Compartir
Publicidad
Publicidad

Volkswagen Golf GTE, el Golf híbrido enchufable de 204 CV

Volkswagen Golf GTE, el Golf híbrido enchufable de 204 CV
Guardar
46 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Y por fin llegó el Volkswagen Golf híbrido, después del gasolina, el TDI, el eléctrico (e-Golf) y el de gas natural. El fabricante va un paso más allá que en el Jetta Hybrid y nos ofrece la potencia más similar al GTI con un consumo menor al del TDI Bluemotion. Además, es enchufable.

Son 204 CV de potencia combinada y un gasto homologado de 1,5 l/100 km de gasolina. En modo totalmente eléctrico puede rodar hasta 130 km/h, o un máximo de 50 kilómetros. Pasado ese límite, el 1.4 TSI (150 CV) colabora con un motor eléctrico de 102 CV sin preocupaciones por la autonomía.

Con el depósito de gasolina puede hacer 939 km, si no ha variado el dato de 50 litros hablamos de un gasto mixto de 5,32 l/100 km, lo que me induce a pensar que el depósito es más pequeño, y esa media será más baja. Pero eso no es todo, las prestaciones son dignas de un GTI.

Volkswagen Golf GTE 2014

Si se usa la potencia máxima, acelera a 100 km/h en 7,6 segundos. Más destacable es el dato de velocidad punta, sus 217 km/h están muy por encima de lo que suelen ofrecer los híbridos generalistas. El secreto está en la combinación mecánica elegida.

La caja de cambios DSG de seis velocidades es de triple embrague, es decir, el motor eléctrico se puede desacoplar de la transmisión, lo que permite alcanzar velocidades más elevadas, pero en modo 100% gasolina, ya sin asistencia eléctrica. La solución más utilizada por la competencia es el engranaje planetario o eCVT.

Como el compresor del aire acondicionado y el servofreno son eléctricos, en modo eléctrico puro el coche da el mismo confort y seguridad que si rodase a gasolina. La dirección asistida también es eléctrica, como en los demás Golf modernos. No necesita estar al ralentí, en otras palabras.

Volkswagen Golf GTE 2014

Las baterías se pueden recargar en una toma doméstica en tres horas y media, y si se hace con un wall box a 16 amperios, en dos horas y media. La capacidad de las baterías es de 8,8 kWh, menos de la mitad de un eléctrico puro. Añaden 120 kg de masa al coche.

El peso total del Volkswagen Golf GTE es 1.524 kg, por lo que no es tan ágil como el modelo de gasolina GTI (220 CV). También es más pesado que el GTD (184 CV), pero el GTE empata en aceleración, aunque el GTD le supera en punta. En España eso último no es muy relevante, son velocidades de cárcel en los tres casos.

La combinación de la fuerza de los dos motores da 350 Nm, equivalente a un TDI de 150 caballos, pero con el agrado de uso de un híbrido gasolina. Si el precio es competitivo puede provocar un gran impacto en el segmento C híbrido en Europa, donde ahora nadie tose al Auris Hybrid de Toyota.

Volkswagen Golf GTE 2014

Estética GTI, pero más azul

Es muy parecido a los GTI y GTD, pero cambiando los tonos rojos por azules. Las llantas de aleación son específicas del GTE y buscan primar la eficacia aerodinámica. Los faros son de LED ya de serie, tanto delante como detrás.

En el interior los cambios son mínimos, tonos azules y un tablero de instrumentos específico. A diferencia de muchos híbridos, también tiene tacómetro. Dispone de un botón para alternar modos de conducción, y la pantalla táctil de 6,5" de serie proporciona información sobre el sistema híbrido, proceso de carga, etc.

Mediante la aplicación móvil Volkswagen Car-Net e-Remote los propietarios podrán saber cuánto queda para cargar, encender la calefacción, etc. El sistema de navegación es opcional. Próximamente os podremos hablar de precios y de detalles para el mercado español, aún no están disponibles.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos