Compartir
Publicidad

¿Es el momento de comprar un coche? (Guía para comprar un coche II)

¿Es el momento de comprar un coche? (Guía para comprar un coche II)
Guardar
40 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Comenzamos con el primer capítulo de nuestra guía para comprar un coche. Antes de nada, deberás ser consciente de que probablemente estás ante la segunda decisión de compra más importante, después de la de una casa.

No estamos hablando de la cena de esta noche o de unos pantalones, estamos hablando de 4.000 cenas o de 2.000 pantalones. Es más recomendable errar en la compra de la ropa de toda tu vida antes que en la compra de un coche. Visto así, deberíamos pensarlo dos veces antes de decidirnos.

No dejaremos que nuestra impulsividad nos ciegue y veamos coches en vez de lluvia (como en la foto). Como primer paso, seremos sinceros con nosotros mismos a la hora de valorar la situación. Si no lo conseguimos, nada mejor que recurrir a un amigo para que nos eche una mano.

Empecemos por plantearnos si esa idea que te ronda la cabeza desde hace meses, pero que en los últimos días se ha vuelto más fuerte y no te deja dormir, te va a llevar a la felicidad o simplemente te va a convertir en un esclavo de tus compras.

Primero vamos a definir qué es, bajo mi humilde punto de vista, necesitar un coche. Hasta 1886 (realmente hasta muchísimo después), la gente vivía sin coches, pero no nos vamos a ir a esos extremos. Por otra parte, tampoco vamos a pensar que porque todo nuestro círculo de amigos tenga un coche nosotros debamos tenerlo.

El caso claro sería si vives en una zona alejada sin transporte público, o si la cantidad de horas que tardas en utilizarlo hace imposible que acudas a trabajar sin dedicar toda tu vida. A partir de ahí, la necesidad va por grados, y realmente está condicionada por lo que pretendas gastarte: ¿prefieres comprar un coche o disponer de ese dinero para otras cosas?

Para tí, que eres joven: ¿Es tu primer coche?

Todo esto va especialmente destinado a aquellos jóvenes que se están planteando comprar su primer coche. Mi consejo es que calcules las cosas que podrías hacer con el dinero del coche, incluyendo cosas que consideras imposibles y, por qué no, pagarte un taxi siempre que lo necesites. Retrasar la compra de tu primer coche puede ser una buena opción, especialmente si tienes alternativas como el coche de tus padres o de tus amigos. No se trata de vivir de gorrón, siempre les puedes pagar la gasolina íntegra de los viajes.

No es un tema trivial. Un coche te da mucha libertad y capacidad de hacer cosas. Pero el dinero que te ahorras, también. Piensa que quizás puedas cumplir todos los caprichos que ahora no puedes hacer, como ir a Tokio una semana, cenar en el restaurante de Ferran Adriá o ver un concierto de los Rolling, además de otros muchos pequeños caprichos.

El precio del coche más barato que se te ocurra, más el seguro, combustible, revisiones, reparaciones, peajes y mantenimiento es más caro por año que todo eso, aun teniendo en cuenta lo que te gastas en transporte público. Al menos es para pensárselo dos veces.

Para quién no se lo crea, un ejemplo más sencillo. Supongamos que la opción de ponerle llantas a tu coche (méramente estética) es de 1000 euros. Pero además, debes financiarlos, por lo que aumentará considerablemente. ¿Prefieres invertir ese dinero en la estética del coche o en la tuya?

De verdad, yo necesito un coche

Si has superado tu proceso de introspección, sigamos adelante. Tenemos por delante un proceso de tanteo, ir planteando casos y modelos. Pero antes, dos grandes preguntas que nos deberíamos hacer: ¿Coche nuevo o de segunda mano? ¿Gasolina o diésel?

Foto | Flickr
En Motorpasión | Guía para comprar un coche (índice)

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos