Hasta 60.000 kg de hidrógeno renovable al día: ya está en marcha la que quiere ser la planta de hidrógeno verde más grande de Europa

Hasta 60.000 kg de hidrógeno renovable al día: ya está en marcha la que quiere ser la planta de hidrógeno verde más grande de Europa
7 comentarios

Los planes de Shell para construir la mayor planta de hidrógeno renovable de Europa ya tienen luz verde. La instalación -que estará situada en el puerto de Rotterdam- se ha bautizado como Holland Hydrogen I, contará con un electrolizador de 200 MW y prevé producir hasta 60.000 kg de hidrógeno renovable al día en 2025, cuando se espera que esté operativa.

La energía renovable para este mastodóntico electrolizador estará generada por el parque eólico marino Hollandse Kust noord de 759 MW,  de cuya gestión se encarga CrossWind, un consorcio formado por la propia Shell y Eneco.

Un impulso al hidrógeno verde para cumplir con sus objetivos

H2

La descarbonización a nivel mundial favorecerá el desarrollo de nuevas formas de producción de hidrógeno verde, sin duda uno de los combustibles del futuro y una de las grandes alternativas a la electrificación (no solo en cuanto a movilidad, sino también para determinados procesos industriales o para el transporte pesado).

De cumplirse los planes de Shell para la planta Holland Hydrogen I en los Países Bajos, estaríamos ante una noticia relevante tanto a escala europea como mundial, pues las dimensiones del proyecto son descomunales.

Para ponerlo en perspectiva, 200 MW es aproximadamente dos tercios de la capacidad global de electrolizadores en funcionamiento hoy en día.

Con un tamaño de dos hectáreas (tres campos de fútbol) esta planta estará situada en pleno puerto de Róterdam, conocido como “Europoort”, que es el más grande de Europa y uno de los veinte puertos con mayor tráfico de contenedores a nivel mundial.

Verde

Así, para los Países Bajos en particular, Holland Hydrogen I podría configurarse como la base de una futura economía en torno al hidrógeno verde muy potente en la región.

Aquí la demanda, la oferta y la infraestructura están empezando a encontrarse, gracias en gran medida al compromiso de del Holanda de hacer del hidrógeno una parte clave de su plan de transición energética.

Este proyecto se llevará a cabo con la colaboración de empresas como Gasunie, ThyssenKrupp, el propio Europoort y más de 150 organizaciones que trabajarán en él durante los próximos años.

A la luz de las cifras, es una empresa enorme, sí, pero se necesitarán muchas más como ésta para alcanzar la escala de GW de producción de hidrógeno verde que se estima que se necesitará de cara a 2030.

De momento, CrossWind prevé que su parque eólico marino esté operativo en 2023 con una capacidad instalada de 759 MW y 69 aerogeneradores Siemens Gamesa de 11 MW. Según el consorcio, el “Hollandse Kust Noord” será capaz de generar al menos 3,3 TWh al año.

Conducto

El hidrógeno verde se podrá transportar a través de una tubería con una longitud de unos 40 km desde el puerto hasta el Parque de Energía y Químicos que posee Shell en la ciudad neerlandesa.

En dicha planta, se pretende sustituir parte del uso de hidrógeno gris en la refinería, lo que ayudará a descarbonizar el proceso de fabricación de productos de la planta como gasolina, gasóleo y combustible para aviones.

Hoy por hoy, Shell posee y gestiona aproximadamente el 10 % de la capacidad mundial de electrolizadores de hidrógeno, incluyendo un electrolizador de 20 MW en China (capaz de generar 3.000 toneladas de hidrogeno al año) y un electrolizador de membrana de intercambio de protones (PEM) de 10 MW en Alemania, con capacidad para obtener 1.300 toneladas de hidrógeno anuales como máximo.

Con este tipo de proyectos y otros como la reconversión de sus gasolineras en centros de carga para coches eléctricos en ciudades como Londres que comenzó el año pasado, Shell busca cumplir con los objetivos impuestos por la justicia, tras convertirse en la primera compañía condenada a reducir sus emisiones por contribuir al cambio climático en mayo de 2021.

Aunque el potencial del hidrógeno verde suscita entusiasmo en algunos sectores que lo ven como una gran baza para descarbonizar el transporte, lo cierto es que su producción sigue siendo cara en la actualidad. Por el momento, la mayor parte de la generación de hidrógeno está basada en los combustibles fósiles.

Temas
Inicio