Race in peace, Ken Block. Las 10 Gymkhanas con las que derrapar se convirtió en arte

Race in peace, Ken Block. Las 10 Gymkhanas con las que derrapar se convirtió en arte
4 comentarios

El mundo del Motorsport y los aficionados al motor estamos de luto por el reciente fallecimiento de Ken Block, que nos ha dejado en shock.

Todavía no podemos creer que el polifacético ‘rey del Drift’, showman, piloto de rallyes, padre de familia y empresario californiano nos haya dejado, pero nos queda el consuelo de que se ha ido haciendo una de las cosas que más le gustaban: disfrutar de la nieve.

Era un fanático confeso de los coches, amante de la velocidad y adicto a la adrenalina, por lo que nuestro cariñoso y particular homenaje a Ken Block no podía ser otro que hacer un repaso por esas diez ‘Gymkhanas’ tan suyas que le dieron a conocer por primera vez en 2008, cuando su vídeo derrapando en un impresionante Subaru Impreza WRX STi preparado para tal fin, dio la vuelta al mundo.

'Gymkhana Practice', el principio de una leyenda

En 2008, aparece en YouTube un vídeo con la calidad justita en el que se ve a Ken Block al volante de su impresionante Subaru Impreza WRX STI de 2006 con 530 CV entrenando en una base militar abandonada, y haciendo derrapes a más de 160 km/h (sin efectos especiales). Las imágenes pronto dan la vuelta al mundo.

Ver esa preciosidad a cámara lenta (y en bucle) dejó a muchos con la boca abierta y enganchados sin remedio a las travesuras de Block: ese primer vídeo fue el principio de uno de los fenómenos más virales que hemos conocido en los últimos tiempos relacionado con los coches. Ya tiene más de 16 millones de visualizaciones, y subiendo.

Gymkana 2: 'El Infomercial'

Apenas un año después de la primera ‘Gymkhana’ de Block llega la segunda, aunque esta vez el coprotagonista del vídeo es un Subaru Impreza WRX STI de 2008 preparado por los especialistas de Crawford Performance (los mismos que prepararon su primer coche) que superaba la barrera de los 570 CV.

Más cámara lenta y más exhibición del piloto, que aprovechó para enseñar los logos de su marca de deportivas DC Sports por todas partes. Grabado en el Puerto de Los Ángeles, este vídeo cuenta incluso con ‘un cameo’ del skater profesional Rob Dyrdek haciendo de las suyas con una pistola de paintball. Mucho fuego, mucho drift y más de 52 millones de visitas.

Unos meses después también se publicó una especie de mini-Gymkhana (Gymkhana 2.1) en la que Block y su amigo Dyrdek, al volante de un mini-Subaru a imagen y semejanza del de Ken, se lo pasan pipa con música de Benny Hill de fondo.

Gymkhana 3: 'Ultimate Playground'

La tercera Gymkhana de Block se rodó en 2010 en el famoso ‘Autódromo de Linas-Montlhéry’ en el sur de París (Francia), que alberga curvas con una inclinación de hasta 51º y fue construido nada menos que en 1924. Para dar rienda suelta a su locura, esta fue la primera vez que el piloto cambió de marca: el elegido fue un Ford Fiesta preparado por Olsberg-MSE con 650 CV, una relación muy loca de peso/potencia (apenas cifraba los 1.000 kg en la báscula) y una aceleración salvaje.

Las posibilidades de realizar derrapes y otras acrobacias en esta mítica pista eran desconocidas hasta que se rodó la Gymkhana. Y gustó, porque solo la segunda parte de las aventuras de Block en Francia ya suman más de 69 millones de visualizaciones.

Gymkhana 4: 'The Hollywood Megamercial'

Se publicó en agosto de 2011 y probablemente sea uno de los vídeos más espectaculares de Block, que cuenta con casi 35 millones de visitas. Se rodó durante cinco días y la producción corrió a cargo del director Ben Conrad, quien introdujo en la Gymkhana 4 tintes muy del estilo de Hollywood: mucha pirotecnia, acrobacias y trucos increíbles, tiburones robóticos, zombis desquiciados y un divertidísimo cameo de los chicos de “Epic Meal Time”.

Un nuevo Ford Fiesta ST HFHV, con más de 350 CV de potencia y preparado especialmente para la ocasión, con efectos especiales más espectaculares que en ediciones anteriores rematan esta cuarta edición de las aventuras de Block por el mundo.

Gymkhana 5: 'Ultimate Urban Playground'

La quinta Gymkhana se rodó por las calles desiertas de San Francisco (California, EEUU), uno de los escenarios de fondo más bonitos escogidos por Block, quien volvió a elegir su el Ford Fiesta HFHV para este vídeo.

Ben Conrad y su equipo se pusieron de nuevo al frente de la producción de esta Gymkhana, que muestra el “patio de juegos” particular de Block, con un artista invitado muy especial para él: Travis Pastrana, quien entonces también contaba con el patrocinio de DC. Cuenta con más de 113 millones de visualizaciones desde que se publicó el 9 de julio de 2012, y es una de las que más acción y saltos espectaculares recoge.

Gymkhana 6: 'Ultimate Gymkhana Grid Course'

Para la sexta entrega de sus Gymkhanas, Block busca un extra de picante y espectacularidad para no quedarse estancado y lo encuentra de la mano de Need For Speed, patrocinador junto al que construye el escenario que bautiza como “circuito definitivo de Gymkhana GRID”.

Así, rueda ‘una especie de videojuego’ llevado al mundo real para mostrar de lo que es capaz un Block que se reta a superar obstáculos totalmente nuevos para él (lo que incluye incluso una bola de demolición en movimiento) que ayudan a aumentar la dificultad para el piloto y su coche de carreras Ford Fiesta ST RX43 2013.

Aunque no es el que goza de mejores opiniones, más de 51 millones de espectadores han disfrutado ya de este vídeo del 11 de noviembre de 2013, en el que Block se desliza por estrechas aberturas entre contenedores de transporte, ejecuta múltiples saltos o derrapa entre Lamborghini Aventadors y esquiva a los policías del condado de Redview en sus Segways. Casi se puede oler la goma quemada mientras lo ves.

Gymkhana 7: 'Salvaje por las calles de Los Ángeles'

Para su séptima entrega de Gymkhanas el piloto norteamericano decide renovarse y dejar de lado su Ford Fiesta de 650 CV por un bestial Hoonicorn RTR, un Mustang de 1965 de más de 855 CV de pura rabia norteamericana. Y lo más alucinante de todo es que Block apenas tuvo 15 minutos para conocer el coche antes de empezar a grabar las hipnotizantes escenas con semejante unicornio.

Publicado en noviembre de 2014, es un vídeo definitivamente espectacular, rodado en un escenario apocalíptico situado en la ciudad de Los Ángeles (EEUU), con un coche que ha conseguido permanecer en la memoria de todos los aficionados. Ya cuenta con casi 58 millones de visualizaciones.

Gymkhana 8: 'Ultimate exotic playground in Dubai'

En 2016, tras dos años de ausencia llega la esperada Gymkhana 8, que fue grabada en Emiratos Árabes. En esta entrega, un Block ya consolidado vacila hasta a la Policía de Dubái y a sus ya conocidos coches de de infarto al volante de su Ford Fiesta ST RX43 con más de 600 CV de potencia.

En un escenario como el elegido, no podía faltar una larga carrera entre Block y una pickup que recorre a dos ruedas una impresionante avenida dubaití o un cameo de un Boeing 747-238B de la aerolínea libia Kallat El-Saker. Con todo, no fue precisamente la Gymkhana más exitosa.

Gymkhana 9: 'Raw Industrial Playground'

El brutal Ford Focus RS RX de 600 CV preparado por Hoonigan y M-Performance que estrenó el piloto en el Campeonato de Rallycross de la FIA de 2016 es el protagonista de las travesuras de la Gymkhana 9 de Ken Block.

Esta vez el escenario escogido por Block como patio de recreo particular fue un viejo solar industrial en desuso ubicado en una zona industrial entre las localidades de Buffalo y Eden (Nueva York, EEUU). En el vídeo, que ya cuenta con casi 55 millones de visitas, cuenta con una sobredosis de cámaras GoPro y la colaboración de los creadores del videojuego Forza Motorsport 3. Hipnótico.

Gymkhana 10: 'The ultimate tire slaying tour'

Más de una década después del vídeo original, el piloto de rallyes presentó su Gymkhana 10, con un formato algo diferente a lo habitual. Y es que aunque contiene ingredientes ya conocidos como coches muy bestias, y mucho humo de neumático, también se utilizaron cinco escenarios (tres de ellos en Estados Unidos, uno en México y otro en Suecia) y cinco coches distintos.

El “Tour definitivo de exterminio de neumáticos" arranca en pleno invierno en Luleå, Suecia, donde Block da rienda suelta a su conocido Ford Fiesta WRC 2018 sobre hielo y nieve. Después da el salto a Detroit (EEUU), donde le espera el ya mítico Ford Mustang RTR Hoonicorn V2 de 1965. Terminará yendo a Guanajuato, México, con un Ford Focus RS RX de rallycross.

Por último, Block se marca un festival repleto de chispas en Los Ángeles (California), a lomos del clásico Ford Escort Cosworth de Grupo A, dejando como colofón Shamrock, Texas: una parada de la mítica Ruta 66 donde Block saca a pasear su brutal Ford F-150 Hoonitruck de 1977.

Derrape

El último recital de derrapes de Ken Block fue la denominada ‘Electrikhana’ rodada en Las Vegas (EEUU) con el Audi S1 Hoonitron como protagonista: el primer coche completamente eléctrico que utilizó el piloto estadounidense en una de sus aventuras y que lamentablemente, también será el último.

En este vídeo, que se publicó hace un año, también hay un hueco para algunos de los Audi de competición más legendarios de la historia, incluso para Mr. Le Mans, el piloto Tom Kristensen, que hace un cameo entre los donuts y los saltos de Ken Block.

Paradójicamente, el S1 Hoonitron con el que nos despedimos está inspirado en el salvaje Audi Sport Quattro S1 con el que la marca de los cuatro aros ascendió a lo más alto en la famosa subida al Pikes Peak, la mítica prueba conocida como “La carrera hacia las nubes”. Allá donde estés, Ken, “Race in Peace”.

Temas