Compartir
Publicidad
Publicidad

Volkswagen Polo 1.2 TSI, prueba (equipamiento, versiones y seguridad)

Volkswagen Polo 1.2 TSI, prueba (equipamiento, versiones y seguridad)
Guardar
13 Comentarios
Publicidad
Publicidad

En esta tercera parte nos toca hablar de equipamiento, versiones y seguridad. Las anteriores versiones del Volkswagen Polo se distinguían porque podían llevar opcionalmente equipamiento que era difícil encontrar en la gran mayoría de sus rivales, esto ya no es así.

No obstante sigue teniendo dentro la lista de opciones algunos elementos propios de coches de categorías superiores (faros de xenón), y trae algunos otros que no son usuales en el equipamiento de serie de la gran mayoría de los utilitarios (sistema de ayuda de arranque en pendiente).

Como novedad, la nueva generación del Volkswagen Polo trae de serie control de estabilidad. Me parece un gran acierto que se le haya dado prioridad a este sistema frente a otras opciones de equipamiento.

Equipamiento

La gama de equipamiento del Volkswagen Polo se articula en dos niveles, Advance y Sport. La diferencia entre ambos no es solo la cantidad de elementos que incorporan, si no la posibilidad de montar algunos de ellos.

VW Polo reposacabezas

El acabado Advance trae de serie cuatro airbags (frontal conductor y pasajero, y laterales delanteros), control de estabilidad, sistema de ayuda de arranque en pendiente, fijaciones Isofix en asientos traseros exteriores, retrovisores exteriores calefactados, aire acondicionado, toma de 12 V en el maletero, asiento trasero abatible y radio CD MP3.

A este equipamiento se le pueden añadir algunos elementos, distribuidos principalmente en cuatro paquetes de equipamiento ( Advance, Night, Comfort y Drive). El primero de ellos incluye control de presión de neumáticos, llantas de aleación 15” (195/55), ordenador de viaje, rueda de repuesto de emergencia y volante y empuñadora del freno de mano y pomo del cambio de cuero.

El paquete Night (115 euros) abarca el retrovisor interior electrocrómico y el sensor de lluvia, si elegimos el paquete Drive (435 euros) tendremos control de distancia de aparcamiento trasero, control de presión de neumáticos, ordenador de viaje y Tempomat. Por último el paquete Comfort (265 euros) trae el reposabrazos delantero central y los faros antiniebla delanteros con luz estática de giro.

VW Polo retrovisor derecho

Algunos elementos de equipamiento solo están disponibles si optamos por el nivel de acabado Sport, como los faros de xenón, los mandos multifunción en el volante o la gran mayoría de las llantas de aleación disponibles.

En el acabado Sport también están disponibles los paquetes Night y Drive, ya que ninguno de los elementos que incluyen no son de serie en este acabado. Por contra este nivel de equipamiento incluye todo el equipamiento de la versión Advance, a lo que añade los elementos que se citan a continuación:

Bandeja del maletero, banqueta trasera y respaldos asimétricos divididos y abatibles, recubrimiento del salpicadero de mejor calidad, asientos más deportivos, rueda de repuesto es de emergencia y faros delanteros halógenos distintos a la versión Advance.

No he probado ningún Volkswagen Polo en versión Advance, de manera que no puedo juzgar si los faros que monta dan realmente una peor iluminación. Los que montaba nuestra unidad sí me parecieron satisfactorios.

VW Polo presión neumáticos

Al acabado Sport se le pueden añadir algunos paquetes de equipamiento, concretamente, además de los ya mencionados, dos, denominados Play y Sport. El precio del primero es de 875 euros, y del segundo, 675 euros.

El paquete de equipamiento Play incluye Climatronic, lector de tarjetas SD, mandos multifunción en volante, pantalla táctil para equipo de sonido, radio “RCD 510” con cargador de 6 CDs MP3, retrovisor interior electrocrómico y sensor de lluvia.

La pantalla tácil, que montaba nuestra unidad, me ha parecido satisfactoria porque es de fácil lectura y no resulta complicado encontrar la función que se busca. No obstante, si la luz del sol incide directamente sobre ella, puede resultar complicado distinguir la información que muestra.

Por su lado, el paquete de equipamiento Sport incluye control de distancia de aparcamiento trasero, llantas de aleación 16” (215/45), lunas traseras oscurecidas, suspensión deportiva y Tempomat.

VW Polo climatronic

Fuera de estos paquetes se pueden escoger algunas opciones, como los asientos con tapicería de Alcántara, que incluye asientos calefactados (920 euros), o suspensión deportiva, por un precio de 140 euros.

Como se ve, el equipamiento del Volkswagen Polo puede ser muy amplio si se opta por el acabado más caro, y se compran algunos de los paquetes de opciones cerradas que están disponibles, lo que subirá el precio más que en otros modelos de la competencia.

Seguridad

El principal avance que ha hecho el Volkswagen Polo en este aspecto es incluir el control de estabilidad en todas las versiones. En el modelo anterior solo se ofrecía opcionalmente en las versiones más equipadas.

VW Polo volante,

Por otro lado, también todas las versiones montan cuatro airbags (para conductor y pasajero y los dos laterales delanteros). Opcionalmente, se pueden añadir (en cualquier versión) airbags de cabeza delanteros y traseros por un precio de 540 euros. No se pueden montar ni como opción, airbags laterales traseros.

Hay algunos competidores que siendo más baratos montan más airbags, como es el caso del Toyota Yaris, que monta un total de nueve. Por poner otro ejemplo, un Ford Fiesta lleva también en cualquier versión airbag de rodilla para el conductor.

Me parece un fallo, en términos de seguridad, que las versiones más baratas (como se ha comentado antes), lleven faros halógenos de peor calidad. Si se ha incorporado un testigo luminoso que indica si nos hemos abrochado el cinturón (para conductor y acompañante).

Además todas las versiones cuentan con fijaciones Isofix en los asientos traseros exteriores y reposacabezas para los cinco ocupantes, y cinturones de seguridad delanteros regulables en altura y con pretensores.

VW Polo antiniebla

Solo nos falta hablar ya de los resultados EuroNcap como medida normalizada para medir la seguridad. Este modelo obtuvo, como cómputo global, un resultado de cinco estrellas sobre cinco posibles.

Si pormenorizamos veremos que la protección para los ocupantes adultos es del 90% (86% para niños), 41% para peatones y 71% en el caso de las ayudas a la seguridad.

En esta última valoración le resta puntos el hecho de tener opcionalmente el control de velocidad y montar el avisador de cinturón abrochado exclusivamente para conductor y pasajero.

Hay dos aspectos que EuroNcap destaca como puntos a mejorar. La protección del pecho en las pruebas de impacto lateral contra un poste y el latigazo vertical en el cuello.

En la última parta haremos una valoración final y os montaremos la ficha técnica completa, además de la galería. Os esperamos…

En Motorpasión | Volkswagen Polo, prueba (exterior e interior, conducción y dinámica)

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos