Publicidad

La DGT avisa de las consecuencias de viajar en coche con los pies en el salpicadero

La DGT avisa de las consecuencias de viajar en coche con los pies en el salpicadero
6 comentarios

El conductor mirando el móvil en plena autopista, y el copiloto con la pierna sobre el salpicadero. Es uno de los últimos vídeos que han captado los medios de vigilancia aérea de la DGT para volver a repetir lo peligrosas que pueden resultar estas conductas.

Esta vez, el organismo pone el foco no en su particular caballo de batalla -las distracciones- sino en la necesidad de todos los ocupantes de sentarse correctamente. Solo con ver la radiografía de la pelvis de una persona que llevaba los pies sobre el salpicadero durante una colisión, con el fémur desgarrando la piel, debería bastar.

Al final, la multa es lo de menos

Desde hace unos años la vigilancia aérea de la Guardia Civil permite denunciar conductas peligrosas o negligentes que se producen incluso en el interior de los vehículos y con gran detalle. Es el último caso que ha denunciado la DGT a través de su Twitter:

Esta vez no ha puesto el énfasis en el hecho de manipular el teléfono móvil con el coche en marcha, sino en la actitud de la copiloto: con un pie sobre el salpicadero.

Las pruebas de choque que se han llevado a cabo simulando viajar con los pies sobre el salpicadero, transportar objetos sueltos en habitáculo o llevar el cinturón de seguridad mal puesto han demostrado las devastadoras consecuencias para el cuerpo.

En el caso que nos ocupa, viajar con los pies en el salpicadero, resta eficacia al cinturón y es posible, debido al llamado 'efecto submarino', que el pasajero se deslice por debajo del mismo y se golpee con el salpicadero.

Además, si salta el airbag por un choque, puede causar lesiones en las piernas y articulaciones, al someterlas a fuerzas y torsiones para las que no están preparadas.

También puede ocurrir lo que compartió en redes sociales un agente de la policía de Gales hace unos meses: una radiografía que muestra una pelvis totalmente destrozada, perteneciente a un copiloto que viajaba con los pies apoyados en el salpicadero en el momento de la colisión.

En España viajar en un vehículo con los pies sobre el salpicadero implica una multa de hasta 100 euros sin pérdida de puntos, pero puede que con pérdida de pierna.

En Motorpasión | El porqué de los planes anticontaminación: así calcula la UE las multas que impone a quienes se pasan de emisiones

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios