Compartir
Publicidad
Publicidad
General Motors debería dejar de vender coches sin una sola estrella, si quiere complacer a Latin NCAP
Chevrolet

General Motors debería dejar de vender coches sin una sola estrella, si quiere complacer a Latin NCAP

Publicidad
Publicidad

Todas las marcas de automóviles resaltan la seguridad de sus coches. Y todas las marcas lo hacen pensando en nuestro bienestar y seguridad. Sí, claro. Voy yo y me lo creo. Salvo contadas excepciones en las que se pudo comprobar que realmente pensaban en sus clientes, la gran mayoría mejora la seguridad de sus coches con el único objetivo comercial de sacar un buen resultado en las pruebas de coche, ya sea de Euro NCAP o de la NHTSA.

Todas las regiones que tengan un mercado automóvil más o menos importante tienen un organismo de control. En Sudamérica, por supuesto, también. Alí, el Latin NCAP opera de la misma forma que nuestro Euro NCAP. Es un organismo joven, lleva 5 años actuando, y en ese lustro ya ha podido probar 60 coches. Con motivo de su aniversario ha realizado un ranking de las marcas y modelos que han pasado por sus manos.

856420a6a8dd80

En su comunicado de prensa, Latin NCAP destaca que algunos fabricantes se han “comprometido con Latin NCAP a mejorar la protección a sus ocupantes; seis de estos fabricantes han logrado alcanzar las cinco estrellas para algunos de sus modelos”. El problema es que algunos modelos han obtenidos resultados realmente alarmantes, como el Chevrolet Aveo que obtuvo 0 estrellas en las pruebas de choque. Hay que explicar que el modelo probado no equipaba airbags, pues no es obligatorio en todos los mercados de Sudamérica.

Viendo esos resultados, Latin NCAP escribió una queja formal dirigida a Mary Bara, CEO de General Motors, para que el gigante estadounidense deje de vender coches merecedores de 0 estrellas en las pruebas. María Fernanda Rodríguez (Presidenta del directorio de Latin NCAP) va más allá y recuerda que en los 5 años que llevan probando coches, los de GM son los que obtienen una puntuación media bajísima. Concretamente, en las pruebas realizadas, solo las marcas chinas obtienen peores resultados que Chevrolet. El caso del Aveo es especialmente grave y es que cuando Euro NCAP lo probó tampoco le dio una buena puntuación.

Algunas marcas siguen vendiendo coches de hace 3 generaciones que no pueden superar las pruebas actuales

Desgraciadamente, con este ranking se hace de nuevo evidente que algunos fabricantes no toman las medidas necesarias a no ser que les obliguen por ley. Y es que muchas veces el público no es consciente que pide seguridad (quién no va a querer un coche seguro) y nos centramos en otros aspectos, como el equipamiento o el consumo. De hecho, no hay otra explicación a algunos resultados de este ranking. ¿Te imaginas Renault, Hyundai o Nissan conformarse con que obtengan menos de 4 estrellas? Pues en el Latin NCAP navegan entre 2,2 y 2,3 estrellas.

Se da esa situación porque "desarrollan" modelos específicos para ese mercado. Por ejemplo, el Renault Clio Mío en Argentina. En realidad es nuesro Clio II de 1998. En su día no era un mal coche, pero en términos de seguridad no puede compararse con modelos actuales, no hablemos ya del Clio actual. Así, en lo alto del ranking nos encontramos con marcas que componen sus gamas mayoritaramiente con modelos recientes, como Jeep, SEAT, Honda o Toyota y de especificaciones europeas (o niponas o estadounidenses). Porque no es lo mismo un Hyundai i10 vendido en Europa (fabricado en Corea) que un i10 (Grand i10, para ser exactos) mexicano y fabricado en India con materiales de menor resistencia porque más baratos. Mi compañero Gerardo García explica muy bien esas diferencias en este artículo.

Por último, no deja de sorprenderme que el peor alumno sea General Motors. Después del escándalo del bulón de encendido (el cual es responsable directo de decenas de muertes), podrías pensar que aprendieron la lección, pero no, siguen vendiendo un coche cuyo habitáculo se colpsa en el choque y sin ni tan siquiera un par de airbags (algo que le daría una estrella, al menos). Definitivamente, la seguridad en un automóvil también es una cuestión de dinero. Mientras en muchos mercados el Aveo se siga vendiendo como rosquillas, Chevrolet no lo va a mejorar (por demasiado costoso). Sólo cabe esperar que cuando lo sustituyan, lo hagan con un modelo mejorado en términos de seguridad.

Ranking de marcas en seguridad según Latin NCAP

MarcaEstrellas
Latin NCAP
Jeep, Seat5,0
Honda4,8
Toyota4,5
Citroen, VW4,0
Ford3,8
Hyundai, Peugeot, Renault, Suzuki2,3
Nissan2,2
Fiat2,0
Chevrolet1,8
JAC1,0
Chery, Geely, Lifan0,0

Bonus track: 9 hostias como panes en Latin NCAP

Hasta ahora nos hemos centrado en el Chevrolet Aveo, porque ha sido el desencadenante de esta noticia. Pero hay modelos muchísimo peores en este aspecto. De los coches chinos te lo podías esperar (la inmensa mayoría ni son homologables en Europa), pero marcas como Nissan, con el Tsuru, te dejan perplejo. No, qué digo... Te dejan con miedo en el cuerpo.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos