Publicidad

Koenigsegg Jesko: más de 1.600 CV para 1.420 kilogramos, y una tonelada de carga aerodinámica

Koenigsegg Jesko: más de 1.600 CV para 1.420 kilogramos, y una tonelada de carga aerodinámica
28 comentarios

Publicidad

Publicidad

Este año la firma sueca Koenigsegg ha llegado al Salón de Ginebra con un as en la manga, en forma de un nuevo 'megacoche' denominado Koenigsegg Jesko, que toma el relevo al Agera RS como el producto de calle más enfocado a los circuitos de la firma.

El modelo, que toma el nombre de Jesko von Koenigsegg, padre del fundador de la marca, recurre al mismo 5.0 litros V8 biturbo del Agera RS, aunque completamente rediseñado para obtener una potencia máxima de 1.298 CV con gasolina convencional y hasta 1.623 CV con biocombustible E85. ¿El par máximo? 1.500 Nm a 5.100 rpm, aunque hay más de 1.000 Nm a partir de 2.700 vueltas.

Este bloque de ocho cilindros con cigüeñal plano incorpora un nuevo sistema de admisión, pistones y bielas de nuevo diseño y fabricados en material ultraligero, turbos más generosos con sistema de inyección de aire y mejoras en la gestión del soplado de los mismos. La marca anuncia una optimización del proceso de combustión. Como el Regera, goza de soportes de motor activos.

Koenigsegg Jesko
Koenigsegg Jesko

El citado sistema de inyección de aire en los turbos, desarrollado por la propia compañía sueca, está compuesto por un pequeño compresor y un depósito de aire de fibra de carbono. Básicamente, permite inyectar aire a 20 bar de presión en el sistema de sobrealimentación para hacer girar los turbos con antelación y ofrecer así una respuesta inmediata.

Otro desarrollo propio de Koenigsegg es la transmisión LST o Light Speed Transmission, multiembrague y de nueve velocidades, más ligera que un doble embrague y, según la marca, capaz de engranar cualquier marcha en cualquier momento, sin necesidad de un paso intermedio por otras relaciones y sin sincronización entre marchas.

Además, la transmisión se puede accionar con levas incorporadas en el volante o mediante la palanca central. Con cualquiera de los dos, con un toque se sube o baja marcha, mientras que un doble click supone cambiar a la marcha idónea para la máxima aceleración de manera instantánea, en una función denominada Ultimate Power on Demand.

Koenigsegg Jesko
Koenigsegg Jesko

Una tonelada de carga aerodinámica

El monocasco de fibra de carbono también ha sido rediseñado, y de hecho es 4 centímetros más largo y 2,2 centímetros más alto que el de su predecesor, permitiendo una mayor habitabilidad pero con el mismo nivel de rigidez torsional. Para ganar en agilidad, también recurre a un eje trasero direccional, capaz de girar las ruedas en hasta 3 grados en ambas direcciones.

La suspensión, por su parte, goza de dobles triángulos "alargados" al estilo F1, amortiguadores ajustables Öhlins y dos amortiguadores Triplex adicionales en cada eje (activos y horizontales), solución que ya estrenó el Agera de 2010 en su tren trasero. Opcionalmente hay llantas de fibra de carbono de 20 pulgadas delante y 21 pulgadas detrás.

Sí son de serie, no obstante, los neumáticos Michelin Pilot Sport Cup 2, idénticos a los que utilizó el Agera RS para su récord de velocidad. También en opción, y solo para seco, están disponibles los Michelin Pilot Sport Cup 2 R. Cabe apuntar también que el coche pesa 1.420 kilogramos en vacío.

Koenigsegg Jesko
Koenigsegg Jesko

A nivel de aerodinámica (activa, además), Koenigsegg asegura que se trata de su modelo más agresivo hasta la fecha, y anuncia más de 1.000 kilogramos de carga aerodinámica a 275 km/h gracias al splitter delantero o al gran alerón trasero, entre otros importantes componentes. A 250 km/h se conforma con 800 kilogramos de carga (un 40% más que el Agera RS).

La tecnología Autoskin de la marca supone que tanto las puertas (dihedral synchro-helix rediseñadas) como los capós del modelo están automatizados y se puede abrir al toque de un botón en la llave. Además, el techo de fibra de carbono se puede quitar, convirtiendo al coche en un descapotable.

En el habitáculo hay desde pantalla táctil TFT de 9 pulgadas o cuadro de instrumentos de 5 pulgadas, hasta tomas USB, carga por inducción para teléfonos móviles, conectividad Bluetooth, climatización automática, tapicería de cuero o alcántara, cámaras de aparcamiento, ajustes eléctricos (asientos, retrovisores, etc...) o pedalera y volante ajustables, éste último con displays táctiles incorporados.

Koenigsegg Jesko
Koenigsegg Jesko 9

Según Koenigsegg, el modelo ha sido diseñado para todos los mercados de Europa, América, Oriente Medio y Asia-Pacífico.

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir