Comprar un coche eléctrico en Europa es un 28% más caro que hace una década, según este estudio

Comprar un coche eléctrico en Europa es un 28% más caro que hace una década, según este estudio
25 comentarios

El precio de los coches eléctricos ha ido cambiando con el paso de los años y, desde 2011, en China ha caído casi la mitad, según un nuevo estudio de Jato Dynamics.

De media, un coche eléctrico en el país asiático costaba hace 10 años 41.800 euros. A día de hoy, alrededor de 22.100 euros, lo que supone una caída del 47 %. En cambio, en Europa han sufrido un aumento de casi el 30 %, pasando de 33.292 euros a 42.568 euros.

Países Bajos, en lugar dónde más caro es comprar un coche eléctrico

Carsharing 4382651 1920

El informe se centra en aquellos países donde las diferencias son significativas. Por ejemplo, en Reino Unido, comprar un coche eléctrico es un 52 % más caro que uno de combustión, siendo el segundo país donde es más notable esta diferencia.

Y en Países Bajos esa cifra asciende al 54 %. Pese a esa diferencia, los neerlandeses han dado un paso hacia delante, bajando el precio medio de compra de un coche eléctrico de 72.100 € en 2017 a 48.200 euros este año.

Las políticas en Noruega se han centrado en hacer que los vehículos eléctricos sean más competitivos que los automóviles de combustión tradicional, debido a su programa de incentivos.

Pese a esto, en Noruega los precios de los vehículos eléctricos no han bajado en los últimos años. De hecho, el precio medio de los vehículos eléctricos aumentó de 30.500 euros en 2010, cuando solo había coches pequeños disponibles, a 44.500 euros este año.

El mercado de Europa no ha sido el único que ha visto un aumento significativo en los precios de sus vehículos eléctricos. En Estados Unidos ha subido incluso más, rozando el 40 %, donde el vehículo eléctrico más barato cuesta 24.800 euros.

Según Jato Dynamics, el progreso de China durante la última década es el resultado de un esfuerzo consolidado para establecerse como líder en la industria de vehículos eléctricos tras una fuerte inversión gubernamental en 2009.

Como resultado, ya ha comenzado a eliminar gradualmente los incentivos al consumidor, mientras que los fabricantes en Europa todavía dependen en gran medida de ayudas gubernamentales para hacer que los vehículos eléctricos sean más asequibles.

foto2

China también se ha centrado en el extremo asequible del mercado, con el 40 % de sus ventas de vehículos eléctricos procedentes del segmento de coches urbanos, donde el precio medio se sitúa en 6.700 euros. El vehículo eléctrico más barato se puede comprar por tan solo 3.700 euros, en marcado contraste con el mínimo de 15.470 euros necesarios para comprar un coche eléctrico en Europa.

El informe dice que no está claro cómo se adaptarán los fabricantes de automóviles europeos y estadounidenses cuando los incentivos a los vehículos eléctricos comiencen a disminuir, pero cita a Tesla y Volkswagen como ejemplos de cómo reducir los costos de producción y mejorar la rentabilidad.

En Motorpasión | Los mejores apaños que se está haciendo la gente para cargar el coche en casa sin puntos de recarga

Temas
Inicio