Falsificación masiva: miles de carnets de conducir decomisados, y uno de los detenidos es un informático de la DGT

Falsificación masiva: miles de carnets de conducir decomisados, y uno de los detenidos es un informático de la DGT
10 comentarios

Más de 400 detenidos y alrededor de 2.000 carnets de conducir falsos. Así es la trama fraudulenta que han desarticulado Policía Nacional junto con los Mossos d'Esquadra en una macrooperación desarrollada en Girona (Cataluña), y en la que uno de los implicados detenidos es un trabajador de la DGT en Girona, con contrato laboral externo.

Según ha explicado el Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) citando fuentes policiales, el presunto delincuente es informático y tenía acceso a las bases de datos de Tráfico y creaba permisos de conducir a nombre de personas que no lo tenían, para después venderlos.

Este se los suministraba, supuestamente, al jefe de la organización que los distribuía entre los compradores.

Desde el sindicato se insiste en subrayar la "honorabilidad" de los funcionarios, asegurando que ninguno está implicado, y lamenta "la externalización de los servicios informáticos que ha causado estos hechos".

Por otra parte, en un comunicado, el CSIF también ha afirmado que los trabajadores de la DGT están preocupados porque este informático accedía de forma frecuente a sus ordenadores.

16 entradas y registros, y podría haber hasta 600 detenidos

Las autoridades detuvieron a unas 200 personas en tan solo tres horas de operación, de un caso cuya investigación se abrió en 2020 a raíz de una denuncia policial. 20 Minutos informa ya de más de 420 detenidos.

Y es que los policías tienen un listado que supera las 600 personas para detener y para ello la movilización de uniformados de ambos cuerpos ha requerido incluso la creación de un Cecor para dirigir el complejo operativo desde Girona, informa La Vanguardia, que cita fuentes al corriente de la investigación.

En total, se han efectuado 16 entradas en los municipios gerundenses de Sant Feliu de Guíxols, Calonge, Llagostera y Quart y en el municipio barcelonés de Vic y se actúa en 25 provincias españolas.

El citado medio apunta que la operación policial, bautizada como Loki, se ha dividido en varias fases y se espera que dure varios días debido a su volumen de implicados y a la complejidad.

En la lista de los 600 implicados que busca la Policía aparecen en su mayoría ciudadanos chinos y paquistaníes, aunque también hay marroquíes y españoles, que compraron el carnet de conducir falso pagando cantidades que oscilan entre los 2.000 y hasta los 15.000 euros.

En caso de no localizar a algún comprador de los carnés, se dictará contra él una orden de búsqueda y captura.

Imagen Redada

Sea como fuere, actualmente los implicados podrían estar circulando con dicho carnet falso, en un caso que recuerda a la macrotrama desvelada hace un mes en la que se detuvieron a más de 800 personas que intentaban canjear carnets de conducir venezolanos falsos por permisos españoles.

Desde el inicio de la investigación, se ha identificado a 1.846 conductores en España que circulan con un carnet obtenido mediante el pago a esta organización y al margen de cualquier procedimiento de acceso, acreditación, examen y tramitación oficial.

A los arrestados se les relaciona con los delitos de falsedad documental, cohecho, blanqueo y pertenencia a grupo criminal.

Por el momento, la causa sigue bajo secreto de actuaciones.

En Motorpasión | La DGT abre la puerta a reducir el límite de velocidad a 70 km/h en carreteras convencionales

Temas
Inicio