Compartir
Publicidad

Recurrir una multa utilizando Google Street View, o cómo combatir radares usando sus propias armas

Recurrir una multa utilizando Google Street View, o cómo combatir radares usando sus propias armas
8 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Recurrir una multa de radar utilizando Google Street View es una de esas ideas a las que el mundo va a tener que irse adaptando, si cunde el ejemplo de Danial Mercer, un canadiense que no aceptó que le multaran por una infracción que no sentía haber cometido.

El conductor fue sancionado por circular a 49 km/h en una zona escolar de la población de Winnipeg (Manitoba, Canadá). Allí la velocidad máxima está limitada a 30 km/h. Le cayeron 299 dólares canadienses de sanción (205 euros, al cambio) después de que un radar automático le fotografiara en el lugar. El problema, según Mercer, es que él ya no estaba en la zona de velocidad limitada cuando saltó el disparador de la cámara.

El juez le da la razón, pero la policía no

Winnipeg Señal de fin de zona escolar, en Harrow Street, Winnipeg (Canadá). Ver en Google Street View

Para intentar demostrarlo, Mercer se fue directo a Google Street View y empezó a sacar capturas de pantalla. Y las presentó ante el juzgado. El juez admitió las pruebas como válidas y tras considerar las alegaciones ordenó que le retiraran la sanción a Mercer, pero la policía que se encargó de denunciarlo no se retractó. Para ellos, por mucho que el juez haya admitido la foto de Mercer, el infractor se encontraba aún dentro de la zona limitada a 30 km/h cuando fue fotografiado.

La policía insiste en que Danial Mercer se encontraba todavía dentro de la zona de velocidad limitada: 2 metros como mínimo.

Danial Mercer se libra de la sanción, porque no es de esperar que la policía vuelva a presentar cargos contra él. Pero de esta interesante historia podemos sacar varias enseñanzas:

  1. Que Google Street View puede servir para estas cosas. En Canadá, al menos.
  2. Que este es un caso de justicia poética en el que unas máquinas se encargan de controlar los excesos que cometen otras máquinas... todas ellas controladas al fin y al cabo por el hombre.
  3. Que encarar un radar hacia el final de una zona de velocidad limitada es una gran manera de velar por la seguridad de los ciudadanos. ¿O es que nadie va a pensar en los niños?
  4. Que en Canadá hay un juez por ahí suelto que a la vista de las pruebas que le presentan en un juicio es capaz de ver un poquito más allá. Más allá de esos socorridos 2 metros. Como mínimo.
  5. Que gente con ansia de recaudar la hay aquí y en Winnipeg (Manitoba, Canadá).

Vía | Motor Authority < CBC News
En Motorpasión | Así es, te podrían multar por conducir con chanclas y sin camiseta

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio