Compartir
Publicidad
Publicidad

Así funciona la pantalla del Tesla Model 3, y resulta que tienes que tocarla para TODO

Así funciona la pantalla del Tesla Model 3, y resulta que tienes que tocarla para TODO
Guardar
52 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Uno de los elementos más interesantes del Tesla Model 3 es su enorme pantalla central. Después de los Tesla Model S y Model X con su tableta formato XXL a modo de consola central, teníamos curiosidad por ver el interior del nuevo y esperado Model 3. Y sí, su salpicadero es de lo más depurado con una enorme pantalla central.

Ahora que sabemos cómo es y que las primeras unidades están llegando a la calle, lo que interesa es saber cómo funciona.

Todo en una pantalla

Model 3 pantalla touch screen

La pantalla central del Tesla Model 3 es de 15 pulgadas y domina todo el salpicadero y agrupa absolutamente casi todas las funciones, salvo los intermitentes y luces. Incluso la velocidad de acción de los limpiaparabrisas se controla desde esa pantalla. Así es como funciona.

La parte izquierda de la pantalla es básicamente el cuadro de instrumentos de un coche. En esa se indican la velocidad a la que circulamos, qué “marcha” está puesta (P,R,N o D), si hay una puerta abierta, el estado de carga de la batería, etc.

Al pie de la pantalla nos encontramos con una serie de controles permanentes, el que está más a la izquierda es para los elementos del coche (los limpiaparabrisas están en ese submenú). Los otros están dedicados a la climatización, música, etc.

Mención especial para la manera en la que se controlan la dirección de las bocas de ventilación y para la ausencia, de momento, de radio FM y de conexión bluetooth para el móvil. De todos modos, Tesla los hará efectivos en la siguiente actualización.

El resto de la pantalla es el mapa del navegador, mientras que en el volante hay un par de controles personalizables, como el volumen de la música.

Para qué poner controles si no vas a conducir

Tesla Model 3

La ausencia de botones y controles al uso hace que nos preguntemos si no es un error en términos de ergonomía. Al fin y al cabo, tener que abrir un submenú en la pantalla para poner en marcha los limpiaparabrisas (con tan sólo dos velocidades, por cierto, “slow” y “fast”) no es lo ideal cuando vas conduciendo.

Sin embargo, la posición de la marca y de su CEO es que, justamente, poco vas a conducir el Model 3 gracias a su elevado nivel de autonomía, com lo recuerda Elon Musk en este tuit. Si conduces el coche, no es lo idea, pero en Tesla piensan que la mayoría de la clientela aprovechará las posibilidades de la conducción autónoma.

En ese sentido supone un cambio de estrategia por parte de Tesla. O mejor dicho, se abre la segunda fase de su estrategia. Después de irrumpir en el mundo del motor apelando a los petrolheads gracias a los Tesla Roadster y sobre todo el Model S enfatizando siempre su poder de aceleración, Tesla vuelve a la clientela techie con el Model 3, para que éstos sean preceptores del coche y de la conducción autónoma.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos