Ken Block inventó las gymkhanas, pero Travis Pastrana se ha pasado el juego. Su último recital de derrapes va para vídeo del año

Ken Block inventó las gymkhanas, pero Travis Pastrana se ha pasado el juego. Su último recital de derrapes va para vídeo del año
15 comentarios

Se ha hecho esperar hasta los últimos coletazos del año, pero ya está aquí la Gymkhana 2022 y automáticamente se ha convertido en el mejor vídeo de este año.

Sus protagonistas son Travis Pastrana y un Subaru familiar de 1983 que no se parece en nada al modelo de serie. Eso sí, a pesar de tener casi cuatro décadas, la nueva montura del piloto americano logra ser todavía más salvaje que el Audi S1 Hoonitron de Ken Block.

Un Subaru familiar que roza los 900 CV

Han pasado más de diez años desde que Ken Block protagonizase la primera Gymkhana. Desde entonces, el piloto americano y confundador de la marca de ropa DC Shoes, ha llevado el concepto al extremo y ha grabado vídeos con todo tipo de coches, pero en su última gymkhana ha puesto el listón más bajo.

Acostumbrados a bestias con motores de gasolina de unos 1.000 CV, la Elekrikhana de Ken Block nos dejó algo fríos. No es que el Audi S1 Hoonitron que utilizó Block en las calles de Las Vegas (EEUU) no sea espectacular, pero su condición de eléctrico y un recital de derrapes más flojo de lo habitual dieron como resultado un vídeo más flojo, sobre todo, si se compara con la última Gymkhana de Travis Pastrana.

A sus 39 años, el piloto americano tiene un palmarés espectacular después de competir en motocross, los X Games y varias categorías de automovilismo, como la NASCAR. También acumula decenas de lesiones en su cuerpo, pero eso no impide que siga en plena forma.

Gymkhana Hoonigan Travis Pastrana 1

Solo hay que ver su Gymkhana 2022. En este caso no hay coches eléctricos, como en la Electrikhana de Ken Block, sino uno de los Subaru que tanto le gustan al piloto estadounidense. Esta vez ha elegido un Subary GL Wagon de 1983, aunque su coche no tiene mucho que ver con el familiar que se vendió en Estados Unidos hace casi cuarenta años.

Y es que las modificaciones no pueden ser más extremas, tanto por fuera como por dentro, puesto que la mecánica original del GL Wagon ha dejado paso a un monstruo de 875 CV. El resultado es el Subaru Family Huckster decorado, por supuesto, con el logotipo de Hoonigan.

Gymkhana Hoonigan Travis Pastrana 4

Después de la Electrikhana era imposible no echar de menos el sonido de un motor de gasolina, pero el Family Huckster lo ha resuelto. Por si fuera poco, también se ha rodeado de otros vehículos espectaculares: motos de agua, helicópteros, monster trucks haciendo de las suyas, un dragster e incluso un caza.

Más allá de los derrapes y los saltos de Travis Pastrana con su particular ranchera, lo que más llama la atención es la forma de interactuar con el resto de vehículos, ya sea yendo de lado, por debajo de ellos, por encima o cruzando un puente a 265 km/h.

Gymkhana Hoonigan Travis Pastrana 3

Sin duda, la creatividad de esta Gymkhana está a otro nivel y nos ha dejado unas imágenes bestiales. Cuesta creer que alguien esté tan loco como para conducir como lo hace Travis Pastrana en este vídeo, pero no hay que olvidar que lleva toda su vida haciendo cosas igual de extremas, ya sea a dos ruedas, tanto a dos como a cuatro ruedas.

Ahora la pelota está en el tejado de Ken Block. El inventor de estos vídeos se ha visto superado, pero no debería tenerlo difícil para volver al nivel de siempre, además, cuenta con el apoyo de Audi.

Temas