Publicidad

Nissan reinventa la economía y ya acepta electricidad de coches eléctricos como medio de pago en el parking de Nissan Pavilion

Nissan reinventa la economía y ya acepta electricidad de coches eléctricos como medio de pago en el parking de Nissan Pavilion
Sin comentarios

Pagar el aparcamiento con la energía de las baterías de un coche eléctrico en vez de dinero: la electricidad se convierte en moneda de cambio en el párking del recién inaugurado Nissan Pavilion. Se trata de un centro interactivo donde se pueden conocer las más avanzadas y actuales tecnologías de la marca, pero también muestra otras en desarrollo que ofrecen un vistazo al futuro de la movilidad según Nissan.

Y es que precisamente este Nissan Pavilion, que abrió sus puertas el 1 de agosto en Yokohama junto a la sede de Nissan, viene a materializar ese futuro planteado por el fabricante japonés hace ya más de cuatro años en su proyecto Smart City, que realizó en colaboración con Foster + Partners y a través de Nissan Futures, basado en la integración de los automóviles eléctricos con las infraestructuras.

Esta ciudad proponía no sólo ser cero emisiones, sino que se sustentaba en una vanguardista gestión de la energía, en la que los edificios podrían autobastecerse haciendo uso tanto de fuentes renovables como de las baterías de coches eléctricos. El denominado Vehicle-to-Grid que nació con las marcas japonesas y que ya han comenzando a implementar y desarrollar firmas europeas como Renault o Audi.

En definitiva, un nuevo paradigma que propone cambiar la relación entre ciudadanos, automóviles y la energía utilizada. De esta manera, el sistema de pago implantado en el Nissan Pavillon no deja de ser relevante pues no hay que olvidar que el dominio de la energía ha supuesto el dominio del entorno desde los albores de la humanidad. Y, por desgracia, en los últimos 150 años ha acarreado no pocas guerras para atesorar dicho poder, como, por ejemplo con el petróleo.

Una exposición tecnológica con sistema de pago Vehicle-to-Grid

Nissan Pavillon

Así, en el Nissan Pavillion, los visitantes tienen la posibilidad de pagar por estacionar en el mismo mediante la electricidad almacenada en las baterías de su coche eléctrico.

Este futurista edificio que recuerda al estadio Allianz Arena, es un pabellón de 10.000 metros cuadrados que está equipado con paneles solares y un sistema hidroeléctrico, que surten de energía sus instalaciones, contribuyendo también los automóviles eléctricos estacionados en su aparcamiento. Es decir, está concebido bajo la misma premisa que la proyectada Smart City.

Nissan V2g

Nissan nos recuerda así que no sólo fue uno de los primeros fabricantes que apostó por vehículos eléctricos, como el Nissan Leaf o la furgoneta e-NV200, sino que lleva años desarrollando tecnologías que permitan aprovechar la energía de las baterías de sus coches para venderla o compartirla con edificios o casas.

Llegamos pues al punto en el que la energía eléctrica se equipara al dinero, pues en definitiva hablamos de utilizarla como pago para un servicio, en este caso, un párking. Aún es pronto para saber si se replicará esta modalidad más allá de este centro de exposición, pero por el momento, Nissan ha sentado precedente.

¿Cómo es la Smart City de Nissan?

Nissan Futures 135

Esta nueva concepción de urbe, parte de la base de un futuro en la que la mayoría de los coches serán eléctricos y autonónomos. De esta manera, la Smart City se asentaba en dos pilares: el sistema de almacenamiento xStorage y la tecnología Vehicle-to-Grid, literalemente 'Vehículo a la fuente' y que se basa en la carga bidireccional.

En lo que respecta al Nissan xStorage, se trata de una unidad de almacenamiento doméstico que fue creado por Eaton Electrical y cuyo objetivo es racionalizar el consumo de electricidad. Conectado a la red de un hogar o edificio dado, se recarga con energía renovable, tomada por ejemplo de paneles solares, así como de la propia red en las franjas valle (cuando es más barata) o de las baterías de un vehículo estacionado en la calle o en el garaje.

Pero además, en los momentos de mayor demanda o cuando los costes de la red eléctrica son más elevados, esta unidad libera esa energía, alimentando los aparatos eléctricos conectados en dicho edicifio, entrando ahí también las baterías de un coche eléctrico.

Nissan Futures 130

Por su parte, el Vehicle-to-Grid o carga bidireccional, permite conectar a los coches eléctricos a la red, abasteciendo de energía eléctrica los hogares. Una tecnología que tiene, en parte, su antecedente en los cortes de suministros ocasionados tras el escape de la central en Fukushima y que las marcas de coches japonesas comenzaron a adoptar en años siguientes. Por ejemplo el último capítulo lo han escrito Toyota y Honda con su autobús de hidrógeno convertido en generador de energía portátil para emergencias.

En resumen, este sistema da un uso a los coches eléctricos más allá de ser un medio de transporte, convirtiendo a los automóviles electrificados en "unidades móviles de energía limpia", tal y como los señaló Nissan en su presentación de la Smart City.

En Motorpasión | Recargar un coche eléctrico en el garaje: todo lo que hay que saber a nivel técnico, legal y de precios

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios