Instalar un punto de recarga para coche eléctrico en una comunidad de vecinos: todo lo que necesitas saber

Instalar un punto de recarga para coche eléctrico en una comunidad de vecinos: todo lo que necesitas saber
7 comentarios

Antes de comprar un vehículo eléctrico lo primero que hay que mirar es dónde lo vas a cargar. Si cuentas con una plaza de garaje propia, esta puede ser el lugar ideal para la instalación de un punto de recarga propio. Pero antes de proceder a la instalación, hay una serie de cosas que se deben saber.

Lo primero que habrá que elegir es el tipo de cargador, la potencia, enchufe, entre otras cosas, que vamos a necesitar para recargar nuestro coche. Una vez puesto esto en conocimiento, se podrá proceder a elegir el mejor cargador que se adapte a las circunstancias.

En nueva obra, mínimo el 10% de las palzas deben llevar preinstalación

Instalar punto de carga en una comunidad de vecinos

Si se trata de un edificio de nueva construcción, en todos ellos se cuenta con la presintalación de, al menos, el 10 % del total de las plazas que habrá en el garaje comunitario, según recoge la normativa ICT-BT 52 del Reglamento Electrotécnico para Baja Tensión.

Con la preinstalación hecha, luego será la promotora quién decida instalar o no cargadores en esas plazas y, en caso de no instalarlas, se puede realizar a petición de cada propietario.

En cambio, si el edificio es antiguo y en él no se encuentra hecha la instalación, se debe informar de que se va a proceder a la instalación, en primer lugar, a la comunidad de vecinos, la cual no se puede negar. Una vez hecha la petición, la instalación se debe realizar siempre con un instalador autorizado y se debe atener a unas normas que le exija esa comunidad.

Instalar punto de carga en una comunidad de vecinos

Sea como fuere, la electricidad que alimente a ese punto de carga, va a correr a cargo del dueño de la plaza, pero va a depender de la localización de la plaza de garaje con respecto a los contadores y si el edificio es o no de nueva construcción.

En obra nueva, en el momento de realizar la preinstalación, se instalan unos módulos en los contadores en función de la previsión y ser contrata la luz para ese contador concreto. Si por ejemplo la plaza de garaje se encuentra cerca de los contadores, se puede sacar la alimentación del contador propio.

Otra opción es la de poner un contador en el propio cargador o en la línea si la alimentación es común del garaje.

Si por ejemplo se trata de una instalación que es general para varios coches en un garaje comunitario o parking publico, es con telegestión, a través de un software y programa tú gestionas el tiempo de carga de los coches.

Un cargador de 3,7 kW sera suficiente

Instalar punto de carga en una comunidad de vecinos

En cuanto a la potencia necesaria para cargar un coche eléctrico, normalmente los cargadores cuentan con una potencia mínima de 3,7 kW, aunque también los hay de 7,4 kW, 11 kW y 22 kW.

Ahora bien, a la pregunta ¿se necesita aumentar la potencia contratada en casa para cargar un coche eléctrico? Depende. A día de hoy, existen cargadores que regulan la potencia de carga dependiendo del consumo que tienes en casa.

Es decir, si en casa se tienen contratados 4,6 kW y el cargador necesita 3,7 kW, pero en casa solo realizo el consumo de 200 W, la potencia restante irá destinada a cargar el coche.

Por otro lado, hay cargadores que no autorregulan, por lo cual con ellos si se necesitará aumentar la potencia contratada en el hogar.

Instalar punto de carga en una comunidad de vecinos

A la larga, puede incluso salir más rentable invertir en un cargador que autorregule aunque sea más caro el desembolso que comprar un cargador que no lo haga y tengas que aumentar la potencia contratada en el hogar.

Ahora, una vez elegido el cargador, ¿cómo puedo proceder a su instalación? Lo primero que hay que tener en cuenta que no va a ser barato y puede superar más de 1.500 euros con instalación incluida.

El precio de la instalación dependerá de muchos factores, y uno de los principales es la distancia entre la plaza de garaje y el cuadro eléctrico de los contadores. Cuánto más cerca se encuentre la plaza, más barata saldrá la instalación y, si está lejos, pues supondrá un desembolso más grande.

En Motorpasión | Los coches eléctricos tienen menos capacidad de remolque, pero sí que pueden tirar de uno: todo lo que debes saber

Temas
Inicio