Compartir
Publicidad

Los 717 CV del Jeep Grand Cherokee Trackhawk lo han convertido en el SUV más rápido del mundo... ¡sobre hielo!

Los 717 CV del Jeep Grand Cherokee Trackhawk lo han convertido en el SUV más rápido del mundo... ¡sobre hielo!
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Cada vez es más habitual encontrar a todocaminos haciéndose con un récord de velocidad en su categoría. Si el Mercedes-AMG GLC 63 S 4MATIC+ se alzaba recientemente como el SUV más rápido de Nürburgring, ahora hace lo propio el superlativo Jeep Grand Cherokee Trackhawk, aunque en su caso se convierte en el todocamino más rápido del mundo... sobre hielo.

La variante más extrema y prestacional del Jeep Grand Cherokee, el Trackhawk, no se ha ido al Infierno Verde para dar rienda suelta a todo su potencial: en su lugar, la marca americana ha decidido demostrar de lo que es capaz sobre una superficie helada y, para ello lo ha llevado al lago Baikal, ubicado al sur de Siberia (Rusia).

El señalado como el lago más profundo del mundo, y el mayor de agua dulce de Asia, ha sido el escenario de los Speed Days 2019 que, a su vez, se celebran durante el Baikal Ice Motor Sports Festival. Y en esta edición el protagonismo se lo ha llevado el Jeep Grand Cherokee Trackhawk, al convertirse en el SUV más rápido sobre la faz de la tierra en superficie helada con una marca de 280 km/h.

Una marca de récord... por debajo de su velocidad máxima

Jeep Grand Cherokee Trackhawk, récord de velocidad sobre hielo

Si bien sobre el papel la velocidad máxima del Jeep Grand Cherokee Trackhawk es de 289 km/h, la punta conseguida en la prueba sobre el lago Baikal es 9 km/h menor. Y esto tiene que ver con las características del firme, con mucha menos adherencia que el asfalto de Nürburgring o la llanura del Salar de Bonneville, escenarios habituales para récords de velocidad como también lo es el mencionado lago siberiano.

Ante un trazado de 12 kilómetros y desprovisto de nieve u otras irregularidades que pudieran comprometer la seguridad, el Grand Cherokee Trackhawk realizó un total de dos pasadas de un kilómetro en direcciones opuestas. La velocidad media obtenida por el SUV norteamericano en la prueba fue de poco más de 257 km/h, tras una salida en movimiento, mientras que la máxima que logró alcanzar fue de 280 km/h.

La prueba fue monitorizada mediante GPS en cada una de las pruebas realizadas por el todocamino, cumpliendo con los estándares de la Federación Internacional de Automovilismo (FIA) y de la Federación Rusa de Automovilismo, por lo que se trata de un récord oficial en Rusia.

Por otro lado, y según ha comunicado Jeep, la unidad utilizada del Grand Cherokee Trackhawk no recibió modificación alguna, salvo que se prescindieron de algunos "elementos innecesarios" (los cuales no especifican) y también se empleo únicamente la cantidad de combustible necesaria, a fin de penalizar el peso lo menos posible.

Recordemos que el Jeep Grand Cherokee Trackhawk cobra vida gracias a un propulsor V8 HEMI de 6.2 litros y nada menos que 717 CV de entrega, (el mismo que equipa el Dodge Challenger SRT Hellcat). Y a pesar de su nada menos que 2,5 toneladas de peso es capaz de hacer el 0 a 100 km/h en 3,5 segundos y el cuarto de milla en 11,6 segundos. Y ahora también puede sacar pecho por haberse convertido en el SUV más rápido sobre hielo del mundo.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio