Compartir
Publicidad
Publicidad

No habrá "halo" en la Fórmula 1 de 2017

No habrá "halo" en la Fórmula 1 de 2017
Guardar
9 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Después de meses de polémica, el "halo" nos se introducirá la próxima temporada. Los equipos tenían que dar su visto bueno antes de las vacaciones de verano y a pesar de los esfuerzos de la Federación Internacional de Automovilismo por convencer a los pilotos, la iniciativa no ha salido adelante.

De base el hecho de querer cubrir los Fórmula 1 ya resultaba controvertido en sí mismo. Tras el accidente de Jules Bianchi durante el Gran Premio de Japón 2014 había un sentimiento generalizado dentro del paddock de que algo había que hacer, pero no se sabía concretamente el qué.

Muchos usaban los LMP1 de Le Mans como ejemplo, pero los más puristas ponían el grito en el cielo ante unas cúpulas que pudiesen desvirtuar la categoría reina de los monoplazas. Con la llegada del "halo" y de las semicúpulas de Red Bull las quejas persistían pero ya había algo sobre la mesa.

Cierto es que el proyecto de Red Bull era más completo que el de Ferrari y Mercedes pero su introducción en 2017 era de base, imposible. La intención de la Federación Internacional de Automovilismo (FIA) de zanjar el tema lo antes posible provocaba que el "halo" fuese el elegido.

Tres barras de titanio en forma triangular que protegiesen la cabeza del piloto en caso de que algo de gran tamaño fuese a colisionar contra la cabeza del piloto. Muchos ponían el fuerte accidente que Felipe Massa sufrió durante el Gran Premio de Hungría en 2009 como ejemplo. El muelle que cerca estuvo de darle un buen disgusto al piloto brasileño, no se hubiese solucionado con las protecciones de Ferrari.

Según parece la FIA se sentó junto a lo pilotos durante el pasado Gran Premio de Hungría a ver ejemplos de otros accidentes que sí se hubiesen amortiguado con lo que muchos han bautizado ya como "chancleta" por su parecído con ese calzado veraniego. Pero a su vez, el simulacro de extranción del piloto hecho fines de semana atrás tampoco había sido todo lo satisfactorio que se espera.

Halo Vettel

Aunque sin duda alguna el detonante del rechazo masivo de los pilotos y posteriormente de los equipos venía provocado por las declaraciones en las que Sebastian Vettel tras montarlo en su SF16-H aseguraba que la visibilidad se veía fuertemente afecta, y eso en un circuito en el que no había cuestas tan pronunciadas como la de Eau Rouge en Spa-Francorchamps. Y bueno, ¡qué menos que un piloto pueda ver sin problemas lo que sucede cuando está dentro del coche!

A día de hoy no hay una declaración de intenciones para el futuro. Habrá que esperar a ver si la FIA sigue adelante con el desarollo del "halo" o vuelven a llamar a la puerta de Red Bull para trabajar en las semicúpulas. Sea como sea, las cabezas de los pilotos seguirán sin protegerse como mínimo veinte grandes premios más en los que, como hemos visto en el pasado, puede suceder cualquier cosa.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos