Así se solicita el informe gratuito de la DGT para evitar sorpresas a la hora de comprar un coche usado

Así se solicita el informe gratuito de la DGT para evitar sorpresas a la hora de comprar un coche usado
Sin comentarios

Antes de comprar cualquier producto nos gusta, como es natural, conocer todo lo posible sobre el mismo. Los vehículos no son una excepción y, por ello, tendemos a meditar bastante su adquisición. Especialmente, si se trata de uno de segunda mano que ya de por sí nos inspira dudas sobre su estado.

Una de las mejores maneras para despejar esas dudas es acudir a la Dirección General de Tráfico (DGT) y solicitar alguno de los informes que ofrece para conocer con todo detalle el historial del coche en cuestión. Tan sólo es necesario conocer su matrícula y, en función de los datos que solicitemos, estar dispuestos a abonar una pequeña tasa.

Además de la forma presencial en las oficinas y Jefaturas de Tráfico, estos informes se pueden solicitar por teléfono, a través de la app miDGT o en la página web de la DGT.

Así hay que realizar las consultas

Dgt Informe

Para empezar, solicitar lo que la DGT llama 'informe reducido' puede ser suficiente para replantearnos la compra. Es gratuito y nos permite saber si el vehículo en cuestión tiene alguna incidencia activa. Si no existe ninguna, ya tendremos un buen apoyo para adquirirlo.

Desde la sede electrónica de la DGT acudimos a la pestaña 'Vehículos' de la parte superior y, en el cuadro que se despliega, elegimos 'Informe de vehículo'. De ahí pasamos a una nueva página donde podemos seleccionar nuestra forma de acceder al servicio. Por el momento, nos interesa hacer clic en 'Informe reducido'.

Acto seguido, nos redirigirán a la pasarela del sistema Cl@ve donde tendremos que identificarnos mediante el DNI electrónico o un certificado digital. Una vez hecho esto, encontraremos ya un formulario para introducir la matrícula y generar el informe.

Dgt Informe

Dicho informe es escueto ya que sólo nos mostrará datos como la marca y modelo del coche, el combustible que emplea o la fecha de la primera matriculación. Y por supuesto nos dirá si tiene o no incidencias, pero en caso afirmativo no se nos detallará cuántas son, ni de qué tipo.

Así pues, si al acabar de realizar este trámite descubrimos que el coche que nos interesa tiene algún problema administrativo tenemos dos opciones: o buscar otra unidad o pagar 8,59 euros y solicitar el llamado 'Informe detallado', que será el que nos describa exactamente si sobre el vehículo pesan embargos, cargas fiscales pendientes o procedimientos concursales.

Si de verdad estamos enamorados de ese coche en concreto y queremos levantar las cargas, en el informe detallado tendremos más datos que nos ayudarán para hacerlo como por ejemplo los kilómetros (anotados en su última ITV pasada), el historial de sus propietarios o la localidad donde está domiciliado actualmente.

Temas
Inicio