Publicidad

¡Ver para creer! Un Tesla Model Y pierde el techo solar en una autovía y pone en entredicho los controles de calidad de Tesla

¡Ver para creer! Un Tesla Model Y pierde el techo solar en una autovía y pone en entredicho los controles de calidad de Tesla
41 comentarios

Una de las asignaturas pendientes de los coches de Tesla se focalizan en los acabados tanto en el Model 3 como en el nuevo Tesla Model Y. Varios propietarios del todocamino eléctrico han denunciado deficiencias en este aspecto, pero el protagonista de este artículo se lleva la palma: acababa de recoger el coche del concesionario y circulaba por la autopista, cuando el todocamino eléctrico perdió, literalmente, su techo por el camino.

No estamos hablando de paneles de la carrocería mal alineados o de imperfecciones en la pintura, sino de quedarse sin uno de los elementos vitales en un coche recién estrenado. Un defecto que no tiene excusa alguna y menos en un automóvil que parte de los 49.990 dólares en el mercado estadounidense (en España arranca en los 64.000 euros).

Y es que Tesla optó este 2020 por adelantar producción y entregas de su nuevo modelo eléctrico, seis meses antes de lo anunciado en un primer momento. Todo apunta a que el fabricante está pagando las prisas por asegurar la rentabilidad y cerrar un nuevo año de récord en entregas con la llegada del Model Y.

Disfrute de su Tesla Model Y... ¡descapotable!

El cliente en cuestión, residente en California, cuenta su surrealista experiencia en la plataforma Reddit, que comienza su denuncia señalando directamente a los controles de calidad de Tesla como "vergonzosamente malos". No se le puede culpar.

En realidad, el propietario del vehículo es su padre, que le pidió que le acompañara a recoger su flamante SUV eléctrico por si necesitaba ayuda con "algún problema técnico". Así, cuando iban conduciendo tranquilamente por la Interestatal 580, de pronto, notaron un fuerte sonido de viento en el interior del habitáculo.

"Pensaba que tal vez una ventana estaba abierta, pero un minuto más tarde, todo el techo solar voló. Tras un breve momento de pánico, nos dimos la vuelta y llevamos el nuevo 'Tesla descapotable' de regreso al concesionario". En el vídeo puede apreciarse que efectivamente el techo ha desaparecido, aunque, por desgracia, no inmortalizaron el momento en el que salió despedido.

El gerente del punto de venta le comentó que el sellado del techo estaba defectuoso y que se trataba a todas luces de un error de fábrica: en su confección se 'olvidaron' de aplicar el pegamento que une este elemento con la carrocería. "No me puedo creer que una pieza como el techo del automóvil no esté sujeto a controles de calidad", relata el indignado usuario.

Un Tesla Model Y pierde el techo en una autovía

Posteriormente, padre e hijo llamaron a Tráfico, informando de que debía haber un techo acristalado "en algún lugar de la 580". Desconoce si alguien sufrió un accidente, pero desde luego podría haber pasado: imaginemos un techo volando amenazando con chocar con nuestro coche mientras circulamos a 100 km/h.

El concesionario ofreció al propietario reparar el Tesla Model Y gratuitamente, pero se negó, por lo que esperan poder contar con una unidad completamente nueva y, confían, sin semejante fallo de fabricación.

Un techo que hace aguas y asientos sin anclar

Lo cierto es que no es el único defecto flagrante con el techo como protagonista que se ha apreciado en unidades del Tesla Model Y fabricadas en la factoría de Fremont, la única planta que por ahora da salida al nuevo todocamino eléctrico de la marca californiana.

A finales de agosto, otro propietario subió un vídeo mostrando una estupendas filtraciones en el techo panorámico del SUV, tras hacer la prueba él mismo arrojando agua sobre este elemento con una garrafa: en la parte posterior el sellado no es del todo correcto, pues entra agua sobre los asientos traseros.

Pero hay más, porque, según recoge Electrek, otros clientes denunciaron desperfectos como que la bancada trasera no iba anclada al piso del SUV o que los cinturones de seguridad estaban sueltos y por tanto, no cumplían con su cometido.

Además, este otro vídeo analiza unos cuantos fallos: como las humedades en el interior de los faros posteriores, las dificultades para abrirse del portón eléctrico del maletero o que los botones que abaten los asientos traseros no funcionan.

Así, Tesla se ha enfrentado en los últimos meses a un aluvión de devoluciones y reclamaciones, sumadas a duras críticas contra sus controles de calidad. Por ello, Elon Musk trasladó a los operarios de la planta que minimizar las rectificaciones en la producción del Model y se convertía en "prioridad máxima".

En Motorpasión | Probamos el Hyundai Kona Eléctrico, sus 204 CV y autonomía real de 440 km demuestran que hay vida más allá de Tesla

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios