Publicidad

Un Ferrari Dino moderno no está del todo descartado, pero de momento no entra en los planes de Maranello

Un Ferrari Dino moderno no está del todo descartado, pero de momento no entra en los planes de Maranello
9 comentarios

Publicidad

Publicidad

Cuatro años atrás, en 2015, el difunto Sergio Marchionne anunció la posibilidad de que la firma del Cavallino lanzara un modelo de acceso a su gama, dado a batirse con deportivos como el Porsche 718 Cayman. No obstante, bajo la batuta de Camilleri el hipotético Ferrari Dino V6 parece cada día menos probable.

Y es que Ferrari, según su responsable comercial Enrico Galliera, no descarta un Ferrari Dino moderno pero de momento no está previsto en sus planes a corto plazo. "Nunca usaría la palabra 'muerto' de cara a nuestra estrategia de futuro, pero desde luego no es algo (el Dino) que estemos planeando próximamente", ha afirmado el directivo de la marca de Maranello a Autocar.

A pesar de habernos puesto los dientes largos, Marchionne recalcó ya entonces que lanzar un Ferrari más asequible que su modelo de acceso a la gama (por entonces el California T y ahora el Portofino) con el objetivo de atraer clientes más jóvenes era una maniobra arriesgada, y no tenían del todo claro si rebajar el precio de entrada a la oferta de Maranello era la decisión correcta.

Ferrari Dino

Coches más caros, no más baratos

La nueva estrategia bajo el mando de Louis Camilleri contempla el lanzamiento de 15 nuevos modelos o variantes para el año 2022, incluidos los que hemos conocido este año, como el F8 Tributo, el híbrido SF90 Stradale, el F8 Spider o el 812 GTS.

Así pues, parece que más que ampliar la gama hacia abajo la idea de Camilleri es lanzar modelos más exclusivos, caros y especiales, como es el caso del brutal híbrido SF90 Stradale de 1.000 CV de potencia, que cuesta un 25 % más que cualquier otro modelo de la oferta de la marca italiana.

Además, Ferrari también trabaja en su primer SUV o crossover, el Ferrari Purosangue, que según los últimos rumores podría llegar al mercado en 2022, y lo haría con un sistema de propulsión híbrido basado en un motor V6 y varios motores eléctricos, si bien el SUV tope de gama gozaría de un esquema híbrido con corazón V12.

En todo caso, mantener la exclusividad sigue siendo un objetivo importante de Ferrari, que pretende que su oferta siga siendo menor a la demanda del mercado en términos de volumen. En principio no quieren sobrepasar la barrera de los 10.000 coches, y cabe apuntar que en 2018 entregaron 9.251 ejemplares.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir