Compartir
Publicidad

Dolorpasión es...

Dolorpasión es...
41 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Cuanto más te gusta una cosa, más sufres por ver cómo la dañan. ¿Por qué nos gusta ver dolorpasión, es decir, coches torturados? Pues por ese gusto del morbo sano, y por darnos cuenta de que personalizamos a la máquina, y al hacerla más humana a ella nos hacemos más humanos nosotros. Nos gusta sufrir porque así conocemos la dimensión que alcanza nuestra afición por el motor.

Pero hay otro punto de vista en un plano más general, no necesariamente relacionado con el motor. Nos gusta la tensión, no saber qué va a pasar.

Dos formas de verlo que proporcionan múltiples respuestas. Dolorpasión es…

Dolorpasión

Puede que lo que mejor represente dolorpasión es un viaje por otros países viendo cosas extrañas e incomprensibles, como la silla clavada en este Mercedes Clase C (vía English Russia)

Pero los rusos no se andan con tonterías, por qué cargarse el parabrisas de un coche pudiendo romper el de todos los de un parking:

Dolorpasión

Dolorpasión

Dolorpasión

Dolorpasión

Dolorpasión

Vandalismo callejero. Pero a veces son los propios dueños los que maltratan a su coche, ¿es eso más dolorpasión? Para muestra, un coche cortando inyección en todas las marchas y alcanzando los 280 km/h por autopista, nos lo envía ekus_power:

Vale, era broma. Pero hay gente que sí se divierte “dándole caña” a su coche:

Me diréis que esto es flojillo. Lo sé, pero vamos in crescendo. Al pensar en corte de inyección me viene a la mente el Renault 21 de Tanketo, un viejo conocido de las concentraciones tuning:

Puede que esto sea la máxima expresión de dolorpasión, pero como se suele decir, hay que ver mundo, así que sigamos nuestro paseo por Rusia. Lo habíamos dejado en vandalismo callejero, pero también hay “vandalismo institucional”:

Dolorpasión

Dolorpasión

Dolorpasión

Dolorpasión

Dolorpasión

El ejército hace también sus pinitos en dolorpasión. Tampoco hace falta recurrir a las fuerzas armadas de aquel país, un simple operario nos puede alegrar el día pavimentando sobre nuestra rueda:

Dolorpasión

Dolorpasión

Como vemos, dolorpasión no distingue entre empleos. Tampoco entre clases sociales, desde el canalla de barrio...

Microcoche tuning

... hasta los vanguardistas artistas europeos hacen sus pinitos provocándonos dolor de cabeza con sus creaciones:

Por otra parte tampoco vamos a negar lo evidente: cuanto más caro es el coche, más doloroso resulta. Sergio Mora nos enviaba esta foto del dueño de un Ferrari Enzo que trató de investigar si se reproducían al partirse en dos, como las esponjas marinas. No había leído mi teoría de que los Enzo son una especie en peligro de extinción.

Enzo partido en dos

Josecastrop también nos enviaba un prototipo de Aston Martin en el que se prueba un nuevo alerón delantero, consigue bastante agarre pero por lo visto reducía la visibilidad y ofrecía bastante resistencia al aire.

aston martin destrozado

Los alerones, grandes amigos de dolorpasión. Además el mal gusto no entiende de dinero, desde los coches normales…

aleron seat leon

... hasta los más exclusivos son capaces de meternos ganas de lanzarlos a la hoguera.

Alerón gigante en un Ferrari 456

¡Hoguera! No nos podíamos olvidar de ella. ¿Será el fuego el mejor amigo de dolorpasión? El Audi R8, el Lamborghini Murcielago LP640, el Ferrari Testarossa (un saludo para Javier)..

Audi R8

hoguera

hoguera

Tantos coches ardiendo y tan poco tiempo para verlos… va a ser mejor quemarlos todos a la vez:

Y hasta aquí la recopilación de dolorpasión para este domingo. Queda en vuestras manos decidir qué tipo de dolorpasión duele más. Os lo explicaba al principio, sufriendo por ellos nos damos cuenta de lo mucho que amamos a los coches.

Pero, esperad un momento. También decía algo así como que había otro punto de vista, de la tensión, de no saber lo que va a pasar, ¿no? Es que ya no sé lo que digo, me estoy volviendo inestable.

Pero dolorpasión también es…

Dolorpasión es todo lo que habéis visto ahí arriba, pero también es dejaros con la miel en los labios. Os dije que íbamos a dar mucha guerra y lo vamos a cumplir.

¿Pero qué vamos a hacer? Quizás montemos un dolorpasión más grande que nunca, haciendo nuestro EuroNCAP casero metidos dentro de un coche chino. O quizás nos metamos todos los editores en un Audi Q7 V12 TDI Quattro (vale, alguno para el maletero) y nos quememos a lo bonzo como traca final antes de las fallas, haciendo así una hoguera memorable y comprobando si es verdad eso de que el gasóleo no arde bien. Quizás sea la hora de cambiar el diseño de la página. O puede que sea la hora de incorporar una chica guapa a la plantilla, como en otros blogs europeos de prestigio.

La ración semanal de dolorpasión no era lo de arriba, es dejaros con la duda. Ahora podéis continuar vuestras vidas con el peso de la duda sobre qué pasará en Motorpasión próximamente (si es que a eso le llamáis vivir). Y hasta aquí puedo leer.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos