versiones híbridas enchufables del Citroën C5 X, el maletero pierde 60 litros respecto a las opciones térmicas ya que la batería se ubica en la zona posterior: cubica en su caso 485 litros.

Y a ello se suma que dispone de hasta 29 litros adicionales repartidos por el habitáculo en hasta 13 huecos portaobjetos, como el cofre del túnel central (que se abre mediante dos pestañas), el hueco bajo la consola (donde su ubica la plataforma de carga inalámbrica para móviles), los dos enormes posavasos o los bolsillos de las puertas, entre otros.

Citroën C5 X 2021, primer contacto

A la sensación de un espacio diáfano también contribuye que carece de palanca de cambios, sustituida por meros botones con las habituales posiciones P, R, N y D, además de la secuencial B que se gestiona mediante las levas del volante.

Y la guinda para que presuma de buen compañero en viajes largos la pone la suspensión Advanced Comfort, que según Citroën disfruta del efecto "alfombra voladora", absorbiendo las irregularidades del asfalto para que los ocupantes sientan como si flotara sobre el mismo.

Además, en el caso del híbrido enchufable equipa la versión activa de esta suspensión, que cuenta con amortiguadores progresivos hidráulicos que puede reglarse en tres posiciones: Confort, Normal y Deportivo. No obstante, esta tecnología se aprecia en marcha, así que de nuevo podremos comprobarlo al ponernos a su volante.

Solo gasolina e híbrido enchufable

Citroën C5 X 2021, primer contacto

Este Citroën C5 X dispondrá de opciones térmicas gasolina, aunque la joya de la corona es su variante híbrida enchufable, que es además la más potente. Combina un propulsor 1.6 PureTech de 180 CV con uno eléctrico de 81 kW (110 CV), para firmar una potencia conjunta de 225 CV y un par máximo de 360 Nm.

Esta mecánica híbrida va gestionada por el cambio automático ë-EAT8, de ocho relaciones, y el propulsor eléctrico toma la energía de una batería de iones litio con 12,4 kWh de capacidad.

Si bien aún las cifras están pendientes de homologación, Citroën asegura que su autonomía eléctrica superará los 50 km, por lo que en principio contará con etiqueta CERO, y sus emisiones rondarán los 32 g/km de CO₂.

Citroën C5 X 2021, primer contacto

La gama se completa con los C5 X gasolina: el de acceso monta un 1.2 PureTech de 130 CV y el intermedio un 1.6 PureTech de 180 CV. Ambas motorizaciones solo se ofrecerán con la caja automática EAT8, también de ocho velocidades.

Y hasta aquí su gama, pues no se prevén mecánicas de menor entrega ni tampoco cajas manuales. Igualmente no dispondrá de una variante 100 % eléctrica, pues está concebido en la plataforma modular EMP2 de PSA, ahora Stellantis, que no permite acoger cero emisiones puros como la más moderna CMP.

Estrenando la última tecnología de Citroën

Citroën C5 X 2021, primer contacto

Más allá de su habitabilidad y bondades técnicas, el Citroën C5 X vendrá dotado de un amplio abanico de tecnologías enfocadas al confort o la conectividad y estrena algunos sistemas avanzados.

Por ejemplo se convierte en el primer modelo de Citroën en equipar el Extended Head Up Display. Esta tecnología proyecta sobre el parabrisas una "pantalla virtual" de 21 pulgadas, que además muestra la información en color y con efecto 3D.

Entre el conjunto de informaciones que puede mostrar de manera simultánea están los sistemas de asistencia, la velocidad máxima de la vía o las indicaciones del navegador.

Además, este crossover también estrena el sistema multimedia My Citroën Drive Plus, que se materializa en un generoso display táctil HD de 12 pulgadas y en disposición horizontal en combinación con la instrumentación digital, acogida en una pantalla de menor tamaño.

Citroën C5 X 2021, primer contacto

Este sistema de infoentretenimiento dispone de actualizaciones en tiempo real al ir conectado a la nube, además de conexión inalámbrica para Android Auto y Apple CarPlay.

De tipo tablet, la pantalla ofrece una visualización mediante widgets, que se pueden configurar, y Citroën asegura que muy sencillo de manejar e intuitivo a lo que suma que va dotado de asistente virtual capaz de entender órdenes de lenguaje natural. El My Citroën Drive Plus se acompaña de cuatro tomas USB-C y también va dotado de carga inalámbrica para dispositivos móviles.

Sin embargo pese a equipar este avanzado sistema digital, el Citroën C5 X no renuncia a los mandos físicos como sí lo hacen otros nuevos modelos de la marca, por ejemplo el actualizado Citroën C3 Aircross.

Y es que mientras que la climatización en este modelo se maneja desde el display, no ocurre así con el C5 X, que lo hace desde las habituales ruletas y botones. Una buena noticia pues no exige perderse en un mar de menús para ajustar la temperatura interior del coche.

Citroën C5 X 2021, primer contacto

No falta tampoco la tecnología de asistencia, ofreciendo los sistemas más avanzados de los que dispone Citroën y que permiten a este C5 X disfrutar de una conducción semiautónoma de nivel 2.

Por ejemplo ofrece el pack Drive Assist, que va dotado del sistema Highway Driver Assist. Éste combina el control de velocidad adaptativo con función stop & go con otras tecnologías como el asistente de mantenimiento de carril, el control del ángulo muerto de larga distancia, la alerta activa por tráfico cruzado o la cámara 360, que facilita maniobras mostrando en el display multimedia el entorno.

Y entre las bondades de las que disfruta el Citroën C5 X asimismo encontramos la puesta en marcha manos libres Proximity, que abre y cierra automáticamente las puertas cuando el conductor se acerca al vehículo o se aleja de él, además de techo panorámico, portón trasero de apertura manos libres o asientos calefactados, entre otras.

De igual manera, Citroën confirma que en cualquiera de sus acabados se ofrecerá con llantas de 19 pulgadas y que contará con opciones de personalización como por ejemplo la versiones bitono para la carrocería.

En Motorpasión | Probamos el Lexus ES 300h: una berlina híbrida extremadamente cómoda, con poca sed y un interior de lujo clásico | Probamos la Citroën ë-SpaceTourer: la sucesora eléctrica de los monovolúmenes y con hasta 330 km de autonomía

Temas
Inicio