Compartir
Publicidad

Bentley reconoce que el ciclo de homologación WLTP le ha causado problemas "cercanos a la catástrofe"

Bentley reconoce que el ciclo de homologación WLTP le ha causado problemas "cercanos a la catástrofe"
5 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Bentley ha tenido contratiempos para preparar sus motores frente al 'nuevo' ciclo de homologación de consumo y emisiones WLTP (Worldwide Harmonized Light Vehicles Test Procedure o Procedimiento Mundial Armonizado para Ensayos de Vehículos Ligeros), que entró en vigor el pasado 1 de septiembre en Europa.

En declaraciones recogidas por Autonews del CEO de la firma, Adrian Hallmark, Bentley ha tenido problemas "cercanos a la catástrofe" y este retraso ha impactado en las ventas de alrededor de 400 modelos.

El impacto del WLTP en los beneficios de las marcas

Bentley Trainee Recruitment 03

Hallmark también ha reconocido que el fabricante de lujo no fue "lo suficientemente rápido" para certificar a tiempo sus productos y priorizar algunos de los procesos dentro de la empresa. La tardanza obligó a Bentley a retrasar la introducción de la versión híbrida enchufable del SUV Bentayga, que saldrá a la venta en marzo del próximo año.

El WLTP también ha sido una de las razones por las que el fabricantes británico ha retrasado el lanzamiento del Continental GT coupé, que según el CEO de la marca ha sido modelo más vendido después de que el Bentayga fuera presentado.

"No ha habido capacidad en toda Europa para probar todos los derivados, por lo que hemos tenido que ser despiadados en esa priorización", dijo Hallmark.

Según las cifras de la compañía, las ventas globales de Bentley bajaron un 11 % a 6.643 vehículos en los primeros nueve meses, y ha perdido 137 millones de euros frente al beneficio de 31 millones de euros un año antes, debido a los tipos de cambio en la libra y a los retrasos en el lanzamiento del nuevo Continental GT.

Por otro lado, el Grupo Volkswagen ha visto caer sus ventas durante el mes de octubre un 10 % precisamente por el WLTP. Según el jefe de ventas, Christian Dahlheim, ya han pasado el punto más bajo en Europa: "Este desarrollo positivo debe continuar en noviembre y diciembre, ya que todas nuestras marcas continúan progresando con el cambio de modelos al nuevo ciclo de prueba", ha declarado recientemente.

Pero a principio del mes de octubre supimos que varios gigantes de la industria automotriz alemana se vieron obligados detener la producción de algunos de sus modelos híbridos enchufables debido a la nueva homologación. Volkswagen ha paralizado las ventas del Golf GTE, el híbrido enchufable número 2 en Europa, hasta julio de 2019, y lo mismo ha ocurrido con el Passat GTE.

Volkswagen Golf Gte

BMW también ha tenido que sacar de producción la gama SUV X1, X2, X5 y X6 en varias ocasiones debido a la complejidad de ajustar sus modelos a la nueva normativa.

Pero el nuevo ciclo de homologación ha impactado en casi todas las marcas que no han tenido sus productos preparados a tiempo. Según datos del mes de octubre de la Autoridad Federal de Transporte de Motor alemán (KBA), las marcas que más siguen sufriendo por el WLTP son Bentley (-90 %), Porsche (-74 %), Infiniti (-72 %), Audi (-64 %), Nissan (-52 %), Renault (-37 %), Land Rover (-36 %) y SsangYong (-35 %).

En España las entregas de turismos y todoterrenos también experimentaron un retroceso durante el mes de octubre del 6,6 % hasta 88.410 unidades, por el efecto de entrada en vigor del WLTP.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio