Compartir
Publicidad

BMW cierra filas en torno a China en respuesta a la guerra comercial

BMW cierra filas en torno a China en respuesta a la guerra comercial
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La guerra comercial que ha iniciado Estados Unidos con aranceles de importación está encontrando respuesta, no solo por parte de los Gobiernos si no por parte de los propios fabricantes. Tesla, que ha visto cómo los precios de sus vehículos en China han aumentado debido a la contraofensiva china, abrirá por fin una fábrica en la República Popular.

BMW ha seguido sus pasos y se va a convertir en la primera empresa automotriz extranjera en obtener una participación mayoritaria en una joint venture en China. Además, está confirmado que el MINI eléctrico se fabricará allí.

China abriendo puertas: una consecuencia anticipada a la guerra comercial

China joint venture fabricantes occidentales

Según ha explicado la cabecera Nikkei Asian Review, a media que Pekín suaviza las restricciones a la inversión, BMW consigue una participación mayoritaria, por encima del 50 % actual, en una empresa conjunta con Brilliance Auto Group.

Estas dos empresas acordaron el lunes además aumentar la capacidad de producción a 520.000 vehículos anuales, de los 450.000 actuales, y fabricar el BMW iX3 en China para exportar a nivel mundial a partir de 2020.

El Mini eléctrico se fabricará en China

Sin embargo, para que esto tenga lugar, el gobierno chino deberá hacer una excepción, pues se ha fijado como fecha límite 2022 para poner en práctica sus planes de liberalización. Con la marcha que lleva la guerra tarifaria de Trump contra el mundo, es probable que los planes se aceleren si los fabricantes no quieren ver cómo repercuten los impuestos en el producto final. Esto es, a los consumidores.

Por otra parte, la firma bávara ha firmado un acuerdo con el gigante Great Wall para producir vehículos eléctricos MINI para el mercado chino a través de una nueva empresa conjunta 50:50 con sede en China. En 2017, el país asiático fue el cuarto mercado más grande de MINI, con alrededor de 35.000 unidades entregadas.

Los números que avalan la decisión

Bmw X3 2018 034

BMW Brilliance Auto fabricó y vendió 380.000 BMW en China el año pasado, lo que representa aproximadamente dos tercios de las ventas de BMW en el país. El fabricante alemán está en la misma línea que sus compatriotas Audi y Mercedes-Benz por su supremacía en el mercado de vehículos de lujo de China, con cada marca vendiendo alrededor de 600.000 vehículos el año pasado, incluidas las importaciones.

La importancia del mercado chino para BMW se refleja en los números que proporciona la propia firma: "Alrededor de 560.000 vehículos de la marca BMW fueron entregados a clientes en China en 2017, más que en los siguientes dos mercados más grandes, Estados Unidos y Alemania, combinados".

No obstante, la marca bávara ha querido resaltar que sus planes en China no implican que se vaya a reducir la producción en otras plantas, "si no más bien a la inversa".

La estrategia China ante la guerra tarifaria es inteligente; al abrir su mercado está invitando a fabricantes extranjeros a producir allí. Y es que la República Popular anunció hace poco más de un mes que levantará la obligación para los fabricantes extranjeros de tener un socio local que posea el 50 % de las operaciones. Es decir, los fabricantes extranjeros podrán tener sus propias fábricas sin tener que compartirlas por ley con GAIC, SAIC o Brillance, por ejemplo.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio