Compartir
Publicidad

RENNtech le ha sacado 800 CV al Mercedes-AMG E 63 S para convertirlo en el Clase E más rápido del mundo

RENNtech le ha sacado 800 CV al Mercedes-AMG E 63 S para convertirlo en el Clase E más rápido del mundo
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Las empresas de preparación están ávidas de la llegada de nuevos modelos para poder despuntar, generalmente a base de estéticas radicales y potencia, mucha potencia. El especialista RENNtech no iba a ser menos y se ha sacado de la manga los Mercedes-AMG E 63 y E 63 S más rápidos del mundo.

O al menos eso es lo que prometen con sus últimas propuestas tomando como punto de partida los Clase E más brutos y llevándolos hasta los 800 CV. ¡Casi nada!

Partiendo de la base de que los Mercedes-AMG E 63 y E 63 S son dos lujosas berlinas que en su interior esconden una mecánica más que suficiente con 570 y 612 CV según salen de fábrica es difícil pensar que a alguien le sepan a poco esas cifras. Pues sí, hay gente para la que nunca es suficiente.

Por eso los pack R800 de RENNtech aderezan un poco más a estos deportivos señoriales con una serie de cambios entre los que destacan las nuevas líneas de escape con terminación en cerámica que aportan 20 CV al resultado final, pudiendo llegar por tanto hasta los 820 CV, aunque la unidad que ha establecido el mejor registro alcanza los 842 CV.

Mercedes Amg E 63 S Renntech R800 4

Los cambios incluyen una nueva centralita con una programación específica afinada sobre banco de potencia, filtro de aire BMC, un sistema de alimentación de mayor caudal y una turboalimentación mejorada para el motor V8 de 3.982 centímetros cúbicos biturbo.

El resultado de las modificaciones introducidas es una potencia de 800 CV a 6.800 rpm y un desorbitado par motor limitado a 1.050 Nm por cuestiones de fiabilidad que incrementa en 300 y 200 Nm a los E 63 y E 63 S respectivamente con un sonido totalmente descomunal. Estéticamente no hay demasiados cambios y la apariencia no queda demasiado recargada, algo de agradecer.

Mercedes Amg E 63 S Renntech R800 3

Con estas garantías el RENNtech E 63 S puede liquidar el cuarto de milla en 10,43 segundos a 214 km/h, convirtiéndose en el Clase E más rápido del mundo según ellos superando al E 63 S con 773 CV que estableció un tiempo de 10,68 segundos el año pasado en el Palm Beach International Raceway.

El precio de esta preparación disponible para las carrocerías de cuatro y cinco puertas familiar es de unos 15.000 euros incluyendo las deslimitación de la velocidad máxima, la homologación técnica y la garantía de 3 años o 100.000 km; sin estas tres cosas el precio se queda en 12.000 euros. A lo que habría que sumar los desde 134.100 euros que cuesta el Mercedes-AMG E 63.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos