Compartir
Publicidad

La guerra del taxi traslada el campo de batalla a la sede del Partido Popular, y durante la tarde por todo Madrid

La guerra del taxi traslada el campo de batalla a la sede del Partido Popular, y durante la tarde por todo Madrid
7 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Después de haber sido desalojados del Paseo de la Castellana de Madrid, donde se encontraban concentrados, los taxistas se han dirigido hacia el número 13 de la calle Génova, donde tiene su sede el Partido Popular. ¿El motivo? Protestar por lo que consideran un apoyo decidido del Gobierno de la Comunidad de Madrid hacia los VTC.

"¡Queremos lo de Barcelona y lo queremos ya!", ha sido uno de los gritos que se han escuchado frente a la sede del Partido Popular, en alusión al acuerdo alcanzado por taxistas y administración en Cataluña, un acuerdo que establece, a la práctica, que los servicios VTC deban contratarse con una antelación de una hora, para diferenciarse claramente del servicio inmediato que proporciona el taxi. Con todo, cabe recordar que en la votación realizada por los taxistas en la Ciudad Condal, el resultado fue muy ajustado.

De votar al PP a romper el carné

Una de las imágenes singulares que ha dejado la protesta nos muestra a un taxista que rompe con el Partido Popular y con su carné de afiliado. Contrasta su gesto con el hecho de que ha sido Podemos quien más ha capitalizado la posición de los taxistas durante los últimos tiempos.

La cuestión no es menor, y se enmarca en la fuerte politización que rodea la guerra del taxi. Mientras el presidente del PP, Pablo Casado, proponía esta mañana liberalizar el sector, planaba el anuncio de su propio partido para devolver al Gobierno de España la competencia de la regulación de los VTC.

En respuesta a esta idea, la portavoz socialista en el Congreso, Adriana Lastra, ha explicado que tanto el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, como el ministro de Fomento, José Luis Ábalos, ya hicieron su trabajo —"asumieron su responsabilidad", ha precisado— elaborando un decreto ley sobre el sector.

Por su parte, el presidente de la Comunidad de Madrid, Ángel Garrido, ha rehusado aplicar las medidas catalanas, aduciendo que "ese acuerdo no es posible porque en Madrid hay libertad de mercado".

Mezcladas con sus reivindicaciones, los manifestantes no han dudado en recriminar al Partido Popular sus episodios de corrupción, vinculando las decisiones del Gobierno de la Comunidad de Madrid con los vínculos que algunos ex altos cargos del PP podrían tener con empresas como Uber.

Otra imagen que nos deja la jornada de hoy da para esbozar una sonrisa en medio de la crispación. Se trata de un homenaje a la ya célebre caída de Eduardo Inda, realizado por un manifestante en medio del Paseo de la Castellana.

"Que se vengan a pasear con sus taxis por todo Madrid"

Mientras, las protestas continúan, sin que haya un horizonte claro a la vista. En un comunicado que ha hecho la coordinadora de la huelga de taxis en Madrid, han pedido que los coches se distribuyan por toda la ciudad, dividiéndose entre la concentración de la calle Génova y otros puntos que permitan que los manifestantes lleguen a pie hasta la Puerta del Sol, donde están llamados a protestar ante la sede del Gobierno de la Comunidad de Madrid.

Manifestacion Taxi Madrid

La jornada de protesta de los taxistas en Madrid se extenderá hasta más allá de las 19:00, cuando tienen previsto "visitar al Palacio de Deportes".

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio