"Empújales fuera", el último escándalo en el DTM

"Empújales fuera", el último escándalo en el DTM
34 comentarios

Mientras se disputaba la última vuelta de la carrera del campeonato de turismos alemán o DTM en el circuito austríaco de Red Bull Ring, la actuación del equipo Audi ha provocado un escándalo que puede que traiga cola, especialmente porque el artífice de todo el revuelo es ni más ni menos que el máximo responsable de Audi Motorsport, Wolfgang Ullrich, quien tuvo una desafortunada idea.

Después de que los dos Mercedes-Benz de Pascal Wehrlein y Robert Wickens adelantaran en el último giro a su piloto Audi, Timo Scheider, Ullrich gritó por la radio "Timo, schieb ihn raus!", lo que viene a decir "Timo, empújales fuera". Escándalo servido, claro, porque el piloto, que asegura que fue un lance de carrera, empujó en la frenada al AMG de Wickens, éste a su vez tocó a su compañero de equipo y ambos acabaron fuera de pista.

Scheider fue descalificado de la primera carrera y todavía se está barajando cómo dejar el resultado de la segunda. "No escuché ninguna instrucción", afirma el piloto. "Robert frenó tan fuerte que me lo comí. Eso es competir al límite, algo así puede pasar", concluye. Mientras, su jefe ha afirmado que no sabía que su piloto le estaba escuchando: "Tras la jugada de los Mercedes, estaba enfadado y grité 'empújale fuera'. Fue de la emoción y quiero disculparme con Mercedes por ello. No sabía que la radio estaba encendida en ese momento".

Poco ha tardado en contestar el responsable de Mercedes en el DTM, Ulrich Fritz, quien ha comentado lo siguiente: "Siempre hacen falta dos para bailar un tango. Uno que da instrucciones, que todos hemos escuchado claramente, y uno que las sigue. Todo el asunto tiene muy poco de competición limpia. No queremos ver este tipo de cosas en el DTM. El adelantamiento anterior fue duro, pero limpio".

Vídeo | Youtube

Temas
Comentarios cerrados
Inicio