Compartir
Publicidad
Publicidad
Quizá el Opel Ampera-e no te parezca ni tan bonito ni tan barato, pero es importantísimo para los futuros eléctricos
Coches híbridos y alternativos

Quizá el Opel Ampera-e no te parezca ni tan bonito ni tan barato, pero es importantísimo para los futuros eléctricos

Publicidad
Publicidad

Heredando directamente la plataforma presentada por el Chevrolet Bolt EV hace algunos meses, en Opel están decididos a ser la nueva referencia en el segmento de los coches eléctricos. Hasta ahora ninguna empresa de su grupo habían dado con la tecla acertada que hiciera sonar una melodía atractiva para los clientes, pero con el nuevo Opel Ampera-e se colocan como una opción muy interesante.

Ahora, que debemos considerar algunos puntos para poner en perspectiva lo que significa el nuevo Ampera-e. Es un coche que puede gustar más o menos, pero que dentro de la industria de la automoción supone un nuevo horizonte en el mundo de los eléctricos actuales y, lo más importante, los que están por venir.

Una estética discutible, pero útil

Opel Ampera E 6

Para gustos están los colores, y las carrocerías también, claro, que para algo estamos hablando de coches. Quizá el Ampera-e no sea tu coche ideal estéticamente hablando, pero su diseño exterior resulta bastante más agradable que el de su primo americano, al menos bajo los gustos europeos.

El lenguaje de diseño empleado en el nuevo eléctrico de Opel sigue las líneas maestras de la gama actual del fabricante alemán, parece la fusión entre un Astra, un Mokka y un Zafira. Aun así es fácil esbozar similitudes con el Bolt EV, al fin y al cabo comparten algo más que la motorización eléctrica y el paquete de baterías. La plataforma es la misma.

Opel Ampera E 3

Posiblemente lo que menos cuadre ante los ojos de la mayoría es que su carrocería está en tierra de nadie. Es una especie de monovolumen elevado compacto o la SUVización de un monovolumen pequeño. Bueno, en realidad no debería sorprender a nadie, cada vez hay menos monovolumen y más crossover en el mercado. Y si no me crees, fíjate en el nuevo Renault Scenic y verás por dónde van los tiros.

Eso sí, aunque no te guste tiene sus cosas prácticas. Las dimensiones exteriores del Ampera-e no son precisamente descomunales, pero permiten alojar en su interior con comodidad a cinco pasajeros sin despeinarse y su carrocería elevada facilita la entrada y el acceso al vehículo. Más que suficiente.

Asumible, así será el precio del Ampera-e

Chevrolet Bolt Ev 2

A falta de confirmación por parte de Opel, podemos irnos haciendo una idea de en qué rango de precio se situará el Ampera-e. Según la web de Chevrolet el Bolt EV llegará al mercado a un precio aproximado de 33.000 euros al cambio, sin contar con ayudas de ningún tipo, así que habría que descontar las subvenciones estatales que procedieran. Podemos suponer entonces de manera razonable que el Opel Ampera-e salga a la venta en España por un precio que ronde la horquilla entre 30.000 y 35.000 euros.

Así, a puerta fría, la primera afirmación es que nos encontraremos ante un vehículo pequeño con un precio muy elevado. Casi cualquier otra opción de combustión equivalente en tamaño y prestaciones sería capaz de salir más barata, ¿no? Pues sí, pero no.

Chevrolet Bolt Ev

Estamos hablando de un coche cuyo valor de compra empieza a ser asumible. Y no digo barato ni asequible, digo asumible. En primer lugar tenemos que contar con las ayudas del plan MOVEA que reducen la factura de compra de nuestro eléctrico en 5.500 euros en el caso del Ampera-e (6.250 si se entrega además un coche usado). Ya nos quitamos un buen pellizco.

También debemos considerar que, además del beneficio medioambiental que supone, la adquisición de un coche eléctrico supone un ahorro en dos vertientes. De una parte el consumo de electricidad supone un gasto menor al gasto en carburantes, y de la otra los eléctricos suponen una factura considerablemente menor en las visitas al taller.

Opel Ampera E 4

Descontando estos gastos cotidianos, la amortización de un eléctrico de 30.000 euros es mucho más factible y realista que en el caso de un coche de combustión convencional. La elección de un eléctrico comienza a acercarse a algo similar a la elección entre gasolina y diésel en función de cuántos kilómetros hagas al año.

Autonomía

Opel Ampera E 8

Y ahora vamos con el plato fuerte, porque la gran baza del Opel Ampera-e ha sido la autonomía, un auténtico puñetazo sobre la mesa en la que se sientan a comer los eléctricos actuales. Si las cifras que anuncian desde Alemania son ciertas (más de 500 km bajo ciclo de homologación NDEC y más de 400 en circunstancias de conducción real) el nuevo eléctrico de Opel, ese vehículo de aspecto discreto y sin pretensiones, se habría metido a pisar la hierba en el jardín de vehículos de una categoría en principio muy superior.

No olvidemos que Opel es una marca generalista. Con esto no digo que haga coches mediocres, digo que el césped de Tesla tiene un nuevo invitado que seguramente no esperaban. Y ojo, que estamos hablando de Tesla, la referencia actual en cuanto a los eléctricos, porque en lo que se refiere a la competencia directa de Opel el Ampera-e no ha dejado títere con cabeza.

Opel Ampera E 5

Se dice pronto, pero son entre 100 y casi 300 km más de autonomía estrictamente eléctrica que sus rivales con un motor que además supera los 200 CV de potencia. Y sí, esto es una guerra abierta por ver quién consigue ya la mejor autonomía sin pasar por un punto de recarga, pero su derivada secundaria es aún más interesante: conseguirla de manera cada vez más asequible.

Volkswagen E Golf

No vale de nada un coche elegante, espacioso, estiloso y con una autonomía equiparable a un coche de combustión si su precio supera los 100.000 euros. ¡Así cualquiera! El verdadero reto es que en la mente de los compradores empiecen a echar cálculos de cuánto se van a ahorrar en carburante y que les compense la compra. Gracias al Ampera-e ese día cada vez está más cerca.

Utilizando los mismos ejemplos anteriores tenemos que el e-Golf costaría en el peor de los casos más o menos igual que el Ampera-e (35.500 euros), el Zoe se coloca por debajo aunque sin tener en cuenta el alquiler de baterías (21.625 euros), el i3 está en precio con el e-Golf (35.500 euros) y el Leaf se postula como la oferta menos atractiva con poca autonomía y un precio a partir de 34.970 euros con las baterías en propiedad.

Bmw I3

Parece que el Opel sale ganando, especialmente si lo comparamos con los 88.200 euros que cuesta el Tesla Model S P90D, el más similar en cuanto a autonomía. Falta por ver las especificaciones finales del Tesla Model 3, el que sería el rival directo con el Ampera-e cuando llegue al mercado, pero se situaría por debajo tanto en precio (35.000 dólares) como en autonomía (345 km).

¡Por fin se anima el mundo de los eléctricos!

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos